El GAFI retira a Ecuador de su lista de riesgo

Los avances de Ecuador en materia de la lucha contra lavado de activos, terrorismo y su financiamiento permitieron su retiro de la clasificación del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI), como jurisdicción con deficiencias estratégicas en esta materia, según informó ayer la Procuraduría General del Estado (PGE).

El país pasará temporalmente a la lista de naciones en proceso de cumplimiento.

La decisión fue tomada por el pleno del GAFI, reunido en Brisbane, Australia, luego de aprobar el informe del Grupo de Revisión de Cooperación Internacional, según el cual “Ecuador ha alcanzado progresos significativos para consolidar su régimen antilavado y antifinanciamiento del terrorismo”.

Entre los puntos analizados por el organismo están la tipificación adecuada del lavado de activos y el financiamiento terrorista, el establecimiento de procedimientos adecuados para identificar y congelar activos terroristas, y la coordinación para la supervisión del sector financiero.

El Código Orgánico Integral Penal (COIP), es uno de los instrumentos que ha abonado al control de estos ilícitos en Ecuador al abordarlo con más precisión. El artículo 317 especifica que el lavado de activos queda configurado cuando una persona, en forma directa o indirecta, “tenga, adquiera, transfiera, posea, administre, utilice, mantenga, resguarde, entregue, transporte, convierta o se beneficie de cualquier manera, de activos de origen ilícito. Así también, en caso de que oculte, disimule o impida la determinación real de la naturaleza, origen, procedencia o vinculación de activos de origen ilícito”.

El documento hace otras especificaciones en las formas de operaciones del lavado de activos, así como de sanciones.

El Telégrafo

¿Qué es el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) o el Financial Action Task Force (FATF)? 

El Grupo de Acción Financiera Internacional – GAFI (Financial Action Task Force – FATF, en inglés) es una institución intergubernamental creada en 1989 por el G7 para promulgar un marco internacional de las normas de prevención del blanqueo de capitales. En aquel momento contaba con 16 países miembros y en la actualidad está formada por 34 países, 2 organizaciones regionales (Consejo de Cooperación de los Estados Árabes del Golfo (GCC) y la Comisión Europea), ocho miembros asociados y cuenta con 25 organizaciones internacionales como observadores entre las que están el FMI, la ONU y el Banco Mundial.

El GAFI es un organismo multidisciplinar

patrocinio

Es un organismo multidisciplinar, con expertos en temática jurídica, financiera y operativa. El GAFI cuenta con un presupuesto y una estructura de tamaño modesto, y no está adherido a ningún organismo internacional aunque su secretaría está ubicada desde 1992 en la sede de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) en París.

El pleno del GAFI está formado por representantes de los estados miembros y se reúne tres veces al año. En el caso de España suelen acudir a los plenos representantes de los ministerios de Economía, Asuntos Exteriores y Cooperación, Interior y Justicia, así como representantes de la SEPBLAC. Su presidencia es rotativa, de tal forma que cada año corresponde a uno de sus miembros.

Las 40 recomendaciones del GAFI

El GAFI ha publicado una serie de 40 recomendaciones que consisten en un marco conceptual que requiere la implementación legal y normativa en cada país miembro para adaptar su marco regulatorio a estos estándares internacionales.

La misión inicial de la GAFI fue centrarse en la prevención de la utilización del sistema bancario y otras instituciones financieras para el blanqueo de capitales derivado del narcotráfico. Las primeras recomendaciones en esta línea de actuación fueron publicadas en 1990. En 1996 fueron modificadas para reflejar la evolución del lavado de activos y sus técnicas, y para ampliar el espectro de los delitos asociados. Tras el atentado a las Torres Gemelas en EE.UU. en 2001, el GAFI expandió su objetivo en contra de la financiación de actos y organizaciones terroristas. En 2003 las recomendaciones fueron revisadas de nuevo y la última modificación se llevó a cabo en 2012 abarcando el lavado de activos, la financiación del terrorismo, así como también la financiación de la proliferación de armas de destrucción masiva.

Esta última revisión de las recomendaciones es la que está vigente actualmente y entre los cambios cabe destacar la modificación que se hizo sobre el Enfoque Basado en el Riesgo en una sola recomendación que se aplica trasversalmente y que prioriza la evaluación de riesgos a escala nacional, para adaptar la normativa hacia esa dirección, teniendo además en cuenta la evolución de esos riesgos.

En cuanto a la Cooperación y Coordinación Nacional se recomienda la creación de legislación para la prevención del blanqueo de capitales, y la creación de un ente que lo coordine.

Otra novedad fundamental es la incorporación del delito fiscal como delito precedente del lavado de activos y se incorporó el deber de considerar la adopción de medidas que permitan que el producto o los instrumentos del delito sean decomisados sin que se requiera de una condena penal -decomiso sin condena-. Además las nuevas recomendaciones también hacen mención a que debe impedirse el abuso de estructuras jurídicas y que las autoridades competentes deben tener acceso oportuno a la información de dueño beneficiario de personas jurídicas y fideicomisos.

Con respecto al financiamiento del terrorismo, se aclaró el estándar, sobre todo en cuanto a la implementación de sanciones financieras dirigidas y se insta a implementar sanciones para cumplir con las Resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas relativas a la prevención, represión e interrupción de la proliferación de armas de destrucción masiva y su financiamiento.

La lista negra del GAFI

Periódicamente también el GAFI también publica una lista de estados o territorios que no cooperan. La última actualización de esta lista se llevó a cabo en febrero 2015 e incluye a 2 países en la lista roja: Irán y Corea del Norte; 3 en la lista negra: Argelia, Ecuador, y Birmania (República de la Unión de Myanmar) y 12 países en la lista gris: Indonesia, Afganistán, Angola, Guayana, Panamá, Irak, Papúa Nueva Guinea, Laos, Siria, Uganda, Sudán, Yemen.

Oroy Finanzas