Crisis fiscal: Gobierno admite que no podrá pagar deuda que vence este sábado

El secretario de la Gobernación Víctor Suárez confirmó el miércoles que la Corporación para el Financiamiento Público (PFC) no podrá cumplir con el pago a los bonistas de $57.9 millones que tiene pendiente para el 1 de agosto.

Por el otro lado, el funcionario indicó que el gobierno está haciendo una serie de ajustes para inyectarle un poco de liquidez al Banco Gubernamental de Fomento (BGF), de modo que pueda cumplir con el pago a los bonistas de más de $100 millones que también están pendientes para inicios del próximo mes.

“El flujo de efectivo está delicado por lo que estamos estableciendo las prioridades operacionales y no vemos que haya el dinero disponible para el pago”, dijo Suárez.

Al preguntársele si ya se le informó a los bonistas sobre la determinación del gobierno, el secretario dijo “no sé si ya se ha dado el proceso”.

El panorama plantea un incumplimiento el repago de la deuda del PFC y un posible cumplimiento en el repago de la deuda del BGF. La diferencia, según explicó Suárez, es que el BGF paga la deuda con la liquidez que posee mientras que el repago del PFC depende de los fondos del gobierno central, los cuales están limitados después de la deficiencia en caja de más de $600 millones y el cierre de los mercados de capital que impide que el gobierno tome prestado las Notas de Anticipación de Impuestos (TRANs, en inglés).

El Nuevo Día