Presidente Santos se pronunció sobre el caso de Santiago Uribe

La noche de este lunes, al término de una reunión de la Comisión Interinstitucional de la Rama Judicial, el presidente Juan Manuel Santos le pidió a la Fiscalía “abrir las puertas a una veeduría internacional como observadores del proceso” contra Santiago Uribe Vélez.

En la misma vía, el Jefe de Estado le pidió también al procurador Alejandro Ordóñez que constituya una agencia especial para el caso. “Solicito al Procurador acompañar el proceso contra Santiago Uribe para rodearlo de todas las garantías constitucionales y legales”, escribió Santos vía Twitter.

Las dos acciones se enmarcan en la respuesta del Gobierno a la orden de captura, que fue recibida por el uribismo como una supuesta persecución política. El ministro de Justicia, Yesid Reyes, había dicho que el Gobierno respetaba la “decisión autónoma” de la Fiscalía.

Protesta en el Congreso

Voceros del Centro Democrático (CD) –principal partido de oposición al Ejecutivo– aseguraron este lunes que se trata de un nuevo ataque contra el expresidente Álvaro Uribe y su entorno más cercano.

En señal de protesta, esa bancada se retiró de las comisiones primeras de Senado y Cámara, donde se debatía el proyecto de ley de orden público.

Al comienzo de la sesión, la senadora Paloma Valencia leyó una constancia del CD en la que ese partido se declaraba en “rebeldía” e invitaba a protestar. Tras esto, los nueve congresistas abandonaron el recinto del Senado antes de la votación.

El expresidente Álvaro Uribe estuvo en Estados Unidos, donde en varios escenarios criticó el proceso de paz y aseguró además que él y su movimiento son supuestamente perseguidos por la justicia colombiana.

El senador Alfredo Rangel, otro reconocido uribista, manifestó su solidaridad con el exmandatario y dijo que “la detención del hermano del expresidente es un capítulo más de la persecución contra la oposición democrática en Colombia”. Iván Duque, también senador del CD, afirmó que lo que se quiere es “acallar la voz del Centro Democrático persiguiendo a la familia” de Uribe.

Por su parte, Ernesto Macías, también senador de esa colectividad, aseguró que Eduardo Montealegre supuestamente habría dicho que no se iría de la Fiscalía “sin meter a la cárcel a Santiago Uribe”.

El temblor político se sintió también en el Concejo de Bogotá, donde la bancada uribista anunció para este martes un pronunciamiento público sobre el tema.

Estos señalamientos del uribismo al Gobierno hacen que ahora la tensión sea más fuerte. Si bien el diálogo es inexistente en este momento, es claro que este hecho dificultará aún más la posibilidad de que se tiendan puentes.

A ese respecto, el representante de ‘la U’ Hernán Penagos dijo que se debe “garantizar el debido proceso y la legítima defensa”, pero que no “por ser hermano del expresidente puede dejarse de investigar” la actuación de Santiago Uribe. Y Alexánder López, senador del Polo, expresó que “es muy importante que el país conozca la verdad de lo que pasó con el paramilitarismo”.

El Tiempo