Cuba abrirá nuevos espacios para negociaciones con empresas extranjeras, mediante el inicio este lunes de una convención y feria internacional del sector industrial, que busca expandir y modernizar su infraestructura.

La segunda edición de Cubaindustria reunirá a cerca de dos mil participantes de 29 naciones y tendrá a Rusia como país invitado de honor, indicó la ingeniera Adriana Barceló, vicepresidenta del comité organizador.

En paralelo a la feria, sesionarán 11 congresos temáticos sobre gestión tecnológica e innovación organizacional, envases y embalajes, industrias de la moda, el mueble y la química, el reciclaje, la refrigeración y las energías renovables, entre otros temas.

Según los promotores de Cubaindustria 2016, el evento con sus múltiples propuestas contribuye al intercambio científico técnico, el fortalecimiento de asociaciones tecnológicas entre industrias nacionales y extranjeras, la promoción de renglones exportables y la consolidación de producciones en la isla.

El Palacio de Convenciones acogerá los foros de debate, mientras las exhibiciones de productos y servicios tendrán lugar en el reciento de Pabexpo, ambos en esta capital.

En declaraciones a la prensa, Barceló explicó que las muestras fueron agrupadas por temáticas a fin de ofrecer una mejor visión sobre el panorama nacional e internacional en cuestiones como equipos médicos, metalurgia, reciclaje, industria ligera, química, electrónica, energías renovables y servicios profesionales, ilustró.

Las mayores delegaciones fueron confirmadas por China, España, Rusia, Panamá e Italia, aunque también sobresalen Francia, Alemania, Venezuela, Estados Unidos y Vietnam, precisó.

Destacó igualmente la asistencia de representantes de la Organización de Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (Onudi), cuyo aniversario 50 será celebrado durante el presente encuentro en La Habana.

En Cubaindustria 2016 se presentarán proyectos de negocios con la intervención de compañías extranjeras, lo que permitirá crear firmas mixtas y producciones cooperadas, corroboró la también directiva del ministerio cubano de Industrias.

Cuba Debate