Gabriel Iturra, vocero Confech: “El Ejecutivo gobierna a espaldas del mundo social”

“No ha sido una decisión fácil, pero creemos que es el momento de que el Gobierno de respuesta a los estudiantes”, afirmó el presidente del centro de estudiantes de la Universidad Central y vocero de la Confech, Gabriel Iturra.

En conversación con Radio y Diario Universidad de Chile, el dirigente estudiantil explicó que “esto implica que todas las universidades del país comiencen a discutir una radicalización del movimiento. Todos nuestros planteamientos fueron ignorados por el Ejecutivo”.

El presidente de la Feucen agregó que como Confech “estuvimos cerca de dos meses trabajando en mesas de conversación y una vez que finalizan vemos que se presenta lo contrario a lo que estábamos exigiendo”.

Para Gabriel Iturra, el Gobierno ha hecho todo lo contrario a lo que prometió durante la campaña presidencial “el Gobierno tomó una decisión, en un primer momento prometió ser un Gobierno que cambiaría los actuales paradigmas de sociedad, que se acercaría a los movimientos sociales, pero al final se privilegió gobernar con los empresarios”.

A juicio del dirigente “vemos como dentro de la Nueva Mayoría no hay definiciones claras, por una parte tenemos al senador Walker decir que la gratuidad universal es imposible y por otro vemos que hay gente que dice que se puede alcanzar la gratuidad de manera escalonada, entonces, desconocemos cuál es su claridad programática”.

Gabriel Iturra agrega que “el Ejecutivo decidió gobernar a espaldas del mundo social y favorecer a los empresarios de la educación. El borrador del proyecto no ataca a los directorios de las instituciones de educación superior, no castiga con cárcel el lucro y eso es todo lo contrario a lo que estábamos planteando”.

El dirigente estudiantil tuvo palabras para recriminar el rol de las autoridades a la hora de reprimir las manifestaciones sociales, “vimos como el ministro Burgos dio la orden para reprimirnos, Carabineros actuó sin inhibición alguna y tenemos que cuestionarnos por qué hoy hacemos este debate en torno a los cambios en educación”.

Finalmente Iturra anunció que durante esta semana se realizan diversas actividades en las universidades del país donde se discutirá la paralización indefinida convocada por el Confech. Este lunes habrá además una convocatoria llamada “Bailando por la educación” que se realizará en el frontis de la Casa Central de la Universidad de Chile.

Movilizaciones a lo largo del país

Mientras en regiones se realizan diversas manifestaciones en el marco de esta “ofensiva” estudiantil que se ha intensificado durante las últimas semanas, en este contexto, medio centenar de estudiantes universitarios se tomaron, esta mañana, el acceso a la Seremi de Educación de La Araucanía, ubicada en pleno centro de Temuco.

Se trata de alumnos de la Universidad de La Frontera, Universidad Católica de Temuco y secundarios quienes intentaron ingresar al recinto pero al no lograrlo, bloquearon el acceso de la repartición pública.

Noelia Garrido, presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad de la Frontera, explicó que, “a diez años de que las demandas y propuestas por educación sean levantadas en lo que se denominó la Revolución Pingüina, es impresentable que a esta altura aún no se resuelvan situaciones de fondo, como por ejemplo el financiamiento de la educación y las condiciones de gratuidad que siguen estando condicionadas por el mercado. Se mantiene lo estructural y las transformaciones reales para avanzar en criterios verdaderos de justicia e igualdad siguen sin asumirse”.

En total, son cerca de 80 facultades de varias universidades en distintas regiones las que se han sumado a las jornadas de reflexiones, paro y tomas realizadas en el marco de la movilización estudiantil.

Entre los planteles universitarios de regiones que se han sumado se encuentran las facultades de Sociología y Psicología de la U. de Valparaíso; Geografía y Ciencias de la U. Austral; Pedagogía en Castellano de la U. de Playa Ancha; Sociología de la U. de La Frontera y la sede de Andrés Bello de Viña del Mar.

A estos se agregan los establecimientos secundarios como el Liceo Industrial de Puerto Montt, el Colegio Winterhill de Viña de Mar, el Liceo A-2 de Arica, el Liceo C-25 de Talcahuano y el Liceo Maria Aurora Guiñez de Purén.

Radio U

Confech agudiza ofensiva con llamado a paro indefinido y jornada de protesta multisectorial

Con un llamado a todos los estudiantes del país a iniciar un paro nacional indefinido, culminó una nueva plenaria de la Confederación de Estudiantes de Chile.

Los representantes de las diferentes universidades del país, decidieron convocar a esta medida desde este martes primero de junio y afirmaron que esperan reactivar el movimiento que lleva más de 10 años de movilizaciones casi ininterrumpidas.

Las medidas se dan en el marco de la tramitación de la Reforma Educacional impulsada por el Gobierno de Michelle Bachelet y buscan incidir en el proceso de elaboración de la norma.

En este sentido, los estudiantes presentaron este domingo un documento en que solicitan cambios estructurales en la sistema. Educación pública, marco regulatorio y gratuidad y financiamiento, son los tres ejes centrales que el movimiento está exigiendo que el ejecutivo discuta e integre en el proyecto de ley.

La vocera de la Confech, Marta Matamala, explicó que resulta fundamental que el gobierno tome en cuenta a los estudiantes al momento de elaborar la reforma, para evitar que se hagan modificaciones legislativas que terminen mal concebidas e implementadas.

“Es inverosímil que se les de prioridad a los jefes de bancada de los partidos, en lugar del mismo movimiento social que instaló la demanda. Creemos por eso mismo que a pesar de que este paro pueda ser largo o conflictivo incluso para nosotros mismos, no vemos ninguna otra posibilidad en la cual el movimiento estudiantil pueda instalar agenda sino es por medio de la presión”, afirmó.

Sobre las formas que tienen los estudiantes de incidir en las políticas institucionales, la vocera de la Confech apuntó que el paro indefinido permite ejercer una forma de presión que obligue al Consejo de Rectores a tomar una posición.

“A diferencia de los trabajadores que pueden parar la producción del país, los estudiantes disponemos de otras formas de presión, que buscan hacer presión en la interna. Esto tiene que ver con que hoy día los rectores son actores, que deberían estar presionando al Mineduc, asumiendo que la inexistencia de una reforma estructural los golpea directamente a ellos”.

Además, la vocera señaló que debido al alto nivel de competencia que existe entre estatales y privadas, por un lado, y el nivel de devastación que existe en las universidades estatales sobre todo regionales, por otro, implicaría que “los rectores al momento de existir un paro, se puedan pasar a nuestra vereda en vez de estar peleando con nosotros”.

Movilizaciones multisectoriales

Llegar con las demandas a toda la ciudadanía y transversalizar el conflicto, son otros ejes en los que se ha propuesto avanzar el movimiento estudiantil.

“Hoy día la precarización de la educación también se vincula con a precarización de otros derechos sociales como la salud, la vivienda, el trabajo y hoy día ante esa claridad estamos en disposición de juntarnos con todos quienes quieran cambios estructurales”, explicó Matamala.

“Están las personas que tienen problemas con el sistema de salud, con las AFP, pobladores, movimientos sociales y trabajadores, y queremos trabajar por supuesto con ellos y si se puede levantar algo en conjunto”, finalizó la dirigente.

Esta transversalización del conflicto y la lucha común entre estudiantes y trabajadores vivirá una jornada clave el próximo jueves 9 de junio. Ese día, el movimiento estudiantil espera aunar fuerzas con pobladores, organizaciones sociales y trabajadores, que le permitan dar un nuevo y firme paso en la ofensiva estudiantil.

Radio U Chile