Intereses partidistas trancan debate de la reforma electoral

A más de un año de debates y consultas, todavía las bancadas legislativas, no logran consenso para debatir el proyecto de ley de reformas electorales, cuyo futuro se mantiene incierto en la Asamblea Nacional.

Por el momento, no hay fecha definida para reanudar el primer debate del proyecto 292 que reforma el Código Electoral que regirá las elecciones generales. Puede quedar para sesiones extraordinarias o al nuevo periodo ordinario el 1 de julio.

Cada partido político está velando por sus intereses y vigilantes de la manera en la que el marco legal electoral, los afecta en sus intenciones de llegar al solio presidencial el 1 de julio de 2019.

El tope del gasto electoral, la asignación de curules y otros temas como el posible retorno del voto en plancha o el voto cruzado (que un elector pueda votar por diputados de diferentes partidos en los circuitos plurinominales), impiden reanudar el debate.

Por el momento diputados del PRD y el Panameñismo, colectivos que controlan la Asamblea, los que han pedido posponer la discusión.

La última vez que hubo una convocatoria en la Comisión de Gobierno para atender el tema fue el 10 de marzo, no hubo cuórum. Era la segunda oportunidad en que rehusaron a discutir el proyecto.

ESCOLLOS POLÍTICOS

Hay una propuesta del voto interpartidario, que permitiría a una persona votar por varios candidatos de diferentes partidos. Se discrepa igualmente de la potestad otorgada al Tribunal Electoral del control excesivo sobre el proceso.

Según el diputado José Luis Varela, hermano del presidente de la República, si se empezaba el debate en la Comisión y se pasaba a segundo debate tal como aparece la norma, habría una situación de múltiples propuestas por 71 diputados.

‘Tomamos la decisión política de que cada bancada designe a un grupo de diputados para revisar la propuesta y tratar de llegar al consenso en primer debate’, contó.

La idea es que los designados revisen y se pongan de acuerdo para que en el pleno legislativo la discusión ‘sea más sencilla y más fácil’. Agregó que en segundo debate se votaría sobre puntos en los que no hay acuerdos.

‘Faltan tres años para las elecciones y creemos que en este periodo debemos sacar esta ley y lo queremos hacer de la manera más consensuada posible’, precisó.

La diputada Zulay Rodríguez, del PRD, rechazó la propuesta del voto interpartidario.

TOPE DE GASTO

El Tribunal Electoral promueve el tope al gasto de las campañas políticas, un punto álgido que no comparten los partidos políticos. El presidente Erasmo Pinilla advirtió a los diputados de los riesgos de no aprobar las normas que fijan un tope al financiamiento privado y gastos en las campañas electorales. En las pasadas elecciones presidenciales, las campañas políticas recibieron en donaciones privadas $59.2 millones.

Queda un mes para concluir el periodo ordinario y no se vislumbra acuerdo antes de la fecha. El diputado Varela dijo que ‘no hay apuro’. El presidente Rubén De León, ha hablado de la posibilidad de que se discuta en sesiones extraordinarias y Varela habla de que puede ser en julio, cuando empiece el nuevo pe riodo legislativo.

La Estrella