El presidente, Mauricio Macri, anunció el envío de una batería de proyectos de ley para implementar la Boleta Única Electrónica (BUE), unificar candidaturas, fiscalizar los aportes de campaña y establecer el debate presidencial obligatorio.

Utilizando como escenario el Centro Cultural Kirchner, el mandatario recordó a través de un video reproducido en pantalla gigante antes de su discurso, que esta iniciativa fue una de sus promesas en 2015 y que luego ratificó ante la Asamblea Legislativa del Congreso, en su discurso de apertura de sesiones ordinarias.

“Estamos dando un paso muy importante, enviando un proyecto de ley para una reforma política ambiciosa, que va a ser un cambio para nuestra democracia y para el país. Y cuando hablo de país, hablo de cada argentino que quiere defender sus ideas, que quiere debatir por sus ideas, de jóvenes los que votan por primera vez, y de los que votan y quieren estar seguros que lo que votan se respete”, sostuvo.

Escoltado por el ministro de Interior, Rogelio Frigerio, y el secretario de Asuntos Políticos e Institucionales, Adrián Pérez, el jefe de Estado destacó que las normas son el resultado de un “profundo debate”. “Quiero felicitar al equipo que condujo esto y a todos los que participaron. Me informaron que ha participado todas las provincias, más de 41 partidos políticos, jueces, académicos y ONG. Esto busca unir a los argentinos, tener un sistema electoral transparente y equitativo, del siglo XXI, que ayuda a unirlos”.

Macri anunció que esta reforma contiene una primera etapa de modificaciones, aunque aclaró que pretendía muchas más. “Hay que ir paso a paso como decía Mostaza Merlo”, indicó ante funcionarios de la primera plana del Gobierno.

En esa línea, remarcó que la reforma electoral resuelve “muchos temas de fondo”, y ejemplificó: “Como el fin de la boleta papel”. “Termina con todas las cosas que sucedían alrededor de la boleta de papel. En poco tiempo vamos saber quién ganó y todos podrán votar por que no pasará que no encuentre las boletas”, indicó el Presidente.

También remarcó que las modificaciones buscan “clarificar” el sistema electoral. “Basta de listas acoples, colectoras y candidaturas múltiples, que no ayudaban a respetar la vocación democrática del pueblo”, remarcó.

El mandatario mencionó que el proyecto comprende la creación de fiscalías especiales para optimizar la fiscalización de los comicios. “Da mejores herramientas para hacer cumplir las leyes electorales, que claramente se han violado y que queremos todos que se cumplan, y también para controlar en tiempo y forma el financiamiento de las campañas electorales”, aseguró, y recordó el reciente procesamiento contra exfuncionarios kirchneristas por irregularidades en la campaña del FpV en 2007. “Justamente en estas horas nos enteramos que avanza una causa en un campaña que pasó hace ya una década. Tendrán más herramientas para que esas trampas no ocurran en futuras campañas”, aseveró.

Asimismo, también planteó que se transforma en obligatoria la participación en el debate entre candidatos presidenciales. “Consideramos que debe incluirse en la ley, que es el debate presidencial obligatorio, que es una herramienta positiva e inteligente para que los ciudadanos podamos comprar qué es lo que nos están proponiendo en un mismo ámbito”, expresó.

Por último, sostuvo que el proyecto contempla un programa de “Transición de Gobierno”. “Queremos arreglar otro tema que fue muy controvertido, que fue la transición entre un gobierno y otro”, dijo.

Por último, adelantó los cambios que quedarán pendientes para una segunda etapa de la reforma, en la cual no descartó una la eliminación de las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias. “Queda pendiente lo del organismo electoral independiente, que se haga cargo de todo el sistema, el financiamiento de los partidos en un sentido amplio, terminar con la reelecciones indefinidas y concentrar el calendario electoral”, anunció.

“Tenemos que concentrar las campañas, el año pasado hubo elecciones casi todos los fines de semana en la Argentina. El tiempo es uno y si vivimos de campaña tenemos menos tiempo para trabajar en nuestras gentes, hay que trabajar en concentrar el calendario y en esa línea se seguirá evaluando, con tiempo, si las PASO han sido un instrumento valioso para mejorar el sistema electoral”, concluyó el Presidente, no descartando una posible eliminación de las primarias en un futuro.

Principales medidas de la reforma electoral:

• Implementación de la Boleta Única Electrónica (BUE), que permite elegir candidatos a través de una pantalla táctil e imprimir la boleta en papel. El Gobierno confirmó que busca ponerla en marcha en las elecciones legislativas de 2017.

• Suprimir las listas denominadas sábana y colectoras. Un mismo candidato no podrá presentarse en elecciones y provinciales al mismo tiempo.

• Debate presidencial obligatorio, con sanciones a aquellos candidatos que no participen.

• Creación de un programa de Transición de Gobierno, con el objetivo de regular el procedimiento de transferencia de la administración y que sea “ordenada, responsable y transparente”.

• Aplicar sanciones a ilícitos electorales y crear a tal fin un Procedimiento Electoral Sancionador.

• Se creará la figura de un fiscal general ante la Cámara Nacional Electoral (CNE), que estará especializado en la materia. En la actualidad funciona con el fiscal que actúa ante el Juzgado Federal N° 1.

• Triplicar el número de auditores electorales.

Ambito