El presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, pidió ayer a los ciudadanos una “participación abundante” en las elecciones municipales que se llevarán a cabo el próximo domingo.

“Quisiera remarcar el respetuoso llamamiento para que en estas elecciones haya una participación abundante de la ciudadanía. No podemos hacer caso omiso del llamado del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE), que una vez más ha reflejado la larga tradición democrática el país que se tiene que expresar en el empoderamiento del ciudadano”, declaró Solís en conferencia de prensa.

El próximo 7 de febrero unos tres millones de costarricenses están llamados a las urnas para escoger a los 81 alcaldes del país y otros 6.000 cargos municipales.

Históricamente los comicios municipales han presentado altos niveles de abstencionismo: en el 2002 la abstención alcanzó el 77 %, en el 2006 el 76 % y en el 2010 el 73 %.

“Las elecciones locales son de la mayor importancia para la democracia costarricense. Somos una nación cuyo sistema político requiere de un perfeccionamiento cada vez mayor de la administración del territorio y es allí donde los gobiernos locales expresan de forma más directa la acción del Estado”, afirmó Solís.

El mandatario insistió en la responsabilidad de los ciudadanos en la elección de los alcaldes y otros dirigentes municipales.

“Quiero invitar a nuestros conciudadanos para que comprendiendo la importancia de estas elecciones, asistan con alegría, en abundancia y con un sentido de participación que le daría mucha solidez a las decisiones que acometan las personas que integren las alcaldías”, aseguró.

El País