Colombia no logra los votos necesarios para que la OEA trate crisis fronteriza con Venezuela y su canciller pide “reevaluar el papel del organismo”

Colombia se quedó a un voto de alcanzar los 18 apoyos necesarios para que la Organización de Estados Americanos (OEA) convocara una reunión de cancilleres de los 34 países miembros sobre la crisis fronteriza con Venezuela.

Con 17 votos a favor, 5 en contra, 11 abstenciones y una ausencia (Dominica), el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos rechazó celebrar la reunión de ministros de Exteriores propuesta por Colombia, ante lo que considera una “grave crisis humanitaria” por las deportaciones de ciudadanos colombianos indocumentados en la frontera colombo-venezolana.

Apoyaron la propuesta de Bogotá diecisiete países: Costa Rica, El Salvador, Estados Unidos, Guatemala, Guyana, Honduras, Jamaica, México, Paraguay, Perú, Santa Lucía, Uruguay, Bahamas, Barbados, Canadá, Chile y la misión de Colombia.

Cinco naciones secundaron, por su parte, el rechazo a que la OEA aborde esta crisis: Ecuador, Haití, Nicaragua, Bolivia y la misión de Venezuela.

Otros once países se abstuvieron: Granada, Panamá, República Dominicana, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Surinam, Trinidad y Tobago, Antigua y Barbuda, Belice, Brasil y Argentina.

Antes de la votación, el embajador de Venezuela ante la OEA, Roy Chaderton, anunció que el Gobierno de su país no quiere abordar la crisis fronteriza con Colombia en la reunión de cancilleres de los países miembros del organismo propuesta por Bogotá.

“Mi Gobierno no es partidario de debatir este tema en la OEA por su lamentable y frustrante historia ante situaciones complejas entre los Estados miembros”, dijo Chaderton.

El embajador venezolano ante la OEA defendió que la crisis se resuelva de manera bilateral, a través de una reunión de los presidentes de ambas naciones, una oferta que ya hizo el mandatario venezolano, Nicolás Maduro.

Ultimas Noticias

 

Perdió la OEA, perdieron los países de América: canciller Holguín

La canciller colombiana María Ángela Holguín, lamentó que la Organización de Estados Americanos (OEA) se negará a dar el debate sobre la crisis humanitaria que se registra en la frontera entre Colombia y Venezuela, y dijo que con la decisión no solo perdió Colombia, sino además el organismo y el mismo continente.

Según dijo “desafortunadamente perdió el continente, perdió la OEA de no hacer el debate tan importante de los Derechos Humanos, de los migrantes, un fenómeno que no solo ocurre en Colombia sino es un fenómeno que ocurre en muchas partes de la región”.

“No con estas escenas tan dantescas y tan horribles que nos ha tocado vivir a nosotros”, expresó la canciller Holguín.

Agregó que se debe que replantear para qué está la OEA, “porque si no es capaz ni siquiera de hacer un foro en donde se violan los derechos humanos, ahí uno se pregunta esos foros multilaterales finalmente cómo es que logran tener decisiones que favorezcan a los países”.

Luego de que la votación de la OEA impidió por un voto que se diera el debate, y que se conoció además el aplazamiento de la cumbre de cancilleres de la Unasur, dijo que se evaluará si se lleva el caso ante este organismo.

“En cuanto a la reunión de la Unasur, lo que nos dijeron al final de la tarde era que la canciller de Venezuela no estaba, y la verdad vamos a evaluar si sí se justifica y si sí vale la pena ir a Unasur”, precisó la ministra Holguín.

La canciller sin embargo dijo que no desistirán de llevar el caso a instancias internacionales, por lo que ya dio indicaciones a la embajadora de Colombia ante las Naciones Unidas, María Emma Mejía, para que consulte directamente con el secretario general de la ONU como se puede llevar el caso a consideración este organismo.

Afirmó que lo que ocurrió tanto con la OEA como con la Unasur no represa un fracaso diplomático para el país, afirmando que se abrió el debate y se han dado a conocer las violaciones a los derechos humanos de los connacionales ante la comunidad internacional.

“Yo no lo veo como una derrota, 17 votos es una demostración que la mayoría de los países quería debatir sobre este tema, conocer de la voz de los cancilleres la situación y la posición de cada uno, no se dio, estábamos contando con el voto de Panamá, un país amigo, un país cercano, con el que tenemos la mejor relación que tomó la decisión de abstenerse para ser mediador en una eventual reunión del presidente Santos y el presidente Maduro”, explicó la canciller Holguín.

Dijo que continuarán trabajando por hacer valer los derechos de los connacionales en territorio venezolano, y para frenar la deportación masiva de colombianos que se ha registrado en los últimos días.

Caracol

Reunión de Unasur por situación fronteriza colombo-venezolana quedó aplazada, confirma canciller ecuatoriano subrogante

El canciller subrogante de Ecuador, Xavier Lasso, informó este lunes que la reunión de cancilleres de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) para analizar la situación fronteriza entre Colombia y Venezuela, no se realizará este jueves, 3 de septiembre como estaba previsto, y que una fecha tentativa sería el 8 de ese mes.

La razón para el cambio de fecha se debe a que la canciller de Venezuela, Delcy Rodríguez está de viaje acompañando al presidente Nicolás Maduro en una gira por Vietnam y China en el transcurso de esta semana.

“Este es un conflicto de dos: Venezuela-Colombia, no se puede establecer una reunión si una de las partes no está y esto es lo que hemos visto en estos días. Venezuela está en China y en Vietnam y nos advirtió”, dijo Lasso, en una entrevista con Ecuadorinmediato Radio.

El canciller subrogante señaló que la reunión se realizará en la sede de la Unasur en Quito, según se coordinó con Rodolfo Nin Novoa, ministro de Relaciones Exteriores de Uruguay, país que ocupa la presidencia pro tempore del organismo.

El gobierno de Venezuela propuso el 8 de septiembre como fecha tentativa y “vamos a ver si Colombia acepta en esa fecha”, dijo Lasso.

Según el funcionario, el planteamiento de Ecuador es que la reunión se realice “lo más rápido posible”, pues “no se puede permitir que las cosas se sigan calentando”.

La tarde de este lunes, en la reunión extraordinaria de delegados de la Organización de Estados Americanos (OEA), convocada a petición de Colombia, Marcelo Vázquez, representante alterno de Ecuador ante ese organismo, manifestó el desacuerdo de su país con convocar a una cita extraordinaria de cancilleres de la OEA para el 3 de septiembre como se mocionó.

“No es conveniente que se convoque a una reunión (de la OEA) para el 3 de septiembre, cuando el tema va a ser tratado la próxima semana en el marco de Unasur”, declaró.

Desde Washington, Vázquez, alentó a Colombia y Venezuela a persistir en el diálogo para buscar soluciones mediante el diálogo y la cooperación en beneficio mutuo de los países y de sus pueblos.

El pasado viernes la canciller de Colombia, María Ángela Holguín, había anunciado la reunión para el jueves 3 de septiembre en una rueda de prensa en su país, aunque la Unasur no ha confirmado ninguna fecha hasta el momento.

Colombia y Venezuela atraviesan una momento de tensión diplomática a raíz de problemas en una zona de su frontera en el estado de Táchira, del lado venezolano, y de Norte de Santander, del colombiano.

Días atrás luego de un ataque armado a tres militares y un civil venezolanos, atribuido a paramilitares colombianos, el presidente Maduro decretó el estado de excepción para combatir al paramilitarismo y el contrabando. Desde entonces, más de mil colombianos han sido deportados por encontrarse en situación irregular y otros cientos han salido de Venezuela voluntariamente, una situación que el gobierno de Colombia ha calificado como un “drama humanitario” y ha pedido respeto a los derechos humanos.

Los Andes