A partir del año 2017 se comenzará a materializar el plan de educación intercultural que forma parte de la Reforma Educacional. Para ello desde el Mineduc ya están elaborando planes de estudios de 1º a 5º básico para enseñar las cuatro lenguas originarias activas en el país: Mapudungún, Aymara, Rapa Nui y Quechua.

La iniciativa busca transformar un sistema educativo en un sistema más inclusivo, de calidad integral y con procesos de aprendizajes pertinentes a las particularidades culturales de los diversos territorios donde están insertas las escuelas y liceos del país.

Y en ese contexto se está trabajando en la actualización del marco curricular del sector de lengua indígena, estableciendo nuevas bases curriculares donde se definan los objetivos de aprendizajes de la asignatura de Lengua y Cultura de los Pueblos Originarios.

“La pérdida progresiva de las lenguas originarias en el país ha repercutido en la forma de cómo el Estado genera políticas educativas que impulsan y fortalecen lingüística y culturalmente a los pueblos originarios. Incorporar esta nueva asignatura, ampliará la interculturalidad y será tan importante como cualquier otro ramo. Esto es integrar y mejorar la calidad en la educación”, declaró la seremi de Educación, Alyson Hadad.

El Tipógrafo