La República Bolivariana de Venezuela rechaza, a través de un comunicado, las “menciones difamatorias” incluidas en el informe sobre terrorismo emitido por el Departamento de Estado de los Estados Unidos de América.

A la vez que le recuerda que EEUU no tiene potestad para inmiscuirse en los asuntos internos de los países soberanos y mucho menos para evaluar las políticas realizadas y los resultados de las mismas.

“La República Bolivariana de Venezuela condena toda forma de terrorismo, incluyendo el terrorismo de Estado, y reafirma que Venezuela es un Territorio Libre de este flagelo”, expresa el texto.

A continuación el texto íntegro:

REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

MINISTERIO DEL PODER POPULAR

PARA RELACIONES EXTERIORES

COMUNICADO

La República Bolivariana de Venezuela rechaza categóricamente las menciones difamatorias sobre Venezuela, contenidas en el Informe sobre Terrorismo del año 2015, emitido por el Departamento de Estado de los Estados Unidos de América.

El Gobierno Bolivariano hace un llamado para que cesen las prácticas unilaterales del Gobierno de los Estados Unidos de América. Dicho país no tiene mandato para evaluar a los Estados soberanos en ninguna materia, incluido el Terrorismo, y, en consecuencia, debe abandonar sus prácticas injerencistas que contravienen las normas del Derecho internacionalmente reconocidas por las naciones civilizadas que creemos en la actuación internacional con apego estricto a la Carta de las Naciones Unidas.

La República Bolivariana de Venezuela condena toda forma de terrorismo, incluyendo el terrorismo de Estado, y reafirma que Venezuela es un Territorio Libre de este flagelo.

De igual forma denunciamos el doble rasero del Gobierno de los Estados Unidos de América en la aplicación de informes y sanciones en esta materia, ya que, la Comunidad Internacional ha tenido amplio acceso a informes creíbles sobre el origen, entrenamiento y financiamiento de grupos terroristas que actúan abiertamente contra pueblos enteros en Medio Oriente y África, provocando vulnerabilidad social, así como violación de Derechos Humanos terribles en esos países.

La República Bolivariana de Venezuela reitera al Gobierno estadounidense que las relaciones diplomáticas bilaterales deben enmarcarse en el respeto mutuo, la no injerencia en los asuntos internos, y en la igualdad soberana de los Estados, principios rectores establecidos en el Derecho Internacional para la buena convivencia entre países.

Caracas, 06 de junio de 2016.

Correo del Orinoco


MUD: La Unidad regresará este martes al CNE “pero con el pueblo”

Los partidos que integran la coalición Mesa de la Unidad Democrática (MUD) están desarrollando desde este lunes, en distintas zonas del país, un acto denominado “Mi firma sí vale”, en el que los ciudadanos que firmaron la primera vez para iniciar el proceso de activación del Referendo Revocatorio, pueden acudir a ratificar su voluntad de que se realice la consulta electoral este mismo año.

En Caracas, en la plaza Brión de Chacaíto, los partidos colocaron sus toldos para ese fin. Para mañana martes, los dirigentes están convocando a que les acompañen a acudir a las sedes del CNE en cada región, para presionar a fin de que se fije de una vez la fecha para la validación de más de millón de rúbricas que pasaron los filtros impuestos por el Poder Electoral.

El secretario ejecutivo de la MUD, Jesús Torrealba, declaró hoy que “la Constitución está por encima de cualquier expresión burocrática del miedo oficialista”, para rechazar la sentencia judicial que prohibió manifestaciones y marchas hacia la sede del CNE. Recalcó que existe el derecho constitucional al libre tránsito y manifestación pacífica.

“Para mañana va la MUD al CNE”, reiteró Torrealba, quien recordó que hasta por cinco veces las autoridades del CNE han “embarcado” a los representantes de la Unidad Democrática en el ofrecimiento de definir el siguiente paso para la validación. “Hemos ido cinco veces y nos han devuelto prácticamente del escritorio. Esos irresponsables han defraudado la convocatoria hecha. Si nos vuelven a convocar iremos, pero iremos con el pueblo”, sentenció el portavoz.

Hasta el mediodía el CNE aún no había fijado la hora de la reunión de su directorio, donde se espera se fije el próximo encuentro con la MUD.

“Al pueblo no le pedimos paciencia, le pedimos firmeza, consistencia, consecuencia, para alcanzar nuestro objetivo. Nuestro objetivo no es ganarle la guerra al Gobierno, es imponerle la paz, es construir una paz tan sólida, robusta que sea capaz de aislar, segregar y derrotar a los violentos. Para eso es necesario que hable la unidad. Para arrancarle al Gobierno la solución pacífica es necesario ejercer presión y esa presión será eficiente sí, y sólo sí, estamos unidos. La unidad no es un trapo que se pueda ondear como bandera en tiempos electorales y usarlo como coleto en otros momentos. No. La unidad es una necesidad estratégica del pueblo venezolano, sobre todo en estos momentos que se define el presente y el futuro de la patria”, señaló Jesús Torrealba.

El primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Enrique Márquez (UNT), indicó que la actividad convocada para hoy busca demostrar que “el pueblo que firmó, que aportó su firma, sigue en la calle, con el mismo interés”.

“El Referendo Revocatorio nos tiene en la calle para exigirle al CNE que en las próximas horas se apruebe el informe definitivo para la validación de más de un millón de firmas que pasaron la primera etapa y que requieren ser validadas. Mañana estaremos exigiendo que se fije la fecha. Estamos exigiendo que se cumpla con la Constitución y leyes”, dijo el diputado Márquez.

También el diputado Juan Guaidó, dirigente de Voluntad Popular, destacó las cosas “extrañas” que suceden en Venezuela, donde la población tiene que salir a la calle a protestar para exigirle a las autoridades que se cumpla la ley.

“Mañana estaremos en las calles de todos los estados pidiendo la fecha para la validación de las firmas”, insistió el diputado por Vargas.

El Universal