Demandan a la CIA por negar información sobre masacre ocurrida en el país en 1981

El Centro de Derechos Humanos de la Universidad de Washington UW CRH), en Estados Unidos, ha demandado a la Agencia Central de Inteligencia (CIA) por no brindar información sobre el caso de la masacre ocurrida en Santa Cruz, Cabañas en noviembre de 1981. LA UWCRH vincula con ese hecho al exdiputado y coronel retirado, Sigifredo Ochoa Pérez.

La demanda fue hecha ante el tribunal Federal de Distrito de Seattle, en Estados Unidos.  La Universidad alega que la CIA no ha brindado información y no ha cumplido con las obligaciones dictadas por la Ley de Libertar de Información (Freedom of Information Act, FOIA).

La UWCHR ha presentado, desde 2013, más de 200 solicitudes de, amparándose en la FOIA, sobre casos relacionados al conflicto armado que se desarrolló en El Salvador de 1980 a 1992. Entre esas peticiones destaca la de la masacre de Santa Cruz, en la que involucran a Ochoa Pérez, y aseguran que la respuesta de la CIA fue que no podían “ni confirmar, ni negar la existencia de archivos”, relacionados a ese caso.

“Creemos que la CIA está ilícitamente reteniendo documentos sobre un comandante del operativo militar que ocasionó la Masacre de Santa Cruz y también expedientes sobre un ciudadano estadounidense que se vio envuelto en el operativo”, dijo en una  de prensa, virtual, la directora de UWCHR, Angelina Snodgrass Godoy. +

“Sabemos que tienen archivos porque por nuestras propias investigaciones hemos obtenido alredeor de 15 documentos de la CIA, que contienen precisamente la información que buscábamos”, señala Snodgrass Godoy en un video de la UW.

Por su parte, la estudiante de derecho de la UW, señaló que “la CIA ha clasificado por lo menos  20 documentos relativos al General retirado Sigifredo Ochoa Pérez, ¿Por qué no nos dieron copia de esos documentos? No puede haber problemas de seguridad nacional para documentos que ya se han hecho públicos”, expilcó.

Entre los que brindaron la conferencia estuvo uno de los sobrevivientes, Philipe Bourgios, quien para el año 1981 realizaba una investigación como estudiante de posgrado en Santa Cruz, fue por esta razón que en 2014 dio su testimonio a la Fiscalía General salvadoreña que investigaba la demanda en contra de Ochoa Pérez.

Junto a la UWCHR está trabajando el Instituto de Derechos Humanos de la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas (IDHUCA). “Estamos trabajando en la búsqueda de la verdad y la justicia y en recuperar la memoria histórica de aquellas violaciones a los derechos humanos durante el conflicto armado”, dijo el rector de la UCA, Andreu Oliva.

Contrapunto