Las FFAA bolivianas juraron ser “nacionalistas, socialistas y antiimperialistas”

Hoy las Fuerzas Armadas están al servicio del pueblo, están para defender la patria, son nacionalistas, socialistas y antiimperialistas, no hay otro camino, dijo el presidente Evo Morales. 

Un atronador “¡Sí, jurooo!” escapó al cielo y emocionó los corazones del público cuando el presidente Evo Morales Ayma  tomó el solemne juramento a los soldados. Los aplausos y las ovaciones intentaron vanamente alcanzar aquel grito viril que salió de los pechos de la tropa.

Fueron los 15 inolvidables segundos del juramento militar que tuvo lugar bajo el límpido cielo andino y la sempiterna mirada del legendario Cerro momentos antes de la Gran Parada Militar Vale un Potosí.

En el acto central, además del Primer Mandatario, el vicepresidente Álvaro García Linera, el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, general Edwin de La Fuente, y el pueblo potosino rindieron un afectuoso homenaje a la gloriosa institución tutelar del país en su 188 aniversario.

CUNA DEL EJÉRCITO

Luego se escuchó el discurso del Presidente, quien saludó la nueva doctrina militar patriótica y antiimperialista de las FFAA que su Comandante en Jefe hizo conocer. Emocionado, Morales dijo que ahora las FFAA están al servicio de la patria y recordó a los soldados y cadetes que el Ejército nació en el seno popular.

“El Ejército surgió en 1810 en sus tres armas, caballería, infantería y artillería, para enfrentar la invasión española y sumarse a la rebelión indígena. Eran los guerrilleros de la independencia y las republiquetas”, dijo.

MILITARES PATRIOTAS

El Primer Mandatario sostuvo que actualmente las FFAA están al servicio de la patria, de los pueblos y defienden los recursos naturales. Indicó que en este tiempo de cambio en el país ya no existen los militares antipatria y sometidos al imperialismo.

Expresó su convencimiento de que la institución tutelar del país tiene ese espíritu para servir a la patria, a los sectores sociales y apoyar el desarrollo de Bolivia. Para fundamentar sus aseveraciones, el presidente Morales recurrió a la historia.

Rememoró al presidente coronel David Toro, quien dirigió el denominado Gobierno Militar Socialista entre los años 1936 y 1937. En su gestión creó el Ministerio del Trabajo y de Previsión Social, fijó la jornada de ocho horas y la sindicalización obligatoria.

“Por primera vez el coronel Toro nacionalizó el petróleo y fundó YPFB, la empresa más grande de los bolivianos, por lo que ahora, gracias a esta empresa, está cambiando la economía nacional”, manifestó.

También se refirió al gobierno del presidente Germán Busch, de 1937 a 1939. Entre sus disposiciones apuntó la creación del Banco del Estado, y la imposición a los barones del Estaño de entregar  el 100 por ciento de divisas por la exportación de minerales. A estos magnates les había aclarado “que no ha llegado a la presidencia para servir a los capitalistas”.

Como no podía ser de otra manera, mencionó al inmolado presidente coronel Gualberto Villarroel, desde 1943 a 1946. Junto a Radepa, convocó al primer Congreso indígena en 1945, reconoció a los sindicatos, el derecho a la jubilación y al retiro voluntario.

“Villarroel abolió el pongueaje y el mitaje, porque los europeos saquearon nuestro Cerro Rico de Potosí con pongueaje y mitaje. Cuántos, miles o millones, han muerto en las minas del Cerro Rico. Villarroel dijo: ‘No soy enemigo de los ricos, pero soy más amigo de los pobres’”, manifestó el presidente Morales.

El dignatario recordó al general Juan José Torres, quien en 1970-1971 nacionalizó la mina Matilde, las colas y desmontes. Aumentó el presupuesto universitario, creó la Asamblea Popular y expulsó a los cuerpos de paz de EEUU. “Eso es ser antiimperialista”, exclamó.

FFAA PARA EL PUEBLO

Luego de esa reminiscencia histórica, el Jefe de Estado aseveró que actualmente la institución tutelar del país es nacionalista, socialista y antiimperialista. Como nacionalistas, sólo las FFAA y los movimientos sociales pueden garantizar la vigencia de la nacionalización de los recursos naturales.

“Mi saludo, mi respeto a los comandantes o ex comandantes oficiales que prepararon junto al Gobierno nacional la tercera nacionalización de los hidrocarburos”, agregó.

Fundamentó que las FFAA son socialistas porque sus efectivos trabajan con el Gobierno entregando los bonos y rentas, y que, fundamentalmente en el futuro, teniendo en cuenta su elevado nivel profesional, aportarán al desarrollo del país.

El dignatario sostuvo que los militares ahora son antiimperialistas. “Quiero que me escuchen hermanos militares: Cuando las FFAA están al lado de su pueblo, ustedes ven cómo el pueblo boliviano, el potosino, aprecia y quiere a las Fuerzas Armadas. Cuando las FFAA están detrás del imperio son despreciadas, y no podemos negar ni ocultar eso”, enfatizó.

Recordando su experiencia de dirigente cocalero, Morales advirtió que cuando la institución castrense está al servicio de fuerzas externas imperialistas son desarmadas para servir a los intereses externos. “Ya he conocido en siete años de Presidente cómo los imperios usan a nuestras Fuerzas Armadas”, añadió.

En el marco de esa reflexión explico a los generales, coroneles y oficiales sobre la importancia histórica que tiene para la institución castrense que sus miembros activos se liberen de la influencia ideológica antiimperialista, que utiliza a muchos para sus mezquinos intereses.

“Por eso saludo las palabras de nuestro Comandante y reafirmo en este Día de las FFAA esos 188 años de aniversario festejando en Potosí. Ahora tendremos nuestras FFAA nacionalistas, socialistas y antiimperialistas para servir al pueblo boliviano, para defender la patria, no hay otro camino”, manifestó con mucha emoción.

Sinopsis

El presidente Morales recordó la histórica lucha militar en la Guerra de la Independencia.

Manifestó que la historia enseña que la institución castrense nació en el seno popular.

El mandatario expresó la firme convicción de que ahora las FFAA son nacionalistas, socialistas y antiimperialistas.

Recordó a los presidentes David Toro, Germán Busch, Gualberto Villarroel y Juan José Torres como militares patriotas.

Destacó el trabajo de los profesionales militares en el pago de los bonos sociales y las rentas en el país.

El dignatario aseguró que, en el corto plazo, el elevado nivel profesional que tienen los militares será utilizado a favor del desarrollo nacional.

INTEGRACIÓN

Desde el año 2006, por iniciativa del Presidente, las FFAA se integran a la vida del pueblo para impulsar el desarrollo nacional.

Un cariñoso pueblo potosino rinde homenaje a los militares

Las mujeres, hombres, jóvenes, señoritas, ancianos, niños y niñas observaron con mucho respeto y admiración el sagrado juramento militar de los soldados. Expresaron su afecto profundo a todos los participantes militares y civiles que estuvieron presentes en la Gran Parada Militar Vale un Potosí.

El general Edwin de La Fuente, comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, manifestó con profundo sentimiento: “No puede haber ningún regalo tan importante para unas FFAA que la presencia de su pueblo, de su gente, de todos y cada uno de los que viven y sienten no solamente el uniforme, sino ese juramento por nuestros símbolos, por nuestros héroes”.

Momentos después, en su mensaje a la institución castrense y al pueblo boliviano, el presidente Evo Morales expresó: “Cuando las Fuerzas Armadas  están al lado de su pueblo, ustedes ven cómo el pueblo boliviano, el pueblo potosino aprecia, quiere a sus Fuerzas Armadas. Cuando las Fuerzas Armadas están detrás del imperio son despreciadas, y no podemos negar ni ocultar eso”.

Las tropas militares de las tres fuerzas, Ejército, Fuerza Aérea y Fuerza Naval, seguidas de los organizaciones sociales, desfilaron este miércoles 7 de agosto en homenaje a los símbolos patrios por las principales avenidas de la histórica ciudad de Potosí.

El Primer Mandatario recordó que su Gobierno inició esa tarea de acercar a las FFAA desde el año 2006 en la ciudad de Sucre, y consecutivamente en las demás ciudades capitales, actividades cívicas con buenos resultados.

Este miércoles 7 de agosto, los militares marcharon por la avenida Sevilla, hicieron relucir sus charreteras y centellear sus armas a la luz del sol. El público, apostado en las aceras, observaba con respeto, cariño e incansables ovaciones.

Pasaron las instituciones públicas y privadas de la ciudad capital. Saludaron con su marcha las entidades y pueblo de las provincias y municipios potosinos. La mayoría, oriunda de esa hermosa tierra, expresó desde lo más íntimo el amor y abnegación a la patria.

En 2007, la Parada Militar se efectuó en Santa Cruz de la Sierra; en 2008 se desarrolló en Cochabamba; en 2009 se llevó a cabo en Oruro; en 2010 fue en Cobija; en 2011 la presenció Tarija; en Trinidad se llevó a cabo en 2012; y en 2013 se efectuó en la avenida Sevilla de la ciudad de Potosí. Durante ocho años consecutivos el evento recorre el país.

 

http://www.cambio.bo/especial_ffaa/20130808/ffaa_nacionalistas,_socialistas_y_antiimperialistas_97074.htm