Rep. Dominicana: ONU pide “celeridad e independencia” en la investigación por muertes de niños en hospital

El Sistema de Naciones Unidas en la República Dominicana expresó su preocupación por el fallecimiento de once niños en el hospital infantil Robert Reid Cabral, ocurrido durante el fin de semana del 3 al 5 de octubre.

A través de una nota de prensa enviada por Unicef, el organismo se solidarizó con el dolor que viven las familias de los niños muertos y saludó la medida oficial de investigar de manera exhaustiva las causas de las muertes.

Al mismo tiempo, instó a que dicha investigación “se lleve a cabo con celeridad e independencia”.

“La investigación tiene que servir para determinar las circunstancias específicas de los hechos ocurridos en el hospital pediátrico, dirimir responsabilidades, resarcir a las familias de los niños víctimas, si hubiera lugar, y tomar medidas adecuadas para evitar que hechos similares se repitan”, expresó en el documento.

El Sistema de Naciones Unidas subrayó que “el derecho a la vida de los niños y niñas debe ser garantizado en la máxima medida de lo posible y con la mayor cantidad de recursos disponibles, tal como se establece en la Declaración Universal de Derechos Humanos, la Convención sobre los Derechos del Niño, la Ley General de Salud, el Código del Sistema de Protección de los Derechos de los Niños, Niñas y Adolescentes y la Estrategia Nacional de Desarrollo”.

Acentuó que garantizar estos derechos supone tomar “todas las medidas necesarias para que ningún niño o niña se muera habiendo los conocimientos, recursos y capacidades para impedirlo”.

Hizo referencia a datos de la última Encuesta Demográfica y de Salud (Endesa), que fija la tasa de mortalidad infantil en República Dominicana 27 por cada mil nacidos vivos, cuando el promedio de América Latina y el Caribe es de 25 por mil.

Según el estudio, el 80% de estas muertes ocurren en el período neonatal y tienen como principales causas la sepsis bacteriana (35.6%) y el síndrome de dificultad respiratoria (28.4%).

Para el Sistema de Naciones Unidas, “se trata de muertes que se podrían evitar mejorando la calidad del control prenatal, la atención al parto y la atención inmediata al recién nacido”.

7 Días