La democratización de la comunicación en el Ecuador es uno de los retos asumidos por el Estado, desde la aprobación de la Ley Orgánica de Comunicación en 2013.

Este tema fue analizado en el foro: “Democratización del espectro radioeléctrico”, que se desarrolló ayer por la mañana en el Ex Senado de la Asamblea Nacional y que fue organizado por el Consejo de Regulación y Desarrollo de la Información y Comunicación (Cordicom).

En la apertura del encuentro, el Secretario Nacional de Comunicación, Patricio Barriga, contó la experiencia ecuatoriana para terminar con el mal uso del espectro radioeléctrico, que es de propiedad de todos los ecuatorianos y que en el pasado fue usado para pagar favores políticos.

En ese sentido, enfatizó que con la Ley de Comunicación se fortalecieron las bases para que otros actores, como los medios públicos y comunitarios, tengan las mismas posibilidades para acceder a las frecuencias.

Este cuerpo legal dispuso que el espectro sea dividido en tres grupos. Un 34% para medios comunitarios; 33% para los públicos y 33% para los privados. Además, emitió las reglas claras para la concesión y renovar una frecuencia de radio o televisión.

En el pasado, hasta el año 2007, más de 200 frecuencias eran operadas de manera ilegal y otras 354 se renovaron sin cumplir con los requisitos en el país. Pero esta realidad cambió y por primera vez se plantea un concurso para que todos puedan acceder a un espacio para difundir sus ideas.

Esta decisión, explicó Patricio Barriga, cambiará las relaciones de poder y de propiedad de los medios de comunicación y de esta manera renacerá la esperanza de contar con medios de comunicación más cercanos y que atiendan de mejor manera las necesidades de toda la ciudadanía.

El Secretario de Comunicación informó que los concursos para la concesión de frecuencias se iniciarán a mediados de febrero y que en ellos primará la igualdad de condiciones para todos los actores de la sociedad.

Por su parte, Paulina Mogrovejo, representante del Consejo de Regulación y Desarrollo de la Información y Comunicación (Cordicom), recalcó que es necesario democratizar el espectro radioeléctrico para garantizar el derecho a la comunicación. Ella recordó que en el pasado las frecuencias de radio y tv fueron entregadas para retribuir favores políticos y no por un concurso transparente, como se cumplirá en esta ocasión.

En el encuentro también participaron los reconocidos periodistas Víctor Hugo Morales (Uruguay) y Pedro Brieger (Argentina), quienes contaron como se cumplió en su país el proceso de democratización de los medios y la lucha que mantienen contra los monopolios mediáticos y políticos.

El Ciudadano