La Cámara de Diputados iniciará hoy una semana clave en torno al proyecto de ley que establece la doble indemnización por seis meses para los despidos, que es rechazado por el oficialismo, mientras la oposición se divide entre quienes quieren que se apruebe tal como vino del Senado y los que pretenden incluir alivios impositivos para las pequeñas y medianas empresas (pymes).

Las comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Legislación del Trabajo se reunirán mañana para escuchar la opinión de expertos del mundo laboral, convocados por el oficialismo para opinar en contra de la iniciativa impulsada por la oposición, mientras que para el miércoles está prevista la visita a ese mismo plenario del ministro de Trabajo, Jorge Triaca, para emitir dictámenes un día después.
Triaca les transmitirá formalmente a los diputados la opinión del presidente Mauricio Macri: que la ley antidespidos no sirve para detener las desvinculaciones y que, en cambio, se debe promover la creación de fuentes de trabajo con otros instrumentos legales y políticos.

Massa define

En el medio, el diputado Sergio Massa, que lidera una bancada de 37 diputados, el tercer espacio más numeroso de la Cámara Baja después de Cambiemos (87) y el Frente para la Victoria-PJ (81), pretende introducir cambios al proyecto para que, además de prohibir los despidos, se establezca un régimen de promoción del empleo para las pequeñas y medianas empresas (pymes).

El presidente del bloque del FPV-PJ, Héctor Recalde, en cambio, se pronunció en contra de cambiar el texto del proyecto, porque eso significa que deberá volver al Senado, lo que a su criterio demoraría la puesta en vigor de la doble indemnización, que él considera clave para frenar los despidos.

Recalde formuló estas declaraciones durante el fin de semana, luego de que el jueves se reunieran los diputados de su bloque José Luis Gioja y Luis Basterra con Sergio Massa y Diego Bossio -entre otros opositores, sin oficialistas- y trascendiera que habían acordado cambiar la ley para promover el empleo con un régimen de incentivos fiscales.

El diputado kirchnerista negó tal acuerdo y señaló que presionarán para que no haya cambios.

Massa, en cambio, señaló que el proyecto “sí o sí” necesita modificaciones porque a su juicio no solo se debe introducir el capítulo pyme, sino que además el texto que obtuvo la media sanción del Senado incurre en incorrecciones jurídicas que podrían hacer peligrar su aplicación real.

“El 95% de las empresas en la Argentina son pymes y sin embargo representan el 7% de las exportaciones”, afirmó ayer Massa, en el programa televisivo “Almorzando con Mirtha Legrand”, e insistió en la necesidad de modificar el proyecto antidespidos para beneficiar a las pymes que contraten empleados.

Sí o sí esta semana

La oposición sí coincide en un punto: quieren que el proyecto se apruebe, con o sin modificaciones, esta misma semana, en una sesión especial que podría realizarse el jueves.

El oficialismo, en tanto, está a priori en contra de la prohibición de despidos, aunque admitiría cambios porque eso supondría retrasar el trámite parlamentario.

Toda la discusión legislativa está sujeta, además, a la opinión final del Poder Ejecutivo: el presidente Mauricio Macri ya insinuó su disconformidad con el proyecto y podría vetarlo una vez que se convierta en ley.

Contra el cepo

El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, volvió ayer a insistir en la no aprobación de la ley antidespidos al señalar que la creación de empleo “no se resuelve con un cepo” a las desvinculaciones laborales. “La generación de empleo no se resuelve con un cepo. Con eso lo que se hace es evitar la entrada”, destacó, a su vez que comparó el llamado “cepo” al dólar de la administración kirchnerista con la política que la oposición quiere fijar con la aprobación de la ley antidespidos.

El Tribuno