Unas 471 mujeres murieron de forma violenta en Honduras en 2015, un 10,5 % menos que en 2014, según un informe publicado hoy por el Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma del país centroamericano.

Los asesinatos de mujeres bajaron en un 10,5 %, pasando de 526 en 2014 a 471 el año pasado, es decir, 55 muertes menos, señala el informe del Observatorio de la Violencia.

A pesar de esta disminución, la incidencia de la violencia de género “sigue siendo alta” en Honduras, donde un promedio de 37 mujeres murieron al mes, resalta el documento.

Mayo de 2015 registró el mayor número de casos de muertes violentas de mujeres, con 53, mientras noviembre fue que el menos con 30.

El informe precisa que del total de mujeres que murieron el año pasado, 327 (69,4 %) tenían una edad entre los 15 y 39 años, en tanto que 26 (5,5 %) entre los 0 y 14 años.

El 67,1 % de las víctimas fueron asesinadas con armas de fuego, el 15,9 % con armas blancas, un 8,5 % fueron estranguladas y el 4,7 % con otras armas contundentes, añade el documento.

Los departamentos de Cortés (norte) y Francisco Morazán (centro), son las regiones que registraron el año pasado los índices más altos de asesinato de mujeres, según el informe del Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH).

En Cortés murieron el año pasado 148 mujeres y en Francisco Morazán 126, según el documento.

Cifras oficiales dan cuenta que cada 13 horas hay un asesinato de una mujer en Honduras, un país que aún tiene altas tasas de homicidios con un promedio actual de casi 13 muertes diarios.

Proceso