Informe psiquiátrico impedirá al exdictador Ríos Montt enfrentar juicio por demencia

El jefe de Estado defacto, Efraín Ríos Montt, 89 años, no podrá enfrentar el segundo juicio por genocidio en su contra por estar incapacitado mentalmente, según el informe psiquiátrico del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif).

Su condición general de acuerdo con la historia médica y evolución crónica muestra
“un cuadro de deterioro cognitivo que le impide rendir adecuadamente en términos de pensamiento y juicio”, señala la primera conclusión de la evaluación.

Según el Inacif, en la actualidad el general retirado no se encuentra en pleno uso de sus facultades mentales, no es capaz de entender con propiedad cualquier cargo en su contra. “En consecuencia no es competente para asistir ni atender audiencias judiciales”.

Añade que su condición mental no tiene posibilidad de mejorar y que solo irá en deterioro.

Ríos Montt enfrenta una acusación por genocidio y deberes contra la humanidad por supuestamente haber ordenado la masacre de 1,771 indígenas ixiles durante su mandato, de marzo de 1982 a agosto de 1983

El 10 de mayo de 2013 Ríos Montt fue sentenciado a 80 años de prisión tras ser declarado culpable de genocidio y falta de deberes a la humanidad, pero la Corte de Constitucionalidad (CC) anuló la condena alegando errores procesales y ordenó realizar un nuevo juicio.

El Tribunal B de Mayor Riesgo fijó para el 23 de julio próximo el inicio de un nuevo juicio por genocidio contra el general golpista.

La defensa de Ríos Mott no se ha pronunciado.

Siglo 21