Uruguay y Chile firmaron un convenio para eliminar la doble imposición para los impuestos sobre la renta y el patrimonio así como para prevenir la evasión fiscal, informó el último sábado el Ministerio de Relaciones Exteriores de nuestro país.

La última ronda de negociaciones se realizó en Santiago de Chile entre el 19 y el 21 de enero y “su contenido responde a las más recientes recomendaciones técnicas y estándares internacionales emanados de organismos multilaterales”, según el texto.

En ese sentido, se destaca que el acuerdo se sustenta en el plan para combatir la optimización fiscal de las multinacionales adoptado el pasado octubre por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) y que recoge medidas para combatir la Erosión de la Base de Imposición y la Transferencia de Beneficios (BEPS en inglés).

Además, el convenio complementa el Acuerdo de Promoción y Protección Recíproca de Inversiones vigente entre Uruguay y Chile y “contribuye a afianzar las relaciones económicas” entre ambos países, “que se han visto incrementadas en los últimos años”, asegura el comunicado.

Sobre el aporte al afianzamiento de las relaciones económicas también se indica que, “además de certeza jurídica”, se garantizan “mejores condiciones desde el punto de vista tributario a las empresas de ambos países”.

Espectador