Fuerza pública arremete contra protesta de campesinos colombianos

Al menos 10 heridos graves y varias personas detenidas son el saldo preliminar de la represión a protestas de miles de campesinos en el departamento colombiano de Norte de Santander, donde fuerzas policiales arremetieron este miércoles contra manifestantes con gases lacrimógenos y balas de goma.

Según reportes de la Agencia de Prensa Rural, más de 200 miembros de un escuadrón antidisturbios agredieron en el casco urbano del municipio Ocaña a los agricultores que se sumaban a las manifestaciones, iniciadas hace 10 días en Tibú.

Uno de los labriegos fue impactado por la esquirla de un artefacto explosivo y su estado es muy delicado, agregó la fuente.

Más de mil 200 pobladores de Ocaña, junto a otros tres mil de Tibú, exigen la definición de una Zona de Reserva Campesina (ZRC) en el Catatumbo (sur), rechazan los proyectos de la llamada locomotora minera y abogan por la sustitución gradual de cultivos ilícitos mediante proyectos productivos sostenibles.

La Agencia de Prensa Rural precisó que este mismo miércoles llegó un avión con alrededor de 200 efectivos militares más. “Alertamos sobre la gran brutalidad que está utilizando la fuerza pública”, señalaron los pobladores, que responsabilizaron al Estado por las violaciones a la integridad de los campesinos movilizados.

Varias rutas del Norte de Santander mantienen semiparalizado el tráfico, mientras unos 20 líderes campesinos del Catatumbo cancelaron una mesa prevista para este día con el ministro de Agricultura, Francisco Estupiñan, en medio del rechazo a la creciente presencia militar en la zona, reportó el diario local La opinión.

Por otro lado, 350 presos de la cárcel Modelo de Cúcuta anunciaron una huelga de hambre en solidaridad con los agricultores, quienes reiteraron que se mantendrán firmes hasta lograr que el Estado les garantice mejores condiciones sociales.

http://prensarural.org/spip/spip.php?article11141