El presidente presenta al Congreso candidatos para reemplazar a su vice

El presidente Otto Pérez Molina presentó ayer por la tarde a sus tres propuestas para que el Legislativo realice la selección final de la persona que ocupará la plaza vacante de Vicepresidente, para los ocho meses que le restan a la actual administración.

Durante el fin de semana el mandatario seleccionó dentro de su Gabinete a los funcionarios que llenan el perfil que a su juicio debe tener su compañero de fórmula.

Los elegibles son la comisionada presidencial para la Reforma Policial, Adela Camacho de Torrebiarte; el ministro de Trabajo, Carlos Contreras, y el secretario Ejecutivo del Gabinete de Desarrollo Rural, Adrián Zapata.

Los tres, dijo el Presidente, tienen el conocimiento necesario para poder continuar con el desarrollo de los tres pactos que su administración impulsa que son Hambre Cero, Seguridad, Justicia y Paz y de crecimiento económico.
De Adela de Torrebiarte, Pérez resaltó que “es una mujer comprometida desde hace muchos años con la realidad del área social”, mencionó que es fundadora del grupo de la sociedad civil Madres Angustiadas, que le llevó a incidir en temas de seguridad.

De Contreras resaltó su capacidad para el diálogo con diferentes sectores del país. “Una de las grandes capacidades que veo es la búsqueda de acuerdos, su flexibilidad para encontrar esos acuerdos con diferentes sectores”.

 

A Zapata se refirió como, un hombre a quien “conozco toda su trayectoria”, sobre todo, resaltó, su lucha por los más desposeídos. “Es un hombre de campo que tiene constante comunicación con diferentes sectores. Conoce la realidad del país”, apuntó Pérez.

En otros temas

Al ser cuestionado sobre si haría pública su declaración patrimonial, el mandatario hizo un llamado al respeto a los procesos legales y dejar que las instancias respectivas se encarguen de lo que les corresponde.

Llamó a la cordura a las personas que se han organizado para manifestarse en la Plaza Central y reiteró que se respete el curso de los procesos.

El Periódico

 

Baldetti habla después de 22 días de silencio

Después de 22 días sin hacer ninguna aparición pública y de dos después de oficializarse su renuncia, la ex vicepresidenta Roxana Baldetti se pronunció ayer acerca del escándalo de La Línea, de su exsecretario privado Juan Carlos Monzón y de los motivos de su dimisión.

El medio elegido por la exmandataria para pronunciarse fue la cadena radial Sonora, que trasladó la entrevista a su residencia en zona 10, según aseguraron, “por motivos de seguridad”.

Baldetti negó cualquier vínculo con la estructura defraudadora y aseguró desconocer las actividades de Monzón. “¿Cómo puede ser posible que alguien tan eficiente…?”, “lo que menos me hubiera imaginado yo…” expresó la exfuncionaria, en unas respuestas a medio acabar.

Renzo Rosal, analista independiente, evaluó la entrevista como “descarada”. “Queda comprobado que esta persona perdió el sentido de la realidad y con esta aparición dejó más incertidumbres sobre el nivel de responsabilidad del Presidente en muchos hechos”, apreció.

Rosal cuestionó que la ex Vicepresidenta mencionara a la esposa del Presidente y aseguró que se confirmó la relación que Baldetti mantiene con Monzón. “El viaje a Corea es la clave para ver dónde está hoy su ex Secretario”, indicó.

Marvin Flores, de Acción Ciudadana, remarcó que en la entrevista la exmandataria se contradijo, ya que aseguró que no estuvo con Monzón en Corea después de ser informada. Esto, a pesar de que en la conferencia de prensa que realizó el 19 de abril, afirmó que ella le puso al tanto del desmantelamiento de la estructura de La Línea.

Flores también criticó los comentarios de Baldetti acerca de las manifestaciones ciudadanas, las cuales intentó deslegitimar. “Nosotros hemos pensado si la Vicepresidenta realmente tiene algún problema para analizar las cosas”, comentó el analista.

“Ella incluso llegó a decir que pudo haber duplicado los manifestantes. A la larga, ella ni como Vicepresidenta ni como ciudadana ha tenido una real dimensión de lo que ocurre en el país. No puede deslegitimar estas protestas porque le hará más daño al gobierno de Pérez Molina”, concluyó.

El Periódico