“El TISA es hijo de la globalización. Sin embargo, Uruguay tiene que estar en la negociación para saber qué van a hacer los grandes países y tomar postura” – José Mujica, expresidente de Uruguay y actual senador

José Mujica expresa que el TISA es hijo de la globalización, pero Uruguay tiene que estar

Mujica participó en el ciclo de conferencias “Uruguay del futuro”, que organiza la candidata a la Intendencia de Montevideo por el Frente Amplio, Lucía Topolansky.

En ese marco, el jefe de Estado se refirió al TISA, un tratado internacional integrado por 24 países, incluido EE.UU y la Unión Europea, que promueve la liberalización del comercio de servicios tales como la banca o el transporte.
Uruguay tiene que estar

Mujica expresó que si bien el TISA es “hijo de la globalización”, de todos modos “Uruguay tiene que estar en la negociación para saber qué van a hacer los grandes países y tomar postura”.

El legislador también remarcó que Uruguay “debe continuar luchando por aumentar la diversificación de mercados y saber que no existe una panacea”.

Dijo que “parte del rol de la política es anticipar lo que va a pasar en 20 o 30 años y actuar en consecuencia”. Por ello, aseguró que es necesario “penar regionalmente”.
Polémicas

El pasado jueves, el PIT-CNT expresó su “oposición y rechazo” a la firma del acuerdo a través de un paro parcial, bajo la consigna: “Cambio profundo para seguir avanzando”.

Por su parte, el ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori, había indicado que Uruguay “no puede perder la posibilidad” de avanzar en la firma del TISA.

En las últimas horas el canciller, Rodolfo Nin Novoa, dijo que “Uruguay tiene que integrar el acuerdo para poder establecer cuáles son los servicios que el país no abrirá a la competencia extranjera, o las normas que hará respetar”.

Una comisión compuesta por los ministerios de Relaciones Exteriores, Economía, Industria, Trabajo y Transporte se reunirá este miércoles para elaborar un informe preliminar sobre la eventual participación de Uruguay en el acuerdo e informará al PIT-CNT.

La Red 21