Diputados de Guatemala, El Salvador y Honduras piden avanzar en el control de armas en la región

Reunidos en un foro sobre seguridad y prevención de la violencia realizado en Ciudad de Guatemala, los diputados plantearon la posibilidad de equiparar las leyes de cada país sobre trasiego y uso ilegal de armas.

 

“La intención es ver cómo nos complementamos y ayudamos para tener elementos necesarios y mejorar nuestras legislaciones” en seguridad y justicia, dijo el diputado Arístides Crespo, del Partido Patriota.

 

Durante la cita, la experta internacional sobre el estudio de la violencia, la australiana Rebecca Peters, indicó que es “crítico” y “urgente” que las autoridades del triángulo norte centroamericano (Guatemala, El Salvador y Honduras) trabajen juntas para adoptar políticas de combate a la criminalidad y el tráfico de armas.

 

Peters señaló que en Guatemala, El Salvador y Honduras “hay muy poco esfuerzo” para “el rastreo y la investigación en el tráfico de armas”, a pesar que cada año mueren de forma violenta unas 16.000 personas en esos tres países, sobre todo en casos relacionados al crimen organizado y las pandillas.

 

Además de la propuesta de homologar las leyes sobre el uso de armas, los congresistas señalaron la “corresponsabilidad” de Estados Unidos en las labores de evitar el flujo de armamento hacia Centroamérica, planteó el diputado hondureño Osman Aguilar, del Partido Liberal.

 

“Estados Unidos tiene que ser corresponsable con nosotros porque a medida que la droga sube al norte también baja el dinero y las armas”, explicó Aguilar.

 

Por su lado, el legislador Ernesto Angulo, del partido derechista Alianza Republicana Nacionalista de El Salvador, expuso que la región también debe igualar las leyes penales, así como reforzar el control de las fronteras comunes.

 

Cerca de 2,826,000 armas circulan en la región y dos de cada tres son ilegales, siendo este un factor de riesgo que potencia el crimen y la inseguridad en el área, según datos del Sistema de la Integración Centroamericana (Sica).

 

Las armas de fuego están involucradas en un 84% de los homicidios que ocurren en Guatemala, mientras en El Salvador y Honduras se encuentran ligadas al 90% de los asesinatos, de acuerdo con cifras oficiales de cada país.

 

http://www.elperiodico.com.gt/es/20131014/pais/236111/