El presidente de la Junta Central Electoral (JCE) consideró ayer inconcebible que al único Estado que en las últimas décadas está llevando una definición de políticas migratorias es al que están criticando, mientras que no emiten ninguna opinión sobre los países que no están haciendo nada al respecto.

“Todas las personas y los Estados que están criticando a República Dominicana deben primero mirarse a sí mismos y ver si los Estados a los que ellos pertenecen están llevando políticas migratorias como en este país”, aseguró Roberto Rosario al referirse al informe de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH).

Rosario señaló que cualquier opinión de un órgano internacional debe hacerse de acuerdo a las políticas que ha definido el pueblo dominicano.

“Cualquier decisión interna o externa que vaya en menoscabo de la soberanía de los órganos institucionales es contrario al ideal duartiano y al de nuestra Constitución”, dijo.

Añadió que la ley 169-14, sobre Naturalización, fue un ejercicio de soberanía del Estado Dominicano que concitó la unanimidad de todos los sectores políticos, sociales y económicos del país, por lo que la sentencia 168-13 fue una acción soberana del Tribunal Ciudadana.

“La sentencias del Tribunal Constitucional son vinculantes y la Cancillería fue la encargada de dictar las políticas en relación a ese tema, por lo que creo que todos debemos respetar el mandato del Estado”, resaltó.

Rosario habló al entregar una ofrenda floral en el Altar de la Patria, por motivo del mes de la Independencia Nacional, y llamó a los partidos políticos a continuar los ideales de Duarte y más ahora que estamos en el año de los comicios electorales.

Listín Diario