El gobierno disuelve una ONG por injerencia política y participar en agresiones

La fundación Pachamama fue disuelta y cerrada por disposición del Ministerio del Ambiente, tras comprobarse que miembros de ese colectivo participaron en las agresiones perpetradas contra el embajador de Chile en Ecuador y un empresario de Bielorrusia cuando abandonaron el edificio Amazonas, en el norte de Quito, en donde el jueves pasado se efectuó la entrega y apertura de las ofertas de 4 de los 13 bloques que salieron a licitación de la XI Ronda Suroriente.

La Policía elaboró un informe sobre lo sucedido. Para ello se revisaron los videos sobre el hecho, en los que se observa a un grupo de activistas que, supuestamente, pertenecen a los grupos Yasunidos, Pachamama y fundación Hormiga, insultando al embajador Juan Pablo Lira y al empresario de Bielorrusia Andrei Nikonov, a quienes hostigaron a lo largo de varias cuadras.

El empresario europeo intentó evadir la agresión ingresando a un centro comercial ubicado frente al edificio donde funciona la Subsecretaría de Hidrocarburos, de donde finalmente fue rescatado por una moto policial. Allí recibió un golpe en la cabeza con un palo largo en forma de lanza.

 

La fundación clausurada ayer se creó mediante acuerdo ministerial en 1997 y, según la directora de la entidad, Belén Páez, se dedicaban a trabajar en la Amazonía ecuatoriana con 7 nacionalidades indígenas en la supuesta defensa de los derechos humanos de poblaciones como los achuar, shuar y zápara.

Explicó que su financiamiento proviene del extranjero, de países como Estados Unidos y Holanda.

La activista dijo que en la ONG trabajan 8 personas y que el jueves pasado enviaron solo a dos fotógrafos para documentar el evento que degeneró en violencia, por lo que consideran injusto e ilegal el cierre.

Sin embargo, la Organización Shuar del Ecuador, que agrupa a 80 comunidades de la zona en donde se ubican los bloques petroleros que fueron ofertados, emitió un comunicado en el que repudiaron la agresión y calificaron a las fundaciones Pachamama y Acción Ecológica como “dedicadas a hacer negocio con la violencia y anarquía, tratando de confundir y tergiversar el proceso de la nueva política petrolera”.

Según la resolución de extinción emitida por el Ministerio del Ambiente, se considera que miembros de esa organización participaron en los actos vandálicos, lo cual configuró las causales de disolución del artículo 26 del Reglamento, para el Funcionamiento del Sistema Unificado de Información de las Organizaciones Sociales y Ciudadanas: desviarse de los fines y objetivos para los cuales fue constituida; por dedicarse a actividades de política partidista reservadas a los partidos y movimientos inscritos en el Consejo Electoral; por injerencia en políticas públicas que atentan contra la seguridad interna o externa del Estado que afectan a la paz pública.
Estas actitudes motivaron el rechazo del presidente Rafael Correa, quien dispuso que se investigue el caso y en nombre del país presentó disculpas a los agredidos.

Según fuentes policiales, fueron identificadas todas las personas que participaron en la agresión y se tomaron las versiones de los gendarmes que estuvieron en el lugar. Al respecto, el ministro del Interior, José Serrano, señaló que lo sucedido es “inadmisible” e “intolerable”.

Recordó que Ecuador está inmiscuido en una dura lucha contra Chevron, que contaminó la selva, y entonces preguntó: “¿Dónde están las fundaciones que supuestamente defienden a la naturaleza? Pero sí están para coger una lanza y caerle a palazos a un empresario extranjero e insultar a un embajador”.

Insistió en que todos los participantes de la agresión tendrán que rendir cuentas a la justicia. El parte policial y los resultados de la investigación serán enviados a la Fiscalía General del Estado.

Combate a la pobreza

El presidente Correa defendió la XI Ronda Petrolera convocada por Petroecuador, pues los recursos que se obtengan, a mediano plazo, al encontrarse nuevas reservas de crudo, servirán para combatir la pobreza en la zona suroriental de la Amazonía.

El Mandatario afirmó que el suroriente de la Amazonía no está aún explotado y restó importancia a las críticas de grupos ambientalistas que han pretendido boicotear la XI ronda. Explicó que en Ecuador los contratos de prestación de servicios son los más rigurosos del mundo.

“La Amazonía ha cambiado en los últimos años por el petróleo, aunque antes de este Gobierno se daba la paradoja de que siendo la región amazónica la de mayor riqueza, seguía sin carreteras, sin escuelas, sin salud, sin energía y con el mayor índice de pobreza”, aseveró Correa.

FUNDACIÓN DIJO QUE IMPUGNARÁ LA MEDIDA

En un comunicado publicado en su página web (pachamama.org.ec), la fundación Pachamama señaló que impugará el cierre “por todos los medios legales a nuestro alcance”. También calificó la medida como “un acto arbitrario que busca reprimir nuestro legítimo derecho a disentir de la decisión del Gobierno de entregar en concesión territorios de las nacionalidades indígenas amazónicas a petroleras”.

Además rechaza “las manifestaciones violentas que provengan de cualquier sector. Ni apoyamos ni participamos en ningún acto violento. No se nos pueden imputar actos en los que no hemos participado”.

Anoche, varios colectivos realizaron un plantón en Guayaquil en apoyo a la fundación Pachamama.

DATOS

Dos compañías internacionales y la estatal Petroamazonas, en consorcio con ENAP de Chile y Belorusneft de Bielorrusia, presentaron el jueves pasado ofertas para la exploración y explotación de cuatro bloques hidrocarburíferos, que salieron a licitación en la Ronda Suroriente. La española Repsol ofertó el bloque 29, la china Andes Petroleum Ecuador Ltd. los bloques 79 y 83, y Petroamazonas el bloque 28.

Estudios del Instituto Francés del Petróleo señalan que existe una franja potencial de reservas de entre 400 y 1.600 millones de barriles en el suroriente ecuatoriano.

 

http://www.telegrafo.com.ec/noticias/informacion-general/item/ong-cerrada-por-intervenir-en-politica-recibia-fondos-de-ee-uu.html