El presidente de la República, Nicolás Maduro, encabezó desde el Palacio de Miraflores un acto, con motivo a conmemorarse los actos del 11 de abril en 2002: “Fuimos víctimas de un golpe dirigido desde EE UU”.

Reiteró que “la emboscada del 11 de abril fue perfecta. Logró dividir a Venezuela y unir las fuerzas del mal”.

Asimismo, hizo un llamado a toda la población a seguir “luchando por el país”.

“Yo quisiera que todas las oportunidades que le hemos dado a nuestro pueblo desde hace 14 años, hubiese permitido que surgieran líderes de la derecha con un proyecto de respeto a la humanidad y la vida interna del país”, dijo Maduro.

Por otra parte, hizo un llamado al presidente de EE UU: “Usted tuvo las oportunidades, le dijo al comandante Chávez en el 2009 en Trinidad y Tobago que no se metería en los asuntos internos de Venezuela y no ha sido así”.

“No vamos a permitir que Obama venga a tratar de mancillar esta tierra y a nuestro pueblo ¡Jamás se ha metido con nadie!”, exclamó Maduro.

Igualmente reiteró que: “En Venezuela mandamos los venezolanos, ¡Esa ley de impunidad, de autoperdón, de castigo contra las víctimas no pasará!”, aseguró Maduro.

El 11 de abril de 2002, la oposición venezolana de la mano con diversos empresarios nacionales, encabezaron y llevaron a cabo un golpe de Estado contra el expresidente Hugo Rafael Chávez Frías.

Tras la acción inconstitucional, el 13 de abril de 2002, el país se desbordó en las calles de la nación junto a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb), logrando así, el regreso de Chávez a la Presidencia de la República.

Noticias 24