Uruguay: médicos y trabajadores de la salud paran en todo el país en reclamo de mayor presupuesto

La movida, que es iniciativa del Ejecutivo de la Federación Uruguaya de la Salud (FUS) –no médicos de la salud privada-, recibió la adhesión de los dirigentes del Sindicato Médico del Uruguay (SMU) y de la Federación de Funcionarios de Salud Pública (FFSP).

La propuesta contiene un paro, que en la FUS será de 8 a 15 horas en Montevideo, mientras que en el Interior será por 24 horas, una concentración a la hora 10 en la plaza Libertad, para luego, sobre las 11hs., marchar hasta la sede del Ministerio de Economía, donde realizarán un acto, con lectura de la proclama que contiene las reivindicaciones de las tres gremailes.

El primer punto, o sea el paro, no será efectuado tanto por el SMU como por la FFSP, los que sí adhieren, pero dejan en libertad a sus afiliados para que se sumen a las otras dos actividades; marcha y acto.

Cabe aclarar que si bien paran en la salud privada, se atenderán –mientras dure la medida- las urgencias, emergencias y a los internados con normalidad.

Más y mejor reforma

La plataforma de esta movilización es también compartida por las tres gremiales: que se aceleren los Consejos de Salarios, tanto del sector público como del privado, y que la Ley de Presupuesto destine los recursos necesarios para profundizar la reforma de la Salud, ya que es prioritario avanzar en las mejoras en las condiciones de trabajo y en la calidad de la atención de la población.

Acerca de esta medida, el presidente del SMU, Julio Trostchansky, sentenció que “estamos juntos y vamos a seguir juntos. El personal de la salud del Uruguay se une para dar una señal a quién deba entender esa señal”, mientras que Pablo Cabrera, secretario general de la FFSP, destacó el hecho de que los tres gremios más grandes y representativos de la salud estén articulando sus decisiones, ya que “la unidad en estos momentos es importante”.

En tanto, el secretario general de la FUS, Jorge Bermúdez, anunció que la Mesa Ejecutiva del PIT-CNT tomó a la movilización del miércoles como una medida previa al paro general previsto para el 6 de agosto.

República