Raúl Castro cierra histórica visita a México y confirma la recuperación de las relaciones bilaterales

El presidente de Cuba, Raúl Castro, partió este sábado de Mérida, en el sureste de México, lo que puso fin a una simbólica visita de Estado en la que ambas naciones han confirmado la recuperación total de sus relaciones.

La Presidencia de México informó que el mandatario salió del país en la mañana del sábado, luego de protagonizar su primera visita de Estado desde que asumiera el cargo en 2006.

Aunque el inicio del viaje se retrasó un día y las actividades se acotaron exclusivamente al viernes, este viaje ha estado cargado de simbolismo.

Supone la recuperación definitiva de las relaciones entre ambas naciones tras el acercamiento a la isla del presidente deMéxico, Enrique Peña Nieto, después de una década de distanciamiento, y así lo hicieron saber ambos gobernantes en un mensaje a medios.

“En el relanzamiento de esta relación bilateral, en el encuentro entre países hermanos, es que hemos refrendado el cariño, respeto y admiración” de ambos pueblos, dijo Peña Nieto, mientras que Castro recordó la “relación especial” entre los dos países.

En la noche del viernes, Castro participó en una recepción privada y recibió la medalla General Salvador Alvarado, máxima distinción que otorga el Gobierno del Estado de Yucatán a los visitantes distinguidos o personas destacadas de la entidad, informó el Gobierno de Yucatán en un comunicado.

El gobernador de la entidad, Rolando Zapata, entregó el galardón al “histórico líder de la revolución de ese país antillano, el cual honra a hombres y mujeres que porten consigo el mensaje y la acción de justicia social, igualdad, dignidad y solidaridad”, señala el escrito.

En su mensaje, Castro indicó que la presea “simboliza y refrenda los lazos históricos de hermanamiento que existen entre Yucatán y esa nación del Caribe”.

El acto contó también con la presencia de políticos, artistas y figuras del mundo del deporte, como la fundadora y senadora del izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD), Dolores Padierna, y la exatleta y política Ana Guevara, contó la Asociación de Cubanos Residentes en México José Martí.

Sergio Chaviano, presidente de la entidad y actor, calificó la visita de “histórica” y consideró que ayudará a “fortalecer los convenios culturales, de salud y científicos”, lo que beneficiará a ambos pueblos.

A su vez, María del Carmen Ferreira, presidenta de la Asociación de Cubanos Residentes en Toluca y otros municipios del Estado de México y directora de un organismo de ayuda a los ancianos, dijo tener “la esperanza” de que con estavisita se dé “sobre todo una apertura para el intercambio económico y cultural”.

En México hay aproximadamente unos 8.600 cubanos censados, según datos oficiales, si bien la cifra podría ser superior porque muchos utilizan el país como trampolín para llegar a Estados Unidos.

“Salen (de la isla) por motivos económicos”, afirmó Chaviano, señalando como principal problema el embargo económico que la isla padece por Estados Unidos desde hace cinco décadas.

Sobre el bloqueo habló también Castro, quien lo tildó de “ilegal e inmoral” y agradeció a México su papel de denuncia del mismo a nivel internacional.

No obstante, el encuentro entre mandatarios se centró en otros temas, especialmente en el análisis de las reformas estructurales que ambos están impulsando y en la firma de cinco convenios en materias como la inmigración, el turismo o la cooperación académica.

También en el interés de empresarios mexicanos en la isla tras el proceso de apertura económica impulsado por Castro.

En entrevista, Francisco González, director de ProMéxico, el organismo de promoción exterior del país, señaló que más de 150 empresas se han acercado en el último año y medio a la entidad en búsqueda de oportunidades en Cuba, muy atractivo por su cercanía geográfica y actualización del modelo económico.

Son empresas “de lo más variadas, desde servicios de manufactura a bienes de consumo”, dijo González.

NTN24

Presidente de Cuba se despide de tierras mexicanas

Tras concretar diversos acuerdos con el gobierno de México, reconocer la hazaña de los Niños Héroes y recibir la Medalla “General Salvador Alvarado”, el presidente de la República de Cuba, Raúl Castro Ruz, se despidió de esta ciudad.

El vuelo del mandatario antillano salió desde la Base Aérea Militar número 8, ubicada en la capital yucateca, sede de todas las actividades en las que participó durante su visita de Estado.

La comitiva de despedida estuvo integrada por el gobernador Rolando Zapata Bello, junto con el embajador de Cuba en México, Dagoberto Rodríguez Barrera, y la subsecretaria para América Latina y el Caribe de la Secretaría de Relaciones Exteriores, María del Socorro Flores Liera.

Notimex

Volver