El expresidente Lula dice sentir “cierto olor a retroceso” en América Latina

El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2010) aseguró en la ciudad colombiana de Medellín, que en América Latina hay “cierto olor a retroceso” e invitó a la región a trabajar junta y a “preocuparse” menos por Estados Unidos y Europa.

Lula abrió con un enérgico discurso la séptima edición de la Conferencia Latinoamericana y Caribeña de Ciencias Sociales (Clacso), en compañía del expresidente uruguayo José Mujica (2010-2015), la senadora de Uruguay Lucía Topolansky, y los alcaldes de Medellín, Aníbal Gaviria, y de Bogotá, Gustavo Petro.

“Necesitamos volver a trabajar y a tener pasión por la integración de América Latina”, en lo económico, político y social, pues “todavía desconfiamos de nosotros mismos”, afirmó da Silva.

Señaló que parte de las elites “no aceptan la política de la ascensión de las personas más pobres ni el ascenso del pueblo” y se sienten “incómodos” al presenciar que hijos de empleadas domésticas y obreros se conviertan en médicos o ingenieros.

Asimismo, hizo un llamado a no preocuparse por Estados Unidos y Europa, al considerar que “en lugar de llorar por lo que el norte no nos está ofreciendo”, debemos “unirnos” y mirar los asuntos de la región.

Lula dijo que la “gran mentira” de este siglo fue la Guerra de Irak, y citó un encuentro que tuvo con George W. Bush, cuando ambos dirigían los destinos de Brasil y Estados Unidos, respectivamente, en el que su entonces homólogo le decía que era necesario “acabar con el enemigo”.

“Le dije que mi guerra era contra la miseria y los millones de personas que en mi país pasan hambre”, relató en su intervención en el foro organizado por Clacso.

También criticó a la ONU, a la que definió como la “cara de 1948 de la geopolítica” y aseguró que “no representa” a América Latina, India o África. “No permite un discurso para actualizarse a la política real del siglo XXI”, agregó.

En el ámbito de la educación, Lula destacó que sin tener un diploma universitario fue el presidente que “más hizo” por la educación en Brasil.

“Fortalecer la educación no es un gasto, es una inversión”, dijo para luego enfatizar en que “no puede ser un privilegio solo para los ricos” y considera que eso “es una injusticia crónica” en el sur del continente.

Luego de exaltar su Gobierno y el de Mujica en Uruguay, Lula indicó que ambos forman parte de los “políticos del siglo pasado”, así que instó a la juventud a movilizarse, pues “no existe una salida fuera de la política” y en América Latina “aún tenemos todo por hacer”.

“Tengan el coraje de ser mejores que nosotros y la valentía de hacer más. Nosotros no lo hicimos todo y no nos movemos en este mundo confuso del internet, en el que soy un analfabeta”, declaró el expresidente “desgarrándose la garganta” ante el joven auditorio.

De otro lado, Lula reiteró su apoyo al proceso de paz que adelanta Colombia y destacó, además, que hace un mes la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, afianzó las relaciones bilaterales y comerciales.

“Estoy aquí para respaldar al Gobierno en un necesario proceso de negociación que es un desafío para construir la paz para nuevas generaciones”, dijo ante la ovación de los cerca de mil asistentes.

Se mostró positivo en el avance de las negociaciones en La Habana entre el Gobierno colombiano y la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) al manifestar que tiene la “certeza”, como los participantes en el encuentro Clacso, que “falta poco para consagrar los acuerdos de paz” en el país.

ElEspectador

Lula diz sentir cheiro de retrocesso na América Latina

Em discurso na abertura da 7ª Conferência Latino-Americana e do Caribe em Ciências Sociais, em Medelín, o ex-presidente comparou o cenário da América do Sul ao que antecedeu a Primavera Árabe – série de protestos nas ruas do Oriente Médio, que resultaram em guerra civil e num golpe militar no Egito.

“Olhem o que está acontecendo na América Latina, América do Sul. Vocês sentem um cheiro de retrocesso político”, disse, ao lado do ex-presidente do Uruguai José Mujica. Na Argentina, o conservador Mauricio Macri, de centro-direita, é favorito para vencer a presidência na sucessão de Cristina Kirchner.

Lula recomendou também que a plateia não acreditasse “nas bobagens da imprensa”. “A imprensa é a oposição de todo o continente”, criticou. O ex-presidente apelou aos jovens para que acreditem na política como instrumento de desenvolvimento social. “Nós somos os políticos do século passado. Vocês são os políticos do século 21. Tenham a coragem de ser melhores do que nós. Tenham a valentia de fazer mais do que nós”.

O ex-presidente comemorou os avanços da integração latino-americana na última década. Para o ex-presidente, o aporte dado pelos pensadores do continente foi fundamental para que esses avanços fossem alcançados. E ele citou especialmente três brasileiros: Florestan Fernandes, Paulo Freire e Darcy Ribeiro, que ajudaram a “democratizar oportunidades” no Brasil.

No entanto, Lula apontou que “o que fizemos ainda é muito pouco frente ao que precisamos fazer pelo povo da América Latina”. Contou que quando chegou à Presidência não entendia por que o Brasil não negociava com os países com os quais têm fronteira. “Coloquei na cabeça que era preciso mudar isso”.

JornaldoBrasil


VOLVER