Gira EE.UU: Presidente Morales concluye jornada de trabajo en Florida y viaja a Nueva York

El presidente de Guatemala, Jimmy Morales concluyó ayer en Florida la primera jornada de trabajo de su gira por Estados Unidos, interesado en conocer la situación de los migrantes y atender sus peticiones.

Acompañado de su ministro de Relaciones Exteriores, Carlos Raúl Morales, el mandatario sostuvo reuniones con líderes de organizaciones que aglutinan a guatemaltecos y recorrió, inicialmente, el Centro de Atención Migratoria El Sol, situado en el condado de Júpiter, fundado por una guatemalteca, en donde se imparten clases de costura a hombres y mujeres.

En Júpiter el mandatario también se reunió con el alcalde, Todd Wodraska, y una comunidad de connacionales de migraron a ese lugar.

Morales también se reunió con chefs originarios del departamento occidental de Quetzaltenango que trabajan en el restaurante Don Ramón en el condado de Palm Beach, Florida.

En Palm Beach, según las autoridades, residen alrededor de 55.000 guatemaltecos, mientras que en el estado de Florida unos 125.000 connacionales.

“Guatemala necesita de un buen Presidente, yo creo que lo tenemos hoy en día, gracias señor Presidente porque necesitamos un país desarrollado”, dijo un migrante al gobernante, lo cual generó aplausos.

Luego participó en una actividad con decenas de inmigrantes, a quienes les expuso el trabajo que realiza en Guatemala para impulsar el desarrollo económico y promover el acceso a la salud, educación, y mejorar la infraestructura.

A la vez que se comprometió a mejorar la atención en los consulados instalados en Estados Unidos y continuar abogando por un Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en ingles).

Varios guatemaltecos conversaron con el presidente Morales y le solicitaron la cancelación de licencias mineras, la aplicación de la pena de muerte y mejorar la seguridad en Guatemala, entre otras peticiones, ya que algunos desean regresar al país.


Incluso una mexicana que se identificó como Rebeca López que según dijo tiene mucha familia en Guatemala, felicitó al mandatario por lo que ha hecho en tres meses de su gobierno.

“La gente no se equivoco al elegirlo. Quiero decirle que no olvidamos al Presidente con sombrero”, le manifestó.

Mañana, Morales tiene previsto asistir a la sede de las Naciones Unidas en donde pedirá la ampliación por otros dos años, para la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

Esta instancia de las Naciones Unidas ha desbaratado desde abril de 2015 varias grupos criminales que se habían dedicado a los actos de corrupción, y ahora están detenidos a la espera de afrontar a la justicia.

Entre ellos figuran el expresidente Otto Pérez Molina y la exvicepresidenta Roxana Baldetti, supuestos líderes de la organización autodenominada como “La Línea”.

Agencia Guatemalteca de Noticias