Costa Rica: el Foro Nacional de Vivienda marchó a la Casa de Gobierno exigiendo soluciones

El Foro Nacional de Vivienda marchó la mañana de este martes hacia Casa Presidencial para exigir al Gobierno de Costa Rica solución a su problema de falta de casa, mientras las autoridades se mostraron recelosas por la manifestación, ya que hay diálogo.

“Parece que hay grupos que no han entendido correctamente el espíritu en materia específica de vivienda; y esta movilización callejera es injustificada porque se usa gente que ha sido maltratada a lo largo de los años en este tema, y por eso quería demostrar mi discrepancia contra el método de la calle cuando hay tanta disponibilidad del Gobierno en esos ámbitos (de diálogo)”, aseguró el Presidente de la República, Luis Guillermo Solís.

El ministro de Vivienda, Rosendo Pujol, desmintió también las quejas de los manifestantes de este martes y aseguró que las acusaciones de los grupos “fueron totalmente injustificadas”.

“La entrega de bonos de vivienda individuales sigue y a un ritmo mucho más rápido que en el gobierno anterior y se ha hecho un esfuerzo por acelerar y desbloquear todos los bonos comunales que no estaban aprobados, y así lo que queremos es mejorar la calidad de vida de barrios que fueron víctimas de políticas viviendistas durante varias décadas”, reseñó Pujol.

Pujol aseguró que además su Ministerio está tratando de desentrabar millones de colones que no se habían podido ejecutar, lo cual llevaría dineros a proyectos como Hojancha de Guanacaste y Esparza, en Puntarenas.

“La tarea de este Ministerio es desentrabar un sistema que lleva años presentando muchísimos problemas porque Vivienda no puede seguir estando pintado en la pared donde nos dicen ‘apruebe esto y apruebe aquello’ por lo cual buscamos aprobar solamente aquellos proyectos que realmente le ayuden a los ciudadanos”, aseguró el ministro.

El jerarca aseguró que en este cambio el punto sería dirigido no a atacar los programas de vivienda, que es el primer punto que motivó la movilización de este martes, “sino mejorar los asentamientos humanos” para evitar construir proyectos donde hayan impactos ambientales o cerca de las quebradas de los ríos, entre otros.

“Eso no quiere decir que no se van a seguir atendiendo los problemas de gobierno y que estas necesidades de vivienda se van a quedar atrás pero las cifras que se mencionan hoy son completamente falsos”, sostuvo el ministro.

Pujol aseguró que lo que sucedió es que los grupos marchantes no quisieron dialogar en estos últimos días y que lo que hay en la calle es una gran cantidad de desinformación que se vio reflejada en las calles.

Los manifestantes habían asegurado que agotaron todas las vías de diálogo con el Ministerio de Vivienda y que no sentían apoyo a sus demandas y que esa era la razón de la movilización.

http://www.elpais.cr/frontend/noticia_detalle/1/95272