Tras la reunión de Martelly y Medina, continúa la veda de productos dominicanos en Haití

El canciller de Haití, Lener Renauld, ratificó la decisión de su gobierno de mantener el bloqueo a 23 productos dominicanos a través de su frontera terrestre, posición que fue respaldada por la cúpual industrial de su país, aun cuando aseguró que no fue informada previamente sobre el encuentro del presidente dominicano Danilo Medina y su colega haitiano Michel Martelly el martes.

Además, el ministro haitiano de Comunicación, Mario Dupuy, dijo que el encuentro entre los mandatarios de ambos países fue organizado a petición del Presidente dominicano, pese a que dos días antes el portavoz de la presidencia dominicana, Roberto Rodríguez Marchena, dijo que el mismo fue convocado por el gobierno haitiano.

Haití cerró su frontera terrestre a los productos dominicanos el pasado 1 de octubre, caso que fue llevado ante la Organización Mundial de Comercio (OMC) por el gobierno dominicano. En la reunión del martes Medina y Martelly acordaron mejorar los intercambios comerciales y normalizar el transporte terrestre de mercancías entre ambos países.

La prohibición afecta a productos como la harina de trigo, fideos, aceite comestible, mantequilla, manteca, jugo en polvo, gaseosas, cervezas, snacks, maíz molido y galletas. También al jabón de lavar, detergente en polvo, embalaje en foam, agua potable, pintura y productos para carrocerías de vehículos y hierro para la construcción, tubos PVC, colchones, equipos para la construcción y utensilios plásticos.

Renauld dijo al periódico haitiano Le Nouvelliste que “si el Presidente (Martelly) tuviera la intención de levantar esta medida, no creo que tendría que sentarse con el Presidente dominicano para discutir esta cuestión”.

“En la medida en que se trata de los intereses de Haití, no podemos predecir lo que (el Presidente haitiano) va a hacer. Cuando se está en la mesa, vamos a ver lo que es de interés nacional y lo que no lo es”, agregó el Canciller.

Las declaraciones del Canciller fueron ratificadas por el ministro haitiano de Industria y Comercio, Jude Hervey Day, quien ratificó que “al tomar la decisión de denegar la entrada por tierra a 23 productos dominicanos de Haití, el país está protegiendo sus intereses”.

“Esta medida no prohíbe el comercio entre las dos repúblicas. Es para imponer control sobre los productos procedentes de la parte oriental (de la isla)”, dijo Day.

Christopher Handal, presidente de la Cámara de Comercio e Industria del Oeste, dijo que no le gustaría que Haití dé marcha atrás en este caso y que el país debe continuar el proceso que le permitiría al Estado recaudar los ingresos que pierde.

Listin Diario

Comerciantes y transportistas mantendrán paro en frontera con Haití

Las federaciones de Comerciantes y del Transporte de cargas pesadas de esta provincia anunciaron esta tarde que radicalizarán su paro, que este jueves cumple ocho días, ya que en el encuentro entre los presidentes dominicano y haitiano, no se dio la respuesta que se esperaba de ellos.

Freddy Morillo, Fernando Diaz y Giovanni Escotto, de la Federación de Comerciantes de Dajabón, de la Asociación de vendedores del mercado fronterizo y de la Federación Dominicana de Transporte de Carga (Fenatrado), declararon al mismo tiempo que el presidente haitiano Michelle Martelly a lo que vino fue a burlarse del gobierno dominicano y del país.

“Nosotros esperábamos que de ese encuentro saliera una solución al problema que dio origen al paro que mantenemos, o sea, que fuera levantada la veda de los 23 productos dominicanos que no pueden ingresar a Haití por vía terrestre”, señalaron los dirigentes comerciales.

Precisaron que para orientar a toda la población sobre la situación, realizarán este jueves un encuentro con dirigentes comerciales, dirigentes de asociaciones y de grupos populares en la explanada frontal del espacio que ocupan las instalaciones del Mercado Fronterizo, a escasos metros de la Aduana Dominicana y Haitiana, que divide a los dos pueblos.

Mientras tanto, decenas de vehículos pesados permanecen estacionados en la calle ancha o avenida Gastón E. Deligne y en la calle Sabana Larga, impidiendo el normal tránsito de todo tipo de unidades motorizadas e inclusive de personas a pie.

A causa de la paralización comercial en esta provincia, decenas de comerciantes mayoristas y detallistas declararon que están perdiendo cuantiosos recursos, ya que las ventas han descendido en más de un 60 y 70 por ciento.

La seguridad militar y policial en la frontera de ambos lados fue reforzada, con la finalidad de evitar incidentes entre dominicanos y haitianos.

Diario Libre


Volver