Indígenas panameños demandan al Estado por violación de derechos humanos

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (DDHH), ubicada en Costa Rica, celebró la primera audiencia pública del caso “Pueblos Indígenas Kuna de Madungandí y Emberá de Bayano y sus miembros vs. Estado de Panamá”.

La demanda por parte de los pueblos Kuna Madungandí y Emberá Bayano, se da por la violación, por parte del Estado panameño,  al derecho de la propiedad colectiva y al incumplimiento del pago de indemnizaciones por la expoliación y la inundación de las tierras ancestrales de esos pueblos. Esto a raíz de la construcción de una hidroeléctrica, ubicada en sus tierras, en 1976. Además, se reclama la falta de demarcación y reconocimiento de los territorios de ambos pueblos.

En la audiencia participaron la representacion de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, la representación de las presuntas víctimas y los representantes del Estado de Panamá, donde participó el embajador de Panamá en Costa Rica José Javier Mulino.

El proposito del encuentro era escuchar la declaración de las partes involucradas en el conficto, por un lado las supuestas víctimas y del otro el Estado panameño.

La primera presunta víctima en declarar fue Benjamín García de 69 años y habitante de la Comarca Kuna de Madungandi.

“En persona vi el sufrimiento de las inundaciones desde el inicio de la construcción de la hidroeléctrica” expresó Garcia. Además señaló que seis de nueve comunidades de su territorio quedaron bajo el agua.

El Estado de Panamá ha declarado que el caso debería declarase inadmisible porque para que un caso se eleve a la Corte primero se tienen que agotarlos recursos de la jurisdicción interna del país, y en este caso aun quedan herramientas, entre las que se encuentran la defensoría del pueblo panameño y la jurisdicción contencioso-administrativa.

“El Estado debe presentar herramientas eficaces y reales para que las personas puedan defender sus derechos,  en este caso no están comprobadas como útiles para esos efectos y la medida de elevar el caso a la Corte es legítima” argumentó el abogado defensor de los pueblos indígenas Alexis Alvarado para refutar la declaración de inadmisibilidad.

Luego de la audiencia las partes cuentan con un mes para presentar sus aegatos finales y los jueces proseguirán a dictar una sentencia en los próximos meses.

http://www.elpais.cr/frontend/noticia_detalle/1/91186