“Fondos buitre”: Argentina demanda a EEUU en La Haya por el fallo del juez Griesa

La Argentina realizó ayer una presentación ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya denunciando a los Estados Unidos al considerar que el juez de Nueva York Thomas Griesa comete “violaciones” sobre “la soberanía” y “las inmunidades” de este país en las decisiones que toma en el marco de la causa que iniciaron los fondos buitre representados por el lobbista Paul Singer contra el Estado nacional. Al prohibir que los acreedores con bonos reestructurados durante los canjes de 2005 y 2010 cobren el dinero depositado en tiempo y forma, incluso en bancos extranjeros y con ley bajo leyes de otros países, el magistrado neoyorquino excede su jurisdicción, sostiene el gobierno nacional, que en este escrito hizo responsable al presidente Barack Obama por la actuación del Poder Judicial estadounidense. Como ese país no es signatario de los tratados que conformaron el tribunal con sede en Holanda, Washington debería someterse de forma voluntaria a su jurisdicción. En caso contrario, se le reclama a Estados Unidos que presente “un medio de solución pacífica alternativo para resolver” esta cuestión.

La noticia se dio a conocer por la tarde, a través de un comunicado de la Jefatura de Gabinete, y fue confirmada por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, algunas horas más tarde, en el acto que encabezó en la Casa Rosada. “En la fecha se ha presentado en La Haya, que es el Tribunal de las Naciones Unidas, una demanda contra Estados Unidos, por la actividad de su Poder Judicial”, anunció la mandataria. “Empleados dependientes de ese país han provocado daño conforme a derecho”, agregó CFK, haciendo referencia a Griesa, quien “con sus resoluciones quiere llevarse por delante la soberanía de un país”, poniendo a la Argentina “en un limbo jurídico”.

Fernández de Kirchner se refería con esto al bloqueo que estableció el juez Griesa sobre los fondos depositados por la Argentina para pagar a los bonistas reestructurados. “O se embargan o se distribuyen los fondos”, señaló la Presidenta, quien descalificó la validez legal de la orden que “impide a un fiduciario, el Banco de Nueva York, que cumpla con su función” y les pague a los acreedores. “Hay como un aire de urbi et orbi en las resoluciones del juez municipal que no tienen ni pies ni cabeza”, manifestó la mandataria.

“La responsabilidad internacional de Estados Unidos por la violación de las obligaciones mencionadas surge principalmente de la acción de uno de sus órganos, el Poder Judicial, a través de la adopción de decisiones que vulneran la determinación soberana de la Argentina de reestructurar su deuda externa”, sostuvo el gobierno nacional a través de su comunicado. “Dado que un Estado es responsable por la conducta de todos sus órganos, las violaciones mencionadas han generado una controversia entre la Argentina y los Estados Unidos”, por lo que se decidió recurrir a la Corte Internacional de Justicia “para resolver esta controversia de conformidad al derecho y a la justicia”.

La viabilidad del pleito internacional “depende de que Estados Unidos acepte la jurisdicción de La Haya”, explicó ayer CFK durante el discurso. Es que Washington no ha refrendado el tratado de creación de ese tribunal, por lo que no se encuentra atado a su arbitrio. “Ninguna acción se adoptará hasta que los Estados Unidos consientan”, confirmaron ayer fuentes de la Corte Internacional, cuyo reglamento prevé que si un demandante pretende fundar la competencia en un consentimiento todavía no dado o manifestado por el Estado contra el que se formuló la solicitud, ésta será transmitida a ese Estado” para que decida si la acepta o no.

Plan B

En el probable caso de que el gobierno estadounidense no consienta someterse a sentencia de La Haya, “la Argentina entiende que ese país está en la obligación de indicar un medio de solución pacífica alternativo” para resolver la controversia “de conformidad con las disposiciones de la Carta de las Naciones Unidas, de la OEA y del derecho internacional general, que imponen a los Estados la obligación de solucionar sus controversias internacionales por medios pacíficos”, asegura el comunicado difundido ayer por el gobierno nacional.

En ese sentido, la Presidenta hizo referencia a un artículo publicado ayer por el diario inglés The Guardian en el que se explica que el “presidente Obama podría poner fin a la crisis de deuda de la República Argentina” a través de un mecanismo previsto por la Constitución de los Estados Unidos. Según el artículo, el recurso, que tiene valor constitucional bajo la cláusula de separación de poderes, permite que el presidente estadounidense envíe un mensaje a Griesa informándole que el accionar de Singer y los fondos buitre en la causa contra Argentina interfiere con la autoridad del jefe de Estado de conducir las relaciones exteriores del país (ver página 4).

Si Obama hiciera eso, Griesa no puede más que declararse incompetente y el caso se agotaría allí mismo, así como las restricciones impuestas por el juez al pago de la deuda argentina reestructurada. Una solución similar ya fue utilizada recientemente por el ex mandatario George W. Bush en el marco de un conflicto del mismo grupo de fondos buitre capitaneado por Paul Singer con la República del Congo.

En la Casa Rosada ven en este antecedente una alternativa “política” para “solucionar de una vez por todas este asunto” sin depender de “los largos plazos judiciales” del tribunal internacional. Un día antes, en una entrevista radial, el ministro de Economía, Axel Kicillof, ya había sugerido que el Ejecutivo podía aportar una posible solución al nudo gordiano enredado por Griesa. “Estados Unidos puede hacerse el distraído, puede hacerse el tonto, pero hay un juez de ese país que está tratando de embargar algo que ni siquiera es nuestro”, había dicho el titular de Hacienda.

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-252503-2014-08-08.html

Cristina redobla apuesta para que Obama intervenga ante Griesa

La Presidente Cristina de Kirchner destacó el artículo publicado en el diario inglés The Guardian que le “recomienda” al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, cómo terminar con la crisis por la deuda tras un fallo de un juez neoyorquino.

El artículo sostiene que Obama sólo tiene que informar al juez de Nueva York Thomas Griesa que el fondo buitre de Paul Singer está “interfiriendo con la autoridad del mandatario para dirigir la política exterior”.

El artículo, titulado “Cómo Barack Obama podría terminar con la crisis de deuda en Argentina”, sostiene que el mandatario norteamericano podría “evitar que el fondo buitre NML del multimillonario Paul Singer le quite a la Argentina un solo centavo invocando un poder de larga data concedido a los presidentes estadounidenses”.

Ese poder, según el artículo, es la cláusula “Separación de Poderes” establecida en la constitución de ese país.

La nota sostiene que en virtud del principio conocido como “cortesía”, Obama sólo necesita informar a Griesa que la figura de Singer “interfiere con la autoridad exclusiva del presidente para dirigir la política exterior”.

“Así el caso estaría cerrado”, señala la columna de Greg Palast en el diario británico.

Recuerda que el presidente George W. Bush usó este poder contra el mismo fondo que lidera Singer cuando bloqueó la incautación de bienes del Congo en Estados Unidos, a pesar de que el jefe del fondo buitre es uno de los más grandes colaboradores de los candidatos republicanos.

En el caso argentino, el Departamento de Estado de Estados Unidos informó al juez Griesa que el gobierno de Obama coincidía con los argumentos legales de la Argentina contra los fondos buitre, pero el presidente nunca invocó la mágica cláusula “para-
buitres”.

En tanto, Cristina aseguró que las resoluciones dictadas por el magistrado neoyorkino Thomas Griesa “no tienen pie, ni cabeza” y advirtió que “un juez municipal quiere llevarse por delante la soberanía de un país”.

La jefa de Estado sostuvo que los fondos retenidos por el juez están “en un limbo, porque la figura utilizada no existe”.

Criticó también la decisión del magistrado que volvió a obligar al Banco de Nueva York a mantener congelados los 539 millones de dólares para los bonistas.

“En la nota, el juez absuelve de toda responsabilidad al banco, le faltó decir: ´ego te absolvo´”, ironizó la mandataria.

 

http://www.ambito.com/noticia.asp?id=752946

 

Tras el aviso argentino, Griesa convocó a una nueva audiencia para este viernes

Será esta tarde a las 16 (hora argentina). Fue tras el aviso legal que publicó el gobierno argentino en los principales diarios internacionales con precisiones para los tenedores de deuda que ingresaron a los canjes de 2005 y 2010.

Al argumentar los motivos de la nueva audiencia, el magistrado señaló que responde al aviso legal que ayer publicó el gobierno argentino en los principales diarios internacionales con precisiones para los tenedores de deuda que ingresaron a los canjes de 2005 y 2010.

En Estados Unidos, el aviso legal fue publicado en los periódicos Wall Street Journal y New York Times.

En la solicitada -que también fue publicada en medios locales- el gobierno argentino reiteró su voluntad de pago a los bonistas que ingresaron en los canjes de 2005 y 2010, y renovó sus críticas al juez Griesa y al mediador designado, Daniel Pollack.

La nota sostiene que su objetivo es que los Tenedores de Deuda Argentina adherentes a los Canjes de Deuda Soberana de 2005 y 2010 (“Bonistas”) puedan conocer de manera “precisa, completa y correcta información sobre el estado actual del cumplimiento de las obligaciones de la República bajo el Trust Indenture”.

En ese sentido, se da cuenta a esos acreedores “los derechos y remedios legales que los asisten; en virtud de que los fondos oportunamente depositados por la República Argentina en la cuenta del Agente Fiduciario [BNY Mellon] en el Banco Central de la República Argentina son patrimonio de su propiedad exclusiva”.

El texto reitera que se “ha realizado en tiempo y forma el pago de los importes correspondientes al vencimiento de intereses de los Nuevos Tí¬tulos emitidos en el marco de los Canjes 2005- 2010” y, “en consecuencia, no ha habido un Evento de Incumplimiento bajo los términos del Trust Indenture o de los Bonos Reestructurados”.

“La cuestión de la distribución de los fondos es un asunto diferente, que se suscita entre el Agente Fiduciario y los Bonistas, y que ha surgido luego de que la República ya ha cumplido con sus obligaciones de pago bajo el Trust Indenture y los Bonos Reestructurados”, añade más adelante el aviso legal.

Recuerda también que “como resultado de los procedimientos judiciales en curso ante la Corte del Distrito Sur de Nueva York en la causa NML Capital Ltd., et al, v. Republic of Argentina, que involucra a un pequeño número de acreedores que no participaron en los Canjes de 2005-2010, algunos de los pagos oportunamente realizados por la República Argentina aún no han llegado a las cuentas de los Bonistas que participaron de los referidos Canjes”.

La nota también reseña que “la República Argentina y ciertos Bonistas destinatarios del pago han protestado vigorosamente contra esta demora en el proceso de cobro, aunque, al momento de la presente comunicación, el cobro permanece bloqueado en la cuenta del Agente Fiduciario en la República Argentina”.

En otro punto, el gobierno argentino advierte, entre otras cuestiones, que “las afirmaciones realizadas por la Corte de
Distrito Sur de Nueva York y por el Special Master designado… en relación a una situación de incumplimiento son incorrectas e inapropiadas por la falsedad de las mismas, y exceden sus respectivas competencias”.

 

http://www.telam.com.ar/notas/201408/73856-tras-el-aviso-argentino-griesa-convoco-a-una-nueva-audiencia-manana.html