Denuncian ataque de paramilitares contra jóvenes en huelga de hambre

Varios paramilitares intentaron matar a los indignados que realizan huelga de hambre a inmediaciones de Casa Presidencial en la capital de Honduras.

El hecho ocurrió alrededor de la una de la mañana, cuando varios pistoleros llegaron a la manifestación, que exige la instalación de una comisión antimafias, a provocar disturbios e intentar matar a los que se encontraban acompañando a los jóvenes que iniciaron este lunes una huelga de hambre.

Uno de los manifestantes fue herido y trasladado a un centro hospitalario para ser atendido y su condición se encuentra estable.

A pesar de la agresión, la Guardia de Honor Presidencial no accedió a desmontar el cerco instalado para impedir el acceso de los acompañantes a la manifestación contra el presidente Juan Hernández.

Además, es usado como el “método ideal de disuasión, tanto de los que protestan, como los que lo acompañan en este momento (…) los problemas que puede acarrear, que pueden ser estrés postraumático”.

A pesar del carácter pacífico de la protesta, según los organizadores, les han prohibido acercarse a la malla que los separa de la prensa y simpatizantes del movimiento de los indignados.

El coordinador del movimiento, Ariel Varela, quien se encuentra en huelga de hambre, denunció que no podía acercarse al perímetro, por lo que advirtió al presidente Hernández que “mi vida depende de lo que decida él”.

Criterio

Gobierno propone crear sistema de combate a la impunidad y corrupción

La creación de un Sistema Integral Hondureño de Combate a la Impunidad y la Corrupción propuso anoche el presidente Juan Orlando Hernández.

La propuesta fue planteada como punto de partida para el inicio de un proceso de diálogo y debate con todos los sectores de la sociedad que demandan con urgencia la impartición de justicia.

Detalló que el sistema de combate a la impunidad y la corrupción funcionaría a partir de cinco componentes: el primero sería una unidad de supervisión y apoyo al Ministerio Público contra la corrupción e impunidad.

Esta unidad estaría integrada por fiscales hondureños e internacionales de prestigio y comprobada experiencia.

El segundo componente tiene que ver con una unidad de supervisión y apoyo al Consejo de la Judicatura y la Inspectoría de Tribunales.

El tercero se refiere a una unidad especial para la seguridad de jueces, fiscales, sus familias e instalaciones.

El cuarto componente señala la creación de un Observatorio del Sistema de Justicia, integrado por organizaciones académicas y de la sociedad civil que se guíe por una matriz de evaluación permanente del sistema de justicia. El último se refiere a un sistema de integridad empresarial.

“Esta es una propuesta que presentamos para un debate de altura, al cual invito a participar a los distintos sectores”, dijo.

Sostuvo que será una oportunidad “para que aporten sus ideas e iniciativas necesarias para la construcción de un consenso que permita la realización de los cambios profundos que nuestra sociedad demanda”. Hernández expresó a los hondureños que la propuesta del sistema integral hondureño de combate a la impunidad y la corrupción plantea el fortalecimiento y la participación de la sociedad hondureña y de los poderes del Estado para enfrentar de manera constructiva y democrática los retos de la nación.

“Las diferentes demandas y solicitudes de los sectores de la sociedad con los que nos hemos reunido requieren una solución integral y amplia, que produzca resultados contundentes”, afirmó.

Consideró que la propuesta es más amplia e incluyente que la planteada por los sectores de la oposición que demandan la instalación de una comisión internacional contra la impunidad en el país.

Afirmó que el planteamiento “proporciona seguridad a jueces y fiscales, crea un observatorio y una matriz de evaluación de la justicia, y establece un sistema de integridad para el sector empresarial”.

Diálogo

El titular del Poder Ejecutivo dijo que esta es una invitación al diálogo social “sin condiciones de ninguna naturaleza”, el cual estará iniciando de inmediato en compañía de los presidentes de los otros poderes del Estado y el fiscal general de la República.

“Esta es la hora de tomar decisiones serias, es la hora de que decidamos la Honduras que les heredaremos a nuestros hijos, este es el momento de afrontar con responsabilidad y valentía los cambios que nadie se ha atrevido a realizar y no pueden esperar más. Hago un llamado a la sociedad hondureña para que se sumen a nuestra lucha por la dignidad y la transparencia, por la aplicación de la justicia con equidad, y porque la institucionalidad hondureña se fortalezca porque los cambios que estamos promoviendo son profundos y transformarán a nuestra nación de forma irreversible”, dijo.

Reiteró que Honduras ya había solicitado en 2010 y 2011 a las Naciones Unidas apoyo para la instalación de una comisión internacional contra la impunidad, respondiendo con una oferta de apoyo técnico al Ministerio Público.

Sostuvo que desde que asumió la Presidencia estableció la lucha contra la corrupción como uno de los cuatro principales ejes del Gobierno, para lo cual se comenzaron a tomar medidas en el Seguro Social, el Instituto de la Propiedad, aduanas, Migración, Transporte, entre otras.

“Esas acciones han tenido su costo porque los que antes hacían ‘movidas’ y negocios turbios con el Estado, los que evadían impuestos, los que traficaban con personas, los que falsificaban los registros de propiedad, los que extorsionaban y los que vivían de traficar con drogas hoy han reaccionado en contra nuestra y están buscando desestabilizar las instituciones democráticas”, agregó.

Los cinco componentes fundamentales para el “Sistema Integral Hondureño de Combate a la Impunidad y la Corrupción”

Primero: Una unidad de supervisión y apoyo al Ministerio Público contra la corrupción e impunidad, la cual estaría integrada por fiscales hondureños e internacionales de reconocido prestigio y comprobada experiencia para el acompañamiento técnico y científico.

Segundo: Una unidad de supervisión y apoyo al Consejo de la Judicatura y la Ispectoría de Tribunales contra la corrupción y la impunidad, integrada por juristas hondureños y jueces internacionales de reconocido prestigio y comprobada experiencia para el acompañamiento técnico y científico.

Tercero: Una unidad especial para la seguridad de jueces, fiscales, sus familias e instalaciones, bajo la responsabilidad del Consejo Nacional de Defensa y Seguridad.

Cuarto: Un observatorio del sistema de justicia, integrado por organizaciones académicas y de la sociedad civil que se guíe por una matriz de evaluación permanente del sistema de justicia; y

Quinto: Un sistema de integridad empresarial regido por los principios de transparencia e integridad internacionalmente aceptados y con el marco legal apropiado para su implementación.

La Prensa