Ricardo Patiño asumirá el Ministerio de Defensa de Ecuador este jueves en reemplazo de Fernando Cordero quien renunció al cargo el pasado martes, según conoció ANDES.

Patiño se desempeñaba como ministro de Relaciones Exteriores desde 2010. Esta función la asumirá Guillaume Long, quien ejerce como ministro de Cultura.

Previo a su renuncia, Cordero firmó dos acuerdos ministeriales que apuntan a buscar la equidad en las Fuerzas Armadas. El primero para suprimir el uso de espacios diferenciados en función de grados y cargos en las Fuerzas Armadas, y el otro, para establecer un proceso único de ingreso a las escuelas de formación de oficiales y tropa en las tres ramas de las Fuerzas Armadas.El acuerdo 066 dispone “que todos los repartos, unidades militares y dependencias del Ministerio de Defensa Nacional se eliminen los tratos discriminatorios que generan desigualdad entre la oficialidad y la tropa (…) como casinos, baños, comedores, etcétera, los cuales serán compartidos por todos los efectivos de las Fuerzas Armadas”.

Mientras que el 067 se refiere a la “unificación del sistema de reclutamiento de oficiales y tropa de tal manera que se haga efectivo el principio Constitucional de Meritocracia”.

De igual modo, se creará la Comisión General de Admisión de procesos de reclutamiento y selección de aspirantes a las Fuerzas Armadas, conformada por el ministro de Defensa, el viceministro de Seguridad o su delegado y el jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas.

Perfil

Ricardo Patiño, es un guayaquileño, que obtuvo su título de economista en mayo de 1979, en la Universidad Autónoma Metropolitana – Iztalalapa, en México. En noviembre de 2001 realizó sus estudios de Post-grado en la Universidad Internacional de Andalucía, Sede la Rábida, en España y alcanzó el título de Maestro en Desarrollo Económico de América Latina.

El actual gobierno se ha desempeñado en diferentes cargos. Inició como ministro de Finanzas y Economía entre enero y julio de 2007, luego fue Presidente de la Comisión Para la Auditoría Integral del Crédito Público, desde ese mes hasta enero de 2009, posteriormente se desempeñó como ministro coordinador de la Política(diciembre 2007-enero 2010).

En los últimos cinco años ocupó el cargo de canciller de la República y estuvo al frente del Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana. En su último cargo se preocupó fundamentalmente de impulsar el fortalecimiento de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), a través de la creación de su primera institucionalidad.

Además se preocupó de impulsar la creación del Banco del Sur, concluir la delimitación definitiva entre las fronteras marítimas con Perú, Colombia y Costa Rica. Y logró implementar el Sistema Unificado de Compensación Regional de Pagos (SUCRE) entre los países miembros del ALBA (Alianza Bolivariana de los Pueblos de Nuestra América).

Patiño además tiene una reconocida trayectoria laboral y académica. Se desempeñó como profesor en la Universidad de Guayaquil, en la Facultad de Ciencias Económicas y Comunicación; en la Escuela Superior Politécnica, donde dictó cátedra a los estudiantes de la  Facultad de Turismo y en la Universidad Autónoma Metropolitana Iztalalapa, en la ciudad de México.

Ricardo Patiño Aroca, inició su vida política a muy temprana edad con las organizaciones sindicales y los trabajadores. Después fue asesor parlamentario y hasta antes del actual gobierno se desempeñó como Subsecretario General de Economía en el Ministerio de Economía y Finanzas.

También ha ocupado cargos internacionales como consultor externo de la Organización Internacional del Trabajo y como jefe del Departamento de Planificación Económica del Instituto Nacional de Reforma Agraria para la región sur en Nicaragua.

A partir de la fecha se desempeñará como Ministro de Defensa del gobierno del presidente Rafael Correa.

Andes

El canciller Guillaume Long nació en París, tiene cédula ecuatoriana y es crítico de la derecha y de EE.UU.

 

“En el contexto latinoamericano esta organización tiene un marcado sesgo ideológico y en contra de los gobiernos de izquierdas por lo que partiendo de ahí sería muy crítico con cualquier informe contra Ecuador”. Con esas palabras se refirió Guillaume Long a la organización Human Rights Watch, en entrevista concedida en julio del 2015 a la agencia EFE, en Europa. Dos días antes, el organismo que defiende los DD.HH. había denunciado que los tribunales ecuatorianos retrasaban indebidamente las apelaciones planteadas por manifestantes.

Long, nombrado hoy 3 de marzo de 2016 canciller de Ecuador, nació en París (Francia 1977). Es británico, con cédula ecuatoriana (número 1718708751) y un duro crítico de Estados Unidos y defensor de la corriente que puso en el poder a Chávez en Venezuela y a los Kirchner en Argentina.

Desde mayo de 2014, Long es el presidente de la Comisión de Relaciones Internacionales del movimiento gobiernista Alianza País (@RRII35). En esa tarea, ha tenido pronunciamientos polémicos. “Cuidado subestimar a sur de Quito, a pueblo de Quito. Podría ser despertar para todos”, escribió Long en su cuenta de Twitter el 30 de junio del 2015, cuando en Quito se desarrollaban manifestaciones de protestas ciudadana contra las propuestas legales para los impuestos de plusvalía y herencia.

Hijo de madre francesa y de padre británico, Guillaume Long cursó la mayor parte de sus estudios en Reino Unido y llegó a Ecuador cuando joven, fue profesor asociado de la Flacso y finalmente se vinculó al Gobierno de Rafael Correa, como delegado del presidente ante organismos de educación superior y, desde el 25 de marzo de 2015 hasta hoy, como ministro de Cultura y Patrimonio de Ecuador.

Long tiene un Ph.D. del Institute for the Study of the Americas, de la Universidad de Londres; una Maestría en Ciencia Política de la misma institución y un Bachelor (Hons) en Historia por la Escuela de Estudios Orientales y Africanos (SOAS) de la Universidad de Londres, Reino Unido. Fue miembro del Consejo Académico del Instituto de Altos Estudios Nacionales (IAEN). Entre 2009 y 2011 fue asesor del Secretario Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades).

Como Presidente del Consejo de Evaluación, Acreditación y Aseguramiento de la Calidad de la Educación Superior (Ceaaces), entre agosto del 2011 y mayo del 2013, impulsó el proceso de evaluación de centros académicos y cerró las llamadas ‘universidades de garaje’ en el país.

El Comercio