En masiva protesta contra el modelo privatizador piden la renuncia de Cartes

Miles de campesinos y miembros de organizaciones sociales y políticas marcharon ayer por las calles de Asunción para finalmente colmatar la Plaza de la Democracia, donde se realizó un acto por el Día Internacional de los DDHH con alto tinte político.

Convocados por el Congreso Democrático del Pueblo, más de cinco mil manifestantes marcharon desde la Plaza Italia hasta la Plaza de la Democracia, coreando consignas contra el presidente Horacio Cartes, a quien exigían a gritos que deje el cargo con todos sus colaboradores.

A la hora de los discursos, Najeeb Amado, secretario general del Partido Comunista Paraguayo, en representación del Frente Guasu, instó a la “lucha contra el capital mafioso y narco que gobierna el país”, hasta lograr “la liberación y la segunda independencia del Paraguay”.

Dijo que esa lucha debe llevar a derogar la Alianza Público Privada (APP) que “no es más que un proyecto de saqueo del presidente Cartes y de la cúpula del PLRA”.

Por su parte, María Beda Vergara, del Partido Paraguay Pyahurã, reclamó la carencia de tierra y los problemas de salud y educación.

Julia Franco, del partido Kuña Pyrenda, pidió resistencia, mientras que el grupo Desde Abajo hizo una representación en la que se pide “una revolución contra el presidente vendepatria y cocainero”.

Denuncia. Los campesinos denunciaron que la Policía detuvo desde las primeras horas de ayer a los ómnibus que los transportan a Asunción para la marcha, en San Pedro, Caaguazú, Canindeyú y Caazapá.

“Las unidades de transporte contratadas funcionaban como líneas regulares hasta ayer, sin problemas para circular. Sin embargo la Policía, en conjunto con la Dirección Nacional de Transporte, detuvo solo a los colectivos de los manifestantes”, expresaron.

Detallaron que en Cruce 6.000, los campesinos de San Pedro y Canindeyú rebasaron las barreras policiales colocadas para llegar a Asunción.

Tras cierres de ruta en protesta por el boicot, lograron ponerse en camino. Lo mismo ocurrió en Coronel Oviedo.

Última Hora