Un grupo que representa a indígenas del Amazonas se reunió este miércoles con representantes del Banco Nacional de Desarrollo de Brasil en Río de Janeiro, para instar a la institución a que deje de financiar proyectos que dañan el medio ambiente.

El grupo Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA), con sede en Ecuador, señaló en un comunicado que sus líderes pidieron además al banco que adopte políticas que salvaguarden los derechos de los indígenas a tierras ancestrales.

Edwin Vásquez Campos, presidente de la COICA, indicó en el comunicado que la organización quiere tener voz y voto en las decisiones que involucren planes a gran escala como presas hidroeléctricas y carreteras en la Amazonia.

La organización representa a 390 grupos indígenas en Brasil, Colombia, Bolivia, Ecuador, Perú, Guyana, Surinam, Venezuela y la Guyana Francesa.

El Carabobeño