Tensión bilateral: inicia el cierre fronterizo para el paso de 23 productos dominicanos

-A partir de hoy inicia el cierre fronterizo decretado unilateralmente por Haití para el paso de 23 productos dominicanos por la vía terrestre, por donde se mueve el 88.72% del comercio entre ambas naciones, equivalente a US$467.86 millones.

La prohibición se aplica pese a que el Gobierno dominicano solicitó a las autoridades haitianas “repensar” la medida, y la advertencia de la Unión Europea acerca del inminente encarecimiento de un 40% de los productos básicos en Haití.

Productos prohibidos

Entre los productos afectados está la harina de trigo, cemento gris, aceite comestible, jabón de lavar, detergente en polvo, embalaje en foam (espuma), agua potable, pintura y productos para la carrocería de los vehículos, mantequilla de cocina, manteca, hierro para la construcción y pastas alimenticias.

También, tubos PVC, jugos en polvo, bebidas gaseosas, cervezas, snacks o “picaderas”, maíz molido, colchones, equipos para la construcción, utensilios plásticos y galletas o bizcochos.

Esas mercancías sólo podrán entrar a Haití a través de los puertos de Puerto Príncipe y Cabo Haitiano, o por vía aérea, encareciendo así el costo del transporte de las mercancías.

Frontera para migración

Previamente, el vecino país vedó la entrada de pollos, huevos, sopitas (caldos de pollo), plátanos, guineos, lechuga, zanahoria, tayota, coco, embutidos, jugos y otros rubros agrícolas dominicanos.

De ese modo la frontera sólo permanecerá abierta para la migración y el cruce de haitianos a ciudades fronterizas dominicanas para recibir servicios públicos, como son los de salud y educación; y al ingreso de las mercancías haitianas al mercado binacional, según respondió recientemente a EL DÍA, el canciller dominicano, Andrés Navarro.

Las restricciones no alcanzan los productos textiles, lo que permite que continúe funcionado con normalidad la empresa dominicana del Grupo M (Codevi), que genera unos 7,000 empleos del lado haitiano.

“Esa medida desatará un gran contrabando de productos por la frontera. Tenemos la percepción de que los comerciantes haitianos no la van a acatar, sino que tratarán de pasar la mercancía desde República Dominicana a Haití de cualquier modo”, dijo a EL DÍA el presidente de la Federación de Asociaciones de Comerciantes de Dajabón, Freddy Morillo.

El comerciante alertó que el impedimento impactará negativamente a ambos países, pero más a la clase media y pobre de Haití, que será la que pagará el aumento del costo que supone transportar las mercancías vía aérea en vez de terrestre.

Señaló que en los tres principales puntos fronterizos (Dajabón, Elías Piña y Jimaní) hay 14 mercados binacionales donde confluyen alrededor de 200,000 pequeños comerciantes.

El 75% es haitiano y apenas un 25% dominicanos.

“El comercio es la única iniciativa de vida de la frontera, por lo tanto, atentar contra esa actividad es atentar contra la vida de sus moradores”, afirmó.

En ese sentido, manifestó que los gobiernos de ambas naciones deben ser más cautos a la hora de aplicar medidas que los afecten.

Mucha mercancía movida por adelantado

El movimiento de mercancías vía terrestre para Haití se quintuplicó un día antes del inicio de la prohibición.
El presidente de la Federación Nacional de Transporte Dominicano (Fenatrado) en Dajabón, Giovanny Escoto, informó que ayer cruzaron hacia Haití unos 200 camiones cargados de cemento, mientras que un miércoles normal pasan unos 40.

“Esperamos que el Gobierno haitiano eche para atrás esa medida, de lo contrario aplicaremos medidas”, advirtió. Según Escoto, hacia Haití viajan hasta 5,000 camiones semanales desde territorio dominicano.

El Día

Comerciantes dominicanos piden Tratado de Libre Comercio con Haití

Los comerciantes de República Dominicana manifestaron el miércoles temor ante el impacto de las restricciones que comenzará a aplicar Haití a las importaciones dominicanas, por lo cual sugirieron negociar un acuerdo de libre comercio que impida acciones unilaterales sorpresivas.

Las restricciones impuestas por Haití sin previo aviso y que entrarán en vigencia al jueves “afectan a la industria, al comercio de ambos países, a los transportistas y principalmente a la población”, consideró en conferencia de prensa Antonio Cruz, presidente de la asociación de comerciantes dominicanos.

Cruz hizo un llamado al presidente dominicano Danilo Medina de retomar un antiguo proyecto de negociar un tratado de libre comercio con Haití a fin de regular los intercambios entre las dos naciones que comparten la isla Hispaniola.

Medina había dicho al asumir la presidencia en 2012 que entre sus objetivos de gobierno se encontraba establecer un acuerdo de libre comercio con Haití, el segundo socio comercial de República Dominicana, sólo superado por Estados Unidos.

El gobierno de Haití anunció sin notificar gobierno dominicano que a partir del 1 de octubre un grupo de 23 productos, incluidos algunos alimentos básicos, no podrán ingresar desde República Dominicana por tierra, sino sólo por vía aérea o marítima.

La medida tiene como meta incrementar la recaudación de impuestos arancelarios a través de las oficinas aduanales de los puertos y aeropuertos y mejorar el control de calidad, detalló el ministerio de Economía y Finanzas de Haití cuando anunció las restricciones.

La disposición se une a otras que ha tomado el gobierno de Haití sin previo aviso, como la prohibición en 2013 de importar huevos y carne de pollo de República Dominicana.

La asociación dominicana de exportadores detalló que los 23 productos conforman un tercio de los 1.500 millones de dólares de ventas dominicanas a Haití y las restricciones provocarán pérdidas millonarias y aumento de precios de las mercancías al consumidor final.

Entre las mercancías que sólo podrán ser exportadas por barco o avión están el espagueti, harina de trigo, maíz, pastas, aceites comestibles, jugos, mantequilla, pan, galletas, agua potable para el consumo humano, cemento, varillas, jabones, colchones y detergentes.

Alberto Navarro, representante de la Unión Europea en Santo Domingo, dijo la semana anterior que según un análisis de la oficina comercial de esa embajada, las nuevas disposiciones provocarán “un encarecimiento entorno al 40%” de las mercancías afectadas en Haití.

La decisión del gobierno haitiano “lo único que va hacer es subir el precio del espagueti al pueblo haitiano en un 35 ó un 40%”, estimó Osmar Benítez, presidente de la asociación de agroempresarios dominicanos. Benítez advirtió que las restricciones generarán mayor contrabando.

Las nuevas disposiciones comerciales ocurren en momentos en que ambos países mantienen tensas sus relaciones luego de que en agosto el gobierno dominicano comenzó a repatriar a los haitianos que no se acogieron a un programa temporal para obtener permiso migratorio.

Además de los repatriados por las autoridades, más de 70.000 personas han vuelto a Haití de forma voluntaria, según cifras de la dirección de Migración dominicana.

El Día

Le gouvernement maintien sa décision d’interdire le transit par voie routière de 23 produits dominicains.

Le ministre des Finances fait le point sur le dispositif devant accompagner la décision d’interdire le transit par voie routière de 23 produits dominicains.

Wilson Laleau explique que trois organismes seront appelés à faire respecter cette mesure : l’unité de surveillance douanière, la commission technique de gestion des frontières et enfin une firme internationale qui sera chargée de la surveillance des frontière du pays terrestre ou maritime.

Le transport maritime de certains produits dominicains n’occasionnera pas une augmentation de leurs couts, selon Wilson Laleau qui explique que ce type de transit est moins couteux que la route.

Le ministre de l’économie et des finances qui reconnait que la mesure restreignant l’entrée de certains produits dominicains par voie terrestre aura un impact sur la zone frontière estime par contre que l’effet sera limité sur le reste du pays.

Metropole Haití