“Ellos allá y nosotros acá” – Consigna bajo la cual marcharon en Rep. Dominicana en apoyo al fallo contra migrantes haitianos

Con la consigna “Ellos allá y nosotros acá”, una multitud que se congregó la tarde de ayer frente al parque Independencia, respaldó la sentencia 168-13 del Tribunal Constitucional que establece quiénes son dominicanos y quiénes no.

La actividad fue convocada por la Red Nacional por la Defensa de la Soberanía, integrada por juristas, periodistas, juntas de vecinos, clubes deportivos y otros grupos sociales, quienes dijeron estar comprometidos con la dominicanidad.

“No negociamos nuestra soberanía”, decía otra de las consignas, mientras que las pancartas expresaban: “Los haitianos ilegales fuera de RD”, “No ilegales en nuestro país”, “Pedimos terminar el muro que ellos iniciaron”, “Respeto al derecho de nacionalización”, “Apoyamos la sentencia 168-13”, entre otras.

En su discurso Felipe Auffant Najri aseguró que la migración descontrolada impide que los dominicanos pobres se beneficien del crecimiento económico de su propio país, ya que sus puestos de trabajo y salarios, están bajo la presión de los inmigrantes pobres, quienes “compiten por sus trabajos y están dispuestos a trabajar por menos”, agregó.

Pidió que para solucionar la situación de la migración haitiana, lo primero que hay que hacer es cerrar la frontera, lo cual permitirá buscar soluciones humanas.

Mientras Juan Miguel Castillo Pantaleón, descendiente del general Fernández Valerio, se quejó que la República Dominicana fuera sentada en el banquillo de los acusados, porque no asume como dominicanos a personas que no lo son.

“Toda esa situación que hemos visto a raíz de la sentencia del TC es parte de una estrategia para doblegarnos para que las fronteras jurídicas sean borradas, para que la República Dominicana sea absorbida”, dijo.

El jurista expresó que República Dominicana no quiere ni puede asumir un país pobre y sobrepoblado, porque sus recursos son limitados.

El muro fronterizo
La coordinadora de la Red Nacional por la Defensa de la Soberanía, María Consuelo Her- nández, abogó para que República Dominicana construya el “Muro del Respeto” en la frontera.

“Los dominicanos tenemos derecho a tener nuestras leyes y que la comunidad internacional nos respete”, agregó.

En tanto que, el diputado Pelegrín Castillo consideró que la comunidad internacional sabe que Haití es un Estado fallido y que República Dominicana es un Estado débil, y que se están aprovechando de eso para querer resolver el problema del Estado fallido que no lo han podido solucionar en los últimos 20 años. “Si no respetan la soberanía de República Dominicana, van a crear un problema mayor”, aseguró.

Mientras que la comunicadora Consuelo Despradel denunció que ONG internacionales están pagando a los haitianos para que salgan a decir que son dominicanos.

“Esto es un negocio.

Hay numerosas ONG que reciben dinero del Gobierno norteamericano y el descrédito que le tienen al país respeto a los haitianos es una politica diseñada en Estados Unidos, quienes tienen a personalidades dominicanas empleadas”, agregó.

Un grupo de jóvenes que llegó en peregrinación caminando desde San Juan de la Maguana denunció que en esa provincia numerosos niños dominicanos se quedaron fuera de las aulas, porque su cupo lo llenaron los haitianos ilegales que se han asentado en diversas comunidades sin portar ni un acta de nacimiento.

http://www.listin.com.do/la-republica/2013/11/5/298359/Cientos-muestran-su-apoyo-a-sentencia-Tribunal-Constitucional