Según la OIT, sólo el 24% de países de América Latina conceden 14 semanas o más por maternidad

Sólo el 24 por ciento de los países de América Latina y el Caribe ofrecen licencias de maternidad de al menos 14 semanas, el estándar establecido por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que hoy presentó un informe sobre trabajo y paternidad.

En su informe “La maternidad y la paternidad en el trabajo: Legislación y práctica en el mundo”, la OIT refleja que, de 185 países y territorios, 66 se han comprometido con al menos uno de los tres convenios sobre protección de la maternidad, adoptados en 1919, 1952 y 2000.

Otro de los problemas que destaca el informe es la falta de seguridad que las mujeres afrontan para recuperar su puesto de trabajo al término de su licencia.

Estos convenios establecen la prevención de la exposición a riesgos para la salud y la seguridad durante el embarazo y la lactancia; el derecho a licencia de maternidad remunerada, la salud materna e infantil y las interrupciones para la lactancia; y la protección frente a la discriminación y el despido relacionados con la maternidad, así como el derecho garantizado de volver al trabajo después de la licencia.

“Si bien los resultados sugieren que muchos países han incorporado en su legislación los principios de protección de la maternidad y de apoyo a los trabajadores con responsabilidades familiares, en la práctica la falta de protección sigue siendo uno de los mayores desafíos para la maternidad y la paternidad”, declaró la coautora del informe Laura Addati, en rueda de prensa.

La OIT considera que 14 semanas es el mínimo de tiempo razonable al que una mujer debería tener derecho para poder estar con su hijo o su hija tras dar a luz.

En el mundo, el 53 por ciento (98 países) cumplen la norma de la OIT que establece una licencia de maternidad de al menos 14 semanas.

En Latinoamérica, el 15 por ciento de los países cumplen ese requisito y ofrecen entre 14 y 17 semanas de licencia remunerada, y otro 9 por ciento concede 18 semanas o más.

En la mayoría de los países latinoamericanos -un 74 por ciento-, los permisos de maternidad oscilan entre 12 y 13 semanas y en el porcentaje restante es inferior a 12 semanas.

Con respecto a quien paga la licencia en América Latina y el Caribe, en el 62 por ciento de los casos es la Seguridad Social, en el 29 por ciento es un sistema mixto y en el resto la abona el empleador.

De los 167 países estudiados en el informe de la OIT, 79 establecen un derecho legal a la licencia de paternidad, con frecuencia remunerada, “lo que pone de manifiesto la tendencia de una mayor participación de los padres en el nacimiento de un hijo”, especificó Addati.

En Latinoamérica, el 61 por ciento de los países no tienen ningún tipo de licencia de paternidad regulada, el 26 por ciento conceden de uno a 6 días de permiso, el 10 por ciento de 7 a 10 días y queda un 3 por ciento en el que el padre disfruta de 11 a 15 días para estar con su bebé recién nacido.

En los países latinoamericanos con permiso de paternidad, el salario lo abona la empresa en el 67 por ciento de los casos y la Seguridad Social en el 25 por ciento, mientras que en el resto se trata de una licencia no remunerada.

Otro de los problemas que destaca el informe es la falta de seguridad que las mujeres afrontan para recuperar su puesto de trabajo al término de su licencia.

En Latinoamérica, en el 36 por ciento de los países está asegurada la vuelta al puesto de trabajo anterior a la baja de maternidad, en otro 36 a uno similar y en el resto este derecho no está garantizado.

http://www.7dias.com.do/portada/2014/05/12/i163775_solo-paises-latina-conceden-semanas-mas-por-maternidad.html#.U3HlLYF5OSo