Maestros de Oaxaca anuncian paro indefinido y boicot electoral

La asamblea de la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE-CNTE) acordó estallar un paro indefinido de labores a partir del 1 de junio y ratificó su decisión del boicot a la farsa electoral federal a partir de este lunes.

Con estos acuerdos, alrededor de 82 mil maestros dejarán sin clases a un millón 380 mil estudiantes de los 11 niveles educativos al cerrar 13 mil 827 escuelas por “la defensa de los derechos laborales de los trabajadores de la educación y en contra de la evaluación punitiva, en perspectiva de la acumulación de fuerzas hacia la huelga nacional”.

De igual forma, la asamblea magisterial ratificó este domingo su acuerdo del boicot a la farsa electoral federal a partir del 18 de mayo de 2015 con las regiones movilizadas en la toma del distrito electoral central.

Sin embargo, a partir del 1 de junio al iniciar el paro nacional determinaron tomar masivamente las instalaciones de los 11 distritos electorales del Instituto Nacional Electoral en la entidad.

Por consiguiente, el movimiento magisterial se mantiene en “alerta máxima” ante cualquier amenaza o intento de represión ante su determinación de continuar con la movilización estatal y nacional en defensa de los derechos de sus trabajadores.

Los maestros consideran que en Oaxaca no hay condiciones para realizar la farsa electoral, sin embargo, no quisieron adelantar el “menú de acciones” a realizar previo y durante la jornada electoral del 7 de junio.

Y es que los maestros se pronunciaron en contra del regreso del priismo a la gubernatura y por que los partidos políticos han alterado los derechos elementales del pueblo de México.

Los maestros se pronunciaron categóricamente en contra del exsecretario general de la Sección 22, Azael Santiago Chepi, actual candidato a diputado federal por el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) por ocupar al magisterio como trampolín político y candidatearse por segunda ocasión por una curul y por su vínculo abierto con el priismo”.

También se refirieron a la candidata a diputada federal del PRI, Beatriz María Rodríguez Casasnovas, quien fue operadora de las caravanas de la muerte en el periodo de Ulises Ruiz Ortiz.

Así como en contra del candidato a diputado federal del PRD por el V Distrito federal electoral, José Antonio Estefan Garfias, por violentar los derechos humanos de la población de la agencia municipal de San Cristóbal municipio de Santa María Jalapa del Marqués en contubernio con Víctor Calas delegado de vialidad y transporte del Istmo de Tehuantepec y el ex diputado local Cristóbal Carmona Morales, de Nueva Alianza.

Proceso