Diferentes organizaciones de derechos humanos dieron a conocer la colección de documentos desclasificados por la Agencia Central de Inteligencia (CIA) relacionados con graves violaciones cometidas durante el conflicto armado.

En los documentos desclasificados, gracias a una demanda interpuesta por el Centro de Derechos Humanos de la Universidad de Washington, se menciona a exmilitares salvadoreños de alto rango, entre ellos, a Sigifredo Ochoa Pérez.

Miguel Montenegro, Presidente de la Comisión de Derechos Humanos de El Salvador (CDH), explicó que dichos documentos están relacionados con operativos militares y la actividad política del país comprendida entre 1982 y 1985. Montenegro aseguró que han pasado dos décadas desde el fin de la guerra civil en El Salvador y los crímenes de lesa humanidad continúan en la impunidad si ser judicializados, el contenido de estos documentos valida los testimonios de las víctimas que durante años fueran incansables en la búsqueda de justicia.

“Ahora resta que el Estado reconozca los acontecimientos que se narran, para iniciar esta verdad para comenzar a dignificar la memoria de las víctimas. El reconocimiento de estos hechos contribuye al ejercicio del derecho a la verdad que tienen las víctimas y la sociedad salvadoreña en general”, externó  el presidente de la CDH.

El Centro de Derechos Humanos de la Universidad de Washington ha apoyado los esfuerzos de las víctimas en el esclarecimiento de la verdad de estos hechos, como parte de sus investigaciones, en octubre de 2015 demandó a la CIA por su denegación de una solicitud de desclasificación de documentos relacionados con Sigifredo Ochoa Pérez. Como resultado de esta demanda legal, el 14 de marzo de 2016 fueron entregados una colección de documentos desclasificados relacionados a la solicitud original.

Eduardo García, representante a la Asociación ProBúsqueda, manifestó que la colección de documentos desclasificados que hace referencia a hechos históricos acontecidos desde 1982 hasta 1985.

De estos 73 documentos publicados con secciones censuradas, un documento publicado sin censura, 16 contienen información detallada de operativos militares, la asistencia militar de Estados Unidos, 3 describen las redes de extrema derecha, 2 informes sobre el Estado del ejército salvadoreño y la política interna entre las cuales se incluye las rebeliones de Ochoa Pérez contra Guillermo García en 1983 y contra José Napoleón Duarte en 1985.

“Las víctimas y las organizaciones de derechos humanos se mantienen firmes en buscar la justicia y la verdad, por lo tanto, exigimos a las autoridades pertinentes proporcionen información de estos hechos para enrumbarnos hacia una verdadera reconciliación”, indicó el representante de ProBúsqueda.

Diario CoLatino