Llamados a la integración regional marcan los actos oficiales de la Independencia centroamericana

Presidente Solís llama a unión de Centroamérica en 193 aniversario de la Independencia

El Presidente de la República, Luis Guillermo Solís, clamó este lunes por la unión de las naciones centroamericanas, en el 193 aniversario de la Independencia de Costa Rica, Nicaragua, Honduras, El Salvador y Guatemala de la Corona Española en 1821.

“Trascendental fue y sigue siendo la independencia centroamericana que abarcó a todos los países del que entonces fue el Reino de Guatemala y que ahora es una patria grande que se sueña unida respetando las diferencias de todos los países que la conforman”, dijo el mandatario.

Solís también hizo un repaso histórico de hechos ocurridos en la región en los últimos años, como lo fueron las guerras internas que tuvieron lugar en el siglo pasado en la zona y resaltó el papel de los líderes ahora que se vive en paz.

“Nuestra tarea es tomar de las manos al pueblo y conducirlos por la senda del progreso con inteligencia, prudencia, sensatez y valentía para que en estos tiempos de paz que han sido excepcionales en la historia de Centroamérica busquemos en el horizonte de justicia y bienestar del pueblo, el futuro de toda la región”.

Solís además hizo, de nuevo, mención al bicentenario de Juan Rafael Mora Porras y recordó “lo extraordinario” de su legado en la historia nacional y de los demás líderes de la región que lucharon contra William Walker, y “le dieron a Centroamérica una segunda independencia poco después de haber obtenido la primera”.

Y como parte de estas celebraciones y menciones a la unión centroamericana se dio, como nunca antes había ocurrido, el discurso de un embajador en el acto oficial de Independencia y el encargado de darlo fue, precisamente, el nicaragüense Harold Rivas, quien se unió a las palabras de Solís sobre la unión de la zona.

En la actividad también estuvieron presentes los embajadores Sebastián Vaquerano, de El Salvador; Héctor Palacios, de Guatemala y Juan Alberto Lara, de Honduras.

El acto oficial se celebró en el centro de San José, al pie del Monumento Nacional que representa a las cinco hermanas repúblicas centroamericana, y contó con la presencia de funcionarios de los tres poderes de la República, estudiantes y diplomáticos.

Después del acto comenzaron en todo el país los desfiles de bandas musicales y escolares para celebrar un año más de independencia.

El País

 

Aniversario de la independencia: Sánchez Cerén llama a la unión de Centroamérica

El presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, hizo ayer un llamado a la integración centroamericana durante la conmemoración del 193.º aniversario de la independencia.

Los actos iniciaron ayer desde muy temprano con diferentes actividades. La Fuerza Armada de El Salvador (FAES) dio apertura a la celebración con un acto en el redondel Masferrer, San Salvador, donde izaron la bandera nacional.

Un día en el que, aparte de los desfiles estudiantiles, militares y de la Academia Nacional de Seguridad Pública (ANSP), estuvo marcado por la lluvia. Y fue precisamente ese factor que obligó al presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, a suspender su discurso en la plaza Libertad.

Históricamente dicha plaza ha sido el escenario de la colocación de ofrendas florales por parte de los tres Órganos de Estado y otras instituciones, pero hoy solo permitió un breve encuentro entre funcionarios y representaciones diplomáticas, que luego se trasladaron al estadio Jorge “Mágico” González: punto de encuentro de los tres desfiles.

Previo a ese encuentro, unos 2,600 estudiantes, de 23 centros escolares de San Salvador, marcharon sobre el bulevar de Los Héroes. El desfile de la ANSP salió del monumento Hermano Bienvenido a Casa, mientras que el militar, uno de los más esperados, del redondel Masferrer.

La participación de los estudiantes se caracterizó por un desfile integrado por diferentes centros educativos. Esto, como parte del modelo de educación inclusiva que impulsa el Gobierno. “Como Gobierno, estamos apostando por un modelo de educación inclusiva, trabajamos para mejorar la calidad educativa a nivel curricular y de infraestructura”, dijo Sánchez.

Unión centroamericana

Ya en el estadio, Sánchez Cerén aprovechó su discurso para hacer un llamado a la unión, no solo del país, sino de toda la región centroamericana.

Incluso, el mandatario aseguró que uno de los primeros pasos lo han dado junto a Nicaragua y Honduras al trabajar en conjunto, según él, por el desarrolló de la zona del golfo de Fonseca.

“El sueño de (Francisco) Morazán poco a poco va haciéndose realidad. Cuando tres países como Honduras, Nicaragua y El Salvador se unen para hacer del golfo de Fonseca un lugar de paz y desarrollo”, dijo el presidente.

Sánchez Cerén insistió en que lo primordial es buscar la unión de la región. “Antes que cualquier diferencia está que somos países hermanos y debemos unirnos para trabajar por el desarrollo de nuestros pueblos, sin perder de vista el mandato constitucional para defender la soberanía”, dijo.

La Prensa Gráfica

 

Concluyen fiestas patrias en Nicaragua

Con la participación de los mejores alumnos, Brigadas Estudiantiles de Tránsito y una representación del Ejército de Nicaragua, los matagalpinos y estelianos celebraron las fiestas patrias.

Miles de estudiantes de los diferentes institutos, colegios y escuelas de primaria, desfilaron por las principales calles de Matagalpa, encabezados por las autoridades municipales, delegaciones departamentales y representantes del Poder Legislativo.

Las autoridades departamentales del Ministerio de Educación destacaron el esfuerzo del Gobierno por mejorar la educación, pero además invitaron a los estudiantes que hay que trabajar más por conservar y cuidar el medio ambiente, porque es el patrimonio que se les dejará a las futuras generaciones.

Una vez concluidas las fiestas patrias y los feriados nacionales, los trabajadores de las instituciones públicas volverán a sus puestos de trabajo.

PREMIAN A LOS MEJORES

En Estelí, 5,000 estudiantes y maestros de 120 colegios públicos, privados y subvencionados participaron este 14 y 15 de septiembre en los actos dedicados al 158 aniversario de la Batalla de San Jacinto y 193 de la Independencia de Centroamérica de la Corona española.

En el acto conmemorativo, el coronel Juan José Molinares, jefe del Primer Comando Militar Regional, impuso medallas de reconocimiento a los maestros destacados, en tanto que la vicealcaldesa y profesora Melania Peralta les tomó la Promesa a la Bandera a los estudiantes.

La profesora Socorro Torres, delegada municipal del Ministerio de Educación en Estelí, hizo una amplia reseña de los esfuerzos que desarrolla el Gobierno para dotar a los maestros de conocimientos actualizados y profesionalizar a quienes son empíricos, en aras de alcanzar mejores niveles de calidad en la enseñanza.

CARAZO TAMBIÉN CELEBRA

Alrededor de unas veinte escuelas y centros de educación secundaria marcharon estos días 14 y 15 de septiembre, en Jinotepe, Carazo, en saludo a las fiestas patrias.

La delegada departamental del Ministerio de Educación, Yadira Calero, dijo que en ocasión de las efemérides patrias, la comunidad educativa del departamento de Carazo estaba llevando un mensaje de unidad a la ciudadanía, fortaleciendo los valores y el patriotismo que caracterizan a los nicaragüenses.

Inauguran mural

Calero dijo que en Carazo hay 219 colegios de primaria y de secundaria, donde se imparte clases a 43,300 estudiantes en todas las modalidades y programas que atiende el Ministerio de Educación.

A nivel municipal participaron de las fiestas patrias, 7 mil estudiantes, 200 maestros de primaria y 160 de secundaria.

Por su parte Ninoska Martínez Artola, delegada municipal del Mined, informó que este 15 de septiembre, en un acto cívico, se inauguró el mural en honor a los próceres y héroes de la Independencia, en el Parque de la Bandera, en Jinotepe.

El nuevo Diario

 

HONDURAS: DISCURSO FNRP 15 DE SEPTIEMBRE DE 2014‏

15 DE SEPTIEMBRE
¿Cuál independencia?
Hace 193 años que las provincias de Centroamérica se separaron de la corona española. Este hecho político significó solamente el traspaso del poder de los conquistadores a los criollos que eran los hijos de españoles, sin que hubiese un movimiento de resistencia que proclamara esa independencia. La independencia fue una estrategia de la oligarquía de ese entonces para que nada cambiara y las cosas siguieran igual.
Con la independencia de las colonias se conforman los Estados débiles de la región, herederos una estructura y una economía colonial dependiente, sin desarrollo de las fuerzas productivas y con una concentración de la tierra en pocas manos, latifundistas conquistadores y herederos de los españoles que son los que se declaran  abanderados de la desintegración de la Federación de los Estados Centroamericanos. Es aquí cuando surge la figura más preclara de la época, más visionaria, con ideas modernistas del desarrollo, la imagen del paladín de la unión de los Estados Federados Centroamericanos, comandando el Ejercito Protectorado de la Ley, defensor de las garantías constitucionales, el General Francisco Morazán, héroe de la región, no de papel, ni por decreto, ni por ser golpista, sino por ser el defensor de la federación y las ideas del liberalismo, de la soberanía contra la conquista del capital inglés.
El general Francisco Morazán luchó por mantener unidos e incólumes  a los Estados federados de la región, por mantener una economía independiente libre de la injerencia del capital inglés, porque el territorio no fuese mancillado, ni entregado a potencias extranjeras. Su preocupación fundamental fue la educación de los pueblos, su idea era que un pueblo educado era un pueblo libre. Fue Morazán el primero que declara la educación pública y establece la primera Ley de Educación y la convierte en laica, gratuita y proclama la educación como un derecho de la ciudadanía.
Por eso las luchas de Morazán son heroicas porque se enfrentó a la oligarquía, a la cúpula conservadora de la iglesia y al capital ingles que fueron los que conspiraron para su derrocamiento. Esa misma oligarquía, esa misma clase social, esos mismos grupos de poder, que en aquel entonces conspiraron contra el general Morazán para su derrocamiento y fusilamiento, son los mismos que conspiraron contra el golpe de Estado de junio del 2009 contra el gobierno de Manuel Zelaya y que hoy conspiran contra el pueblo hondureño, imponiéndole más impuestos, privatizando las empresas de servicio público como la ENEE, el SANAA, HONDUTEL, el Seguro Social y los servicios de salud.
¿De qué independencia nos hablan la oligarquía y los grupos de poder?
¿Podemos hablar de independencia cuando se han entregado las empresas estatales al capital transnacional. Cuando se ha privatizado el transporte, los servicios de energía eléctrica, del agua, de las telecomunicaciones, de la portuaria, de la salud, y la educación que esta camino a la privatización  con la municipalización que será la entrega a las ONGS como en salud? Cuándo quien manda y decide sobre el presupuesto del Estado, quien define las políticas públicas y el gasto social son los Organismos Financieros Internacionales, como el Fondo Monetario Internacional  y el Banco Mundial.
En este gobierno entreguista antinacional, neoliberal y dictatorial se está vendiendo el territorio, violando la soberanía nacional, entregando el territorio al capital transnacional con las mal llamadas ciudades modelos que son un espejismo del desarrollo. Las ciudades modelos son la venta de la nacionalidad al capital de las grandes transnacionales, estas serán otro Estado dentro del Estado nacional, para ingresar a estas ciudades es como ingresar mojados a los Estados Unidos, los hondureños seremos ilegales dentro de nuestro territorio.
Esta es la independencia que nos pregonan los gobernantes y la oligarquía, que tienen a este pueblo en la peor de las crisis.  Crisis económica, política, el sistema de salud ha colapsado, hoy tenemos una crisis de soberanía alimentaria, donde los frijoles que son el principal alimento en la mesa de los hondureños a desaparecido y se ha convertido en el caviar de los pobres, escaso y caro, porque el Estado ha sido incapaz de definir políticas de desarrollo rural y garantizar la soberanía alimentaria de la población.
La protesta pública y la denuncia contra la corrupción ha sido criminalizada, hay una constante violación al derecho de la libre expresión. Los periodistas que denuncian los actos de corrupción y el despotismo de los funcionarios públicos como los comunicadores de Radio y TV Globo son juzgados y criminalizados, y otros corren con peor suerte, son asesinados. Hay violación sistemática de los derechos humanos, asesinatos de dirigentes campesinos y campesinas, obreros, de dirigentes miembros activos de la Resistencia Nacional y del Partido Libre.
A pesar de vivir en una sociedad militarizada, donde todos los espacios públicos han sido tomados por los militares, incluyendo la seguridad, los hondureños vivimos en una inseguridad sin precedentes. Los altos índices de homicidios son alarmantes, se calcula 90 muertos por cada 100,00 habitantes, ni siquiera se puede comparar con los países en guerra como Irak, Siria, Afganistán o Gaza que ha sido destruida por Israel. Hoy Honduras se considera el país más violento y peligroso del mundo, según las Naciones Unidas 20 con muertes  diarias. Sin embargo, el gobierno por decreto y mediante show mediáticos quiere reducir los índices de criminalidad y ocultar la violencia, porque sus políticas de seguridad han sido un fracaso, porque no son integrales ni cuentan con la participación de la ciudadanía.
Por eso este 15 de septiembre, no celebramos la independencia, sino que protestamos contra la entrega y la ocupación del país.  Contra la corrupción y saqueo descarado que sido objeto el Instituto Hondureño de Seguridad Social por delincuentes de cuello blanco que formaron una red de tráfico de influencias, de donde salieron fondos para financiar campañas de políticos y de partido, de cuya corrupción aún no sea dicho todo, quienes son los grandes que están por encima o por debajo de Mario Zelaya. Lo que se pretende con este saqueo del IHSS es la privatización de los servicios de salud y del fondo de jubilaciones, pensiones e invalides.
Estamos en contra de las ciudades modelos porque son la venta del territorio y la entrega de la soberanía nacional al capital transnacional, violenta la integridad territorial, es una puñalada en el corazón de la patria al cual nos debemos oponer todos los hondureños que amamos a este país y queremos una patria más digna, más humana, más igualitaria e incluyente.
Por eso, desde el Frente Nacional de Resistencia Popular proclamamos la refundación del Estado nacional, nuestra lucha sigue siendo la Asamblea Nacional Constituyente para la refundación de la sociedad, para lograr nuestra verdadera independencia y soberanía. Con respeto a la autodeterminación de los pueblos, para seguir los legados del general Francisco Morazán que murió por defender la soberanía y los interés de la patria grande de Centroamérica.
Tegucigalpa, municipio del Distrito Central 15 de septiembre del 2014.
 RESISTIMOS Y VENCEREMOS.
FRENTE NACIONAL DE RESISTENCIA POPULAR.