“La victoria en la ONU con la aprobación de las normas que regulan la reestructuración de deudas es un avance de los pueblos sobre el poder financiero global y fue un logro de este gobierno” – Cristina Fernández, presidenta argentina

“Necesitamos políticos más responsables”

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner criticó una vez más a la oposición y apuntó puntualmente esta vez contra el primer candidato a diputado de Cambiemos en la provincia de Buenos Aires, el periodista Fernando Niembro, quien cobró más de veinte millones de pesos por parte del gobierno de Mauricio Macri. “Mejor ni lo Niembro”, bromeó la mandataria, citando un juego de palabras del jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, luego de hacer referencia a las denuncias por corrupción que alcanzaron al PRO: “Tal vez piensan combatir la pobreza a fuerza de contratos con los amigos. Si le dan a cada argentino un contrato como les dan a sus amigos, no queda un sólo pobre en la Argentina”, dijo en la Casa Rosada, donde habló primero en el Salón de la Mujeres Argentinas y luego en los patios repletos de militantes.

En su discurso a la militancia, CFK felicitó a los electos gobernador de Tucumán, Juan Manzur, e intendente de Córdoba, Ramón Mestre, y pidió a la oposición que tenga la “responsabilidad” de respetar el sistema democrático, en referencia a las denuncias por fraude y falta de idoneidad de la forma de votación que se realizaron tras los comicios tucumanos. “Necesitamos todos los argentinos dirigentes políticos más serios, más responsables. Todo no empieza y termina en una elección. después es necesario gobernar –advirtió CFK–. Si vos querés debatir porque tenés una idea diferente está bien, pero agitar a la sociedad con el tema de que fraude y de que el sistema electoral no sirve es escupir para arriba.”

En ese sentido, dijo que “nunca” se le “hubiera ocurrido denunciar fraude” luego de perder una elección ya que “el deber de quien quiere ser dirigente de una comunidad, de un municipio, de una provincia o de un país, no es darle miedo a la gente” sino “tranquilizarla, decirle la verdad, actuar con transparencia, con honestidad y respeto por la voluntad popular”. Y agregó: “Tampoco se nos ocurre decirle al intendente Mestre que como ganó con el 37 por ciento de los votos, el otro 67 por ciento restante está en su contra, porque no es así la democracia. No quiere decir que todos los otros votaron en contra, simplemente votaron a otros candidatos que tuvieron menos votos”. Por eso, llamó “a los compatriotas a respetar la voluntad popular” ya que ese tipo de lecturas “no es bueno para nadie, ni siquiera para el que quiere deslegitimar” al ganador.

“Porque en esos casos finalmente terminan ganando los pequeños grupos de poder. Cuando más se cuestiona al sistema democrático, no gana ningún ciudadano, sino un grupito de corporaciones que, como tiene gobernantes débiles, los presiona”. En una apelación a los radicales, hoy en sociedad con Macri, la Presidenta pidió fortalecer “entre todos los partidos democráticos de origen nacional y popular, aceptando los resultados de las elecciones” en lugar de “promover acciones de violencia y enfrentamiento entre compatriotas” como en otras épocas. “No agitemos la violencia, hablemos para la paz y dejemos que los argentinos voten libremente como siempre lo han hecho.”

Respecto de los motivos por los que la dirigencia opositora se comporta de esa manera, Fernández de Kirchner dijo que “algunos pueden ser pichones” de los fondos buitre pero que otros lo hacen porque siguen la agenda que imponen algunos medios de comunicación. “Es cierto que puede haber dos, tres, cuatro dirigentes de públicas y notorias vinculaciones con los buitres pero lo que más me asusta es la falta de responsabilidad. La primera responsabilidad de un dirigente es respetar el sistema democrático. Si no están de acuerdo con algo que sea porque piensan ellos, no porque piensan por ellos”, agregó.

La Presidenta hizo referencia a los dirigentes que “acusaban a actores y periodistas” de apoyar al Gobierno a cambio de favores o por conveniencia y hoy defienden a Niembro, acusado de haber realizado negociados con el gobierno porteño. “Miren de las cosas que nos venimos a enterar”, agregó, antes de comparar al periodista deportivo, primer candidato a diputado de Cambiemos en la provincia de Buenos Aires, con quien ocupa el mismo lugar en el Frente para la Victoria, el secretario general de la Presidencia, Eduardo De Pedro, “un compañero que ejerce una función de responsabilidad, hijo de detenidos desaparecidos y de la crisis institucional de 2001”. Entonces, De Pedro fue detenido y torturado por la policía. “Fíjense quién encabeza nuestra lista y quién encabeza la lista de otros que hablan contra el Estado y los jóvenes rentados. ¿Saben lo que es eso en psicología? Proyectar en otros lo que sos vos.”

Finalmente, CFK criticó a los dirigentes opositores que “critican al Estado” en sus discursos. “Si alguien piensa que el Estado no sirve y que está únicamente para tareas residuales y para cuestiones menores, ¿para qué quieren gobernar el Estado?”, se preguntó, y agregó que “cada vez que han venido a decir que el Estado no sirve y que debe ser dejado de lado es cuando más ha intervenido el Estado” con “la diferencia de que ha intervenido a favor de unos pocos muy poderosos”.

La Presidenta enfatizó que, por el contrario, el Frente para la Victoria tiene “un concepto del Estado que es puntal para superar las desigualdades, para que absolutamente todos tengan derecho y acceso a los bienes sociales, culturales y patrimoniales”. También dijo que “la política nacional necesita más convicción, ideas y compromiso con la patria y con la historia” y puso como ejemplo “la victoria de la semana pasada en la ONU”, en referencia a la aprobación de las normas que regulan la reestructuración de deudas soberanas: “Constituyó un avance de los pueblos sobre el poder financiero global y fue un logro de este gobierno”

Página 12


Volver