México: el PRD plantea proyecto de reforma política profunda

Luis Miguel Barbosa, coordinador de los senadores del PRD, enfrentó nuevamente los acuerdos asumidos en el Pacto por México y advirtió que en el Senado la izquierda no va por una reforma sólo electoral, como acordaron los líderes partidistas, entre ellos el perredista Jesús Zambrano; su apuesta es que en este último semestre del año se concrete la reforma política.

Primero, ante el pleno de la Comisión Permanente, Barbosa Huerta presentó una inédita excitativa a las comisiones del Senado para que dictaminen de inmediato el paquete de reformas que presentó el PRD y el PAN apenas la semana pasada.

Recordó que los perredistas y panistas en el Senado elaboraron una iniciativa de reforma política y adelantó que “en el Senado, el grupo parlamentario del PRD va por una reforma política profunda, no sólo por una reforma electoral”.

Después, en conferencia de prensa, acompañado por senadores de diferentes expresiones políticas dentro del PRD en el Senado, como Manuel Camacho Solís, Mario Delgado y Armando Ríos Piter, Barbosa insistió en que los acuerdos del Pacto no son una orden para los perredistas en esta instancia legislativa.

—Si emanado del Pacto les presentan el paquete de reformas referentes a las leyes reglamentarias de consulta popular, iniciativa preferente, candidaturas independientes e iniciativa ciudadana, ¿las van a rechazar?

—Aquí vamos por una reforma política profunda. La reforma sólo electoral es parte de una reforma política. Así que el llamado a quienes el martes anunciaron que sólo habrá reforma electoral, es para que se amplíe de su parte; de nuestra parte nosotros vamos a debatir, a discutir y vamos a entrar a un proceso inclusive de votación sobre todos los temas de la reforma política.

“A nosotros no nos limitan los anuncios que se hacen fuera del Congreso mexicano”, advirtió.

De esta forma, a sólo unas horas de que se reactivaran los trabajos del Pacto por México, el dirigente perredista en el Senado mostró nuevamente su posición en contra.

Recordó que el Pacto no es una institución, sino una mesa de negociación entre el gobierno federal y tres fuerzas políticas, un partido en el poder y dos partidos de oposición, pero “tal parece que quiere crearse la impresión de que ahí es donde tienen que resolverse todos los asuntos pendientes y no es así, los asuntos pendientes del Congreso se resuelven en el Congreso; son asuntos legislativos.

“Tienen que ser presentadas por quienes tengan derecho de iniciativa y cuando formen parte de ese trámite, necesariamente tendrán que ser parte de la discusión. Nosotros estamos y hemos estado dispuestos a que se armonice el trabajo que hacemos en los grupos parlamentarios, en específico el grupo parlamentario del PRD, con otros trabajos de diálogo y de construcción, pero sin duda quien ejerce la responsabilidad de legislar somos los legisladores”, resaltó.

En tanto, a sólo nueve días de que venza el plazo constitucional para que el Congreso de la Unión diseñe y apruebe las leyes secundarias de la reforma política de 2012, en tanto, ayer el PAN formalizó su propuesta para regular las candidaturas independientes, mientras que el PRD hizo públicas sus iniciativas en materia de consulta e iniciativa ciudadanas.

Arroyo exige no poner condiciones a acuerdos

Con el argumento de que el trabajo legislativo tiene sus tiempos y ritmos, el presidente de la Cámara de Diputados, el priista Francisco Arroyo Vieyra, llamó a la oposición a no condicionar el impulso de las reformas económicas a las políticas.

La noche del martes, en el marco de las negociaciones del Pacto por México, por conducto de Miguel Ángel Osorio Chong, titular de la Segob, el gobierno acordó con el PAN y el PRD impulsar para agosto un periodo extraordinario en el Congreso en el que tendrán prioridad las reformas electoral y del Distrito Federal.

Arroyo Vieyra abogó por no supeditar ningún interés y avanzar en las materias pendientes.

“Los políticos y los legisladores tenemos que estar a la altura de las circunstancias y ver que a este país le urgen las reformas estructurales que permitan el crecimiento y las mejores posibilidades de vida para los mexicanos.”

En entrevista, el político guanajuatense planteó que esos cambios resultan imprescindibles porque “cuando hay trabajo, cuando los labriegos están en sus tierras, cuando las pequeñas y medianas industrias están funcionando, los problemas de violencia, inseguridad, y la actitud entre mexicanos es otro”.

Se le pidió fijar postura sobre el acuerdo alcanzado el martes en Bucareli, para aprobar la reforma político-electoral y después la energética.

“Tenemos que ocuparnos de inmediato, sin dejar ningún tema de lado, del crecimiento económico y ¿por qué no? revisar aquellos temas que tengan que ver con régimen de gobierno y con normalidad democrática.”

Comentó que quienes conocen el proceso parlamentario —“lo sabemos quienes lo hemos vivido por más de 20 años”—saben que éste tiene sus tiempos y sus ritmos, “y ahí habría que ver cuáles son los dictámenes que están listos para ir al pleno.”

Se pronunció por aprobar de manera urgente las reformas económicas (energética, financiera y hacendaria) porque, expuso, hay una conclusión “que es universal: el modelo económico como lo tenemos ahorita, en 20 años no ha sido capaz de reducir los índices de pobreza”.

Ni Morena cumple con requisitos

Del total de 41 organizaciones que solicitaron convertirse en partidos y no han desistido, sólo tres han programado asambleas, pero ninguna ha concretado alguna.

La encabezada por el ex panista Manuel Espino programó 256 asambleas, pero hasta junio no había hecho ni una sola.

Lo anterior lo reportó la Comisión de Prerrogativas y Partidos Políticos del IFE, correspondientes a mayo y junio de este año.

Sólo 11 organizaciones han registrado en el sistema del IFE los números de militantes que se han afiliado hasta el momento. Estas 11 agrupaciones suman 12 mil 913 afiliados.

De las organizaciones que ya programaron asambleas y han registrado afiliados en el sistema aún no está el Movimiento Regeneración Nacional (Morena) de Andrés Manuel López Obrador.

Para cumplir el requisito de afiliación, las organizaciones tienen que registrar al menos 220 mil afiliados válidos.

En su informe, la Comisión destaca que en  mayo tres organizaciones registraron asambleas programadas: Encuentro Social, con 197 asambleas proyectadas; Fuerza Autónoma Mexicana, con 24, y Plan de Concertación Mexicana, con 256.

De éstas, sólo Fuerza Autónoma Mexicana avisó de tres, pero éstas fueron canceladas.

En junio, el total de asambleas programadas fue el mismo que en mayo, pero están avisadas 44 de Encuentro Social y cuatro de Fuerza Autónoma, pero ninguna fue efectuada o cancelada.

De la afiliación, Encuentro Social registró en el IFE a dos personas; Factor Fortaleza Ciudadana, a cuatro mil 627; Jornada Ciudadana, a 183; México Presente, a 18; México Próspero y de Transformación, a seis mil 655 personas; en total, 12 mil 913 afiliados.

El proceso de afiliación continuará en 2014; el último día para las asambleas distritales o estatales es el 31 de diciembre de 2013.

 

http://www.excelsior.com.mx/nacional/2013/08/01/911605