Gobierno insta a acreedores a negociar deuda y designan nuevo equipo económico

El Gobierno de Puerto Rico instó a sus acreedores a negociar los términos de devolución de la deuda, sin ofrecerles nada en concreto, y evitar así las consecuencias de un litigio ante los tribunales estadounidenses que puede ser largo y costoso.

Este fue el mensaje transmitido ayer a los bonistas de la isla durante la primera reunión que el Gobierno de Puerto Rico mantuvo con ellos para tratar de convencerlos de la necesidad de renegociar los términos de la devolución de una deuda que asciende a 72.000 millones de dólares y que asfixia las cuentas de un territorio de 3,6 millones de habitantes.

Durante la reunión, que se prolongó por poco más de una hora en un auditorio de la sede de Citigroup en Manhattan, Jim Millstein, exempleado del Tesoro de EE.UU. y que ejerce como asesor de Puerto Rico en estas negociaciones, animó a los acreedores de la isla a mejorar su disposición a negociar, en beneficio de todas las partes, pero rehusó concretar propuestas.

Por su parte, la máxima responsable de las finanzas de Puerto Rico, Melba Acosta, aseguró que para superar la crisis se requieren sacrificios de todas las partes, tanto de la sociedad y el Gobierno puertorriqueños, como de los acreedores.

Según explicaron, un litigio “interminable” derivado de la incapacidad de la isla de pagar los intereses de la deuda tal y como se acordó en su día dañaría aún mas su situación financiera, lo que perjudicaría también a los acreedores, que tendrían más difícil recuperar su inversión.
“Estamos comprometidos a trabajar con todas las partes para asegurarnos de que Puerto Rico está en el camino correcto hacia la recuperación, y esperamos contar con ustedes en este proceso”, dijo Acosta.

En tanto, un pequeño grupo de manifestantes se apostaba ante la sede de Citigroup para reclamar a los acreedores que ayuden a la isla a salir del atolladero financiero en el que está envuelta.

En ese sentido, expresó el compromiso del Gobierno a presentar en un mes y medio un plan fiscal “creíble” a cinco años, cuyo cumplimiento esté garantizado por una junta independiente que ayude a darle la credibilidad de la que en la actualidad adolece la isla ante los mercados financieros.

También consideró que es necesaria una mayor implicación de Washington, a la que “no estamos pidiendo un rescate”, sino que abra vías legislativas que facilitarían la recuperación, según apuntó Acosta en respuesta a las preguntas de algunos acreedores.

Durante la reunión, el Gobierno de Puerto Rico indicó que era demasiado pronto para entrar en detalles sobre qué parte de la deuda quiere renegociar y qué términos propone, y dijo que eso habrá que definirlo en consenso con los acreedores.

“Les pido paciencia en lo que desarrollamos un plan creíble para atender la situación”, que se espera que esté listo antes del 1 de septiembre, dijo Acosta durante una reunión que fue transmitida también en abierto por internet.

Al respecto Millstein señaló que lo ideal sería ir viendo “emisor por emisor” y puso el ejemplo de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), que lleva cerca de un año negociando con sus acreedores, mientras que la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), otra de las más endeudadas, podría tener capacidad para realizar sus pagos a tiempo.

La reunión se dedicó básicamente a hacer una presentación del informe que un equipo encabezado por Anne Krueger, ex subdirectora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI) y ex economista jefe del Banco Mundial (BM), elaboró sobre la situación de la isla por encargo del Gobierno local y que ya fue difundido hace dos semanas.

Telemundo

Siete penepés integrarán grupo para elaborar plan económico de cinco años

El presidente del Partido Nuevo Progresista (PNP), Pedro Pierluisi, y seis legisladores de la colectividad integrarán el Grupo de Trabajo para la Recuperación Económica de Puerto Rico solo para la etapa de elaboración del plan de cinco años para atender la crisis fiscal por la que atraviesa el Gobierno, se informó este lunes.

Los legisladores que integrarán el grupo, creado por el gobernador Alejandro García Padilla mediante orden ejecutiva, son los portavoces del PNP en la Cámara y en el Senado, Jenniffer González y Larry Seilhamer, respectivamente; los portavoces alternos, el representante Johnny Méndez y el senador Carmelo Ríos, así como los portavoces de sus respectivas comisiones de Hacienda, el representante Waldemar Quiles y la senadora Migdalia Padilla.

La designación surge a raíz de la invitación que recibió Pierluisi, mediante carta, de parte del secretario de la Gobernación, Víctor Suárez, el pasado 10 de julio.

Pierluisi, según informó en comunicado de prensa, también le contestó a Suárez, mediante carta, los nombres de las personas que serían designadas al grupo.

En la misiva, asimismo, el presidente del PNP hizo referencia a la reunión que sostuvo con el gobernador del 30 de junio sobre la situación fiscal de Puerto Rico y le reiteró su disposición para participar en la elaboración de un plan fiscal para los próximos cinco años.

“Según conversamos ese día, un plan a cinco años incide en el próximo cuatrienio y, consiguientemente en la responsabilidad de la próxima administración, por lo cual su continuidad debe afianzarse lo más posible mediante la composición amplia de los participantes en su preparación. Tal elemento también contribuiría a la credibilidad y certeza del referido plan tanto en Puerto Rico como ante los mercados financieros y otros foros importantes”, dijo Pierluisi.

De paso, el presidente del PNP exigió a la administración de García Padilla transparencia en los procesos que se realizan para reestructurar la deuda.

“Ahora bien, mientras le reitero nuestra disposición a colaborar en la confección del plan fiscal, solicito que se nos mantenga debidamente informados de las gestiones de su administración con el fin de reestructurar el pago de la deuda pública (o parte de ella), dado el efecto que esas gestiones pudieran tener en futuros presupuestos y, por ende, en el propio plan”, dijo Pierluisi.

Primera Hora