Crisis fiscal: Gobierno se reúne con bonistas en primer intento para reestructurar la deuda

Funcionarios del Gobierno, encabezados por la principal oficial financiera de esta administración, Melba Acosta, se reunirán hoy en Nueva York con cientos de representantes de los acreedores del País en un encuentro que se espera sea el primer paso para encaminar una reestructuración de la deuda pública de Puerto Rico.

La presentación será en las oficinas de CitiGroup en Manhattan a las 3:00 p.m.

Este será el primer encuentro cara a cara entre representantes gubernamentales y un amplio grupo de acreedores del Gobierno desde que el gobernador Alejandro García Padilla reconoció que la deuda del País -que asciende a alrededor de $72,000 millones- es “impagable” a la luz de la situación actual.

En la reunión se espera que participe la exdirectora gerencial del Fondo Monetario Internacional (FMI), la economista Anne O. Krueger, para presentar el informe que preparó junto a otros expertos sobre la difícil situación fiscal de la Isla.

En los últimos días, funcionarios del Gobierno han establecido que esta será una presentación inicial para establecer las bases para las negociaciones que se avecinan, pero miembros de la oposición política sostienen que el trabajo debe comenzar ya, con un plan de acción concreto para dar pie a la reestructuración.

El presidente de la Cámara de Representantes, Jaime Perelló, aseguró ayer que “todas las cartas deben estar sobre la mesa” durante la reunión.

No obstante, Perelló advirtió que el informe preparado por Krueger no debería ser utilizado para definir la política pública del gobierno de Puerto Rico, sino como un documento con recomendaciones cuya implementación deberían ser analizadas por todas las partes involucradas en el proceso.

“Hay que buscar cada una de esas recomendaciones para discutirlas y buscar consenso en el País. No se puede descartar nada de salida. Todos los sectores deben asumir su responsabilidad. Hay que verlo todo porque la situación es muy crítica”, indicó el líder cameral, quien forma parte del Grupo de Trabajo para la Recuperación Económica de Puerto Rico, creado por el gobernador para buscar soluciones a los problemas fiscales.

Ayer, no fue posible obtener una entrevista con Acosta, presidenta del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), ni con funcionarios de La Fortaleza.

Voluntad para negociar

Durante el fin de semana, Acosta insistió en que la reestructuración de la deuda es necesaria para impulsar la economía puertorriqueña. Unos 400 acreedores solicitaron participar de la presentación en Nueva York, en la cual habrá espacio para 350 bonistas en las oficinas del banco de inversión contratado por el Gobierno.

La administración de García Padilla ha utilizado el informe Krueger para sostener que la deuda de $72,204 millones del gobierno de Puerto Rico es impagable en los términos convenidos y entregará el documento a los acreedores durante la reunión de esta tarde. El informe, que ha generado controversia a nivel local, recomienda una serie de medidas que debería tomar el Gobierno para encaminarse hacia la recuperación económica, entre ellas reducir $2,000 millones en gastos para el 2020, aumentar las contribuciones a la propiedad inmueble, cerrar escuelas y modificar varias leyes laborales.

El viernes pasado, el BGF anunció que se propone comprar en el mercado abierto o en transacciones privadas las notas que posee por un valor posiblemente menor al que tenían las notas al momento en que fueron vendidas por primer vez, como una medida para atender los problemas económicos del agente fiscal. Esta sería la primera acción que se toma rumbo a una posible renegociación de la deuda del Gobierno.

Tanto Perelló como el presidente senatorial, Eduardo Bhatia, enviarán representantes al encuentro.

“Esto no es un ‘duérmete nene’ para que volvamos a enfrentar la misma situación en cinco a seis años”, sostuvo Perelló.

Urgen un plan concreto`

La vicepresidenta del Partido Nuevo Progresista (PNP) y portavoz de la minoría en la Cámara de Representantes, Jenniffer González, coincidió ayer con el presidente cameral al señalar que los participantes de la reunión no pueden “descartar opciones” antes de comenzar el diálogo, pero sostuvo que el Gobierno “no arrancó con buen pie”.

“Espero que esa reunión, en la que va a estar la doctora Krueger, no sea solo para leer su informe. Debe haber una expectativa de ellos (los bonistas) de que hayan planes concretos del Gobierno para una reducción de gastos, no todo puede ser impuestos a la gente. Nosotros en Puerto Rico no hemos visto un plan concreto, vamos a ver si en esa reunión lo presentan”, sentenció González.

Cuando se anunció por primera vez que la reunión de hoy se llevaría a cabo, se informó que sería “una reunión introductoria” para presentarles en persona a los acreedores la situación real de las finanzas del País y las medidas que ha tomado el Gobierno para cumplir con los pagos de las deudas. La representante penepé expresó que espera que no sea un encuentro “para saludarse en una mesa”.

“Se tiene que llegar a la reunión con una intención real de pagar y explicar por qué no se puede pagar bajo los términos y condiciones actuales. Tienes que demostrar que quieres pagar. Ese ‘willingness’, esa buena fe, tiene que venir de parte del deudor, que es el Gobierno”, indicó González.

El Nuevo Día

Boricuas protestarán en Nueva York contra fondos buitre

Sectores de la diáspora organizan una manifestación para hoy lunes frente a las oficinas de Citigroup en Nueva York, donde el gobierno de Puerto Rico se reunirá con acreedores para presentarles formalmente el informe Krueger y su decisión de reestructurar gran parte de la deuda pública.

La reunión va a tener lugar en el número 399 de Park Avenue, entre las calles 53 y 54 del este de Manhattan.

Grupos sindicales y cívicos anunciaron ayer que esperan realizar una protesta en las afueras del edificio en contra de la presión que ejercen en contra de la Isla fondos de inversiones de riesgo (hedge funds), que se han opuesto a la reestructuración de la deuda y a la posibilidad de que Puerto Rico tenga un mecanismo para manejar los procesos de bancarrota que parecen inevitables.

David Galarza, líder sindical boricua de Nueva York, sostuvo que este lunes mismo en horas de la noche (6:30 p.m.) habrá una reunión para desarrollar estrategias en torno a la situación fiscal y económica de Puerto Rico. La reunión se llevará a cabo en las oficinas del Sindicato Internacional de Empleados de Servicio (SEIU) en Nueva York, en el número 310 oeste de la calle 43, entre las avenidas 8 y 9.

Otros miembros de la diáspora tenían previsto sumarse ayer a otra protesta contra los fondos de cobertura o fondos buitre, durante un evento de recaudación del gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, auspiciado por el multimillonario empresario de fondos de cobertura Dan Loeb,

Junto a la autora principal del Informe Krueger, Anne Krueger, exfuncionaria del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, el gobierno de Puerto Rico tiene previsto explicar a acreedores mañana lunes sus planes encaminados a reestructurar la deuda pública.

La reunión va a ser transmitida en directo por internet.

Mañana, además, el gobernador Alejandro García Padilla, quien llegaría hoy a Washington, tiene programadas reuniones con autoridades federales, que no han sido detalladas.

Además de afirmar que el déficit fiscal proyectado del gobierno de Puerto Rico es mayor al antes previsto, el informe contiene una serie de recomednaciones para disminuir beneficios laborales en la Isla y excluir el país del salario mínimo federal.

Krueger ha destacado la posibilidad de alargar el período probatorio del trabajador para poder pagarle menos durante un período de tiempo más largo y criticado los beneficios laborales que permiten un bono de Navidad, “generosas” licencias por enfermedad y días festivos.

El Nuevo Día