Inicia en Cuba VII Cumbre de la AEC con miras en la unidad regional

La VII cumbre de la Asociación de Estados del Caribe (AEC) inicia hoy en esta capital con la unidad para enfrentar los retos del desarrollo sostenible, además del cambio climático y la paz regional, como temas principales.

El cónclave, que sesionará hasta el sábado en el Palacio de Convenciones y el de la Revolución, reúne a representantes de las 25 naciones miembros del organismo, los siete Estados asociados, y 21 países y nueve organizaciones observadoras, además de otros invitados.

Creada en 1994, la AEC tiene como principal objetivo promover la consulta, la cooperación y la acción concertada entre todos los países del Caribe.

A ese efecto, la presente edición de la cita de alto nivel del bloque se espera sea una contribución política importante a la unidad, la defensa de la soberanía de los pueblos, cooperación y paz de la región, tal y como expresó el miércoles el subdirector general para América Latina y el Caribe de la cancillería cubana, Carlos Rafael Zamora.

En conferencia de prensa, al quedar inaugurada en el hotel Habana Libre la sala para el trabajo de los medios informativos que darán cobertura al encuentro, Zamora sostuvo que en esencia este impulsará el necesario diálogo en torno a los temas de mayor interés para el área.

Asimismo, adelantó que durante el evento se aprobará la admisión de San Martín como miembro asociado por derecho propio, al tiempo que se analizarán las solicitudes de Kazajistán, Bolivia y Uruguay para incorporarse como nuevos observadores.

Con la admisión de estos dos últimos, 32 de los 33 países de América Latina y el Caribe que forman parte de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) estarán representados, agregó el funcionario del ministerio de Relaciones Exteriores.

Sobre otras potencialidades de la Cumbre, el embajador de República Dominicana en Cuba, Joaquín Gerónimo, manifestó que es una oportunidad especial para el fomento de las relaciones culturales, comerciales y de negocios entre los países del área.

En declaraciones a Prensa Latina, el diplomático destacó que entre los asuntos relevantes que se tratarán desde el punto de vista económico está la necesidad de coordinar esfuerzos para la proyección de un turismo sustentable.

Un turismo, dijo, que implique el desarrollo de ofertas multidestinos, favorecedoras del aprovechamiento de todo el escenario de la cuenca del gran Caribe.

En su opinión, ello permitiría la consolidación del área como lugar de preferencia en el mercado turístico abierto, lo que contribuiría al desarrollo en la región, concluyó.

Para la jornada de apertura este jueves, el programa de la VII cumbre de la AEC contempla el inicio en la mañana de la Reunión de Altos Funcionarios, preparatoria del Consejo de Ministros del organismo.

Prensa Latina


Cinco preguntas sobre la Asociación de Estados del Caribe

1-¿Cuál es la importancia de la Asociación de Estados del Caribe (AEC)?

La AEC es la primera iniciativa unitaria y propia de consulta, concertación y cooperación del Caribe y América Latina, y su Convenio Cons­titutivo fue firmado el 24 de julio de 1994 en Car­tagena de Indias, Colombia.

Hasta el momento se han celebrado seis cumbres: la inaugural, en Trinidad y Tobago en 1995; la II en República Dominicana en 1999; la III en Venezuela en el 2001, la IV en Panamá en el 2005; la V en Haití en el 2013; y la VI en México en el 2014

Los miembros plenos de la Asociación son: Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Belice, Colombia, Costa Rica, Cuba, Dominica, Re­pú­blica Dominicana, Granada, Guatemala, Gu­ya­na, Haití, Honduras, El Salvador, Jamaica, Méxi­co, Nicaragua, Panamá, San Cristóbal y las Nie­ves, Santa Lucía, San Vicente y las Grana­dinas, Suriname, Trinidad y Tobago (donde se encuentra la sede) y Venezuela.

Por su parte, los miembros asociados son: Anguila, Antillas Holandesas, Aruba, Bermu­das, Guadalupe, Guyana Francesa, Islas Cai­mán, Islas Turcas y Caicos, Islas Vírgenes Bri­tánicas, Martinica y Monserrat.

La zona caribeña sufre las consecuencias del cambio climático y es por ello que cuenta con dos iniciativas enfocadas en el tema: Shock, un programa encaminado a fortalecer las alarmas tempranas en eventos meteorológicos como huracanes, en el cual participan 16 islas, entre las que se encuentra Cuba.

El otro es de conjunto con México, país miembro de la asociación y donde se realizara la VI y última Cumbre en el 2014; en ese programa se invertirán alrededor de cuatro millones de dólares para conectar 11 islas al sistema de información geoespacial de las Naciones Unidas.

La AEC trabaja conjuntamente con organizaciones regionales como la Comunidad del Caribe (Caricom), el Sistema Económico La­tinoamericano, el Sistema de la Integración Cen­troamericana (SICA), la Comisión Eco­nómica para América Latina y el Caribe de las Naciones Unidas (Cepal), entre otros.

2-¿Desde cuándo Cuba es miembro de la AEC?

La AEC fue la primera organización regional a la que Cuba se integró como miembro pleno y fundador.

Cuba siempre ha defendido la integración de la AEC y la Celac, pues este constituye el primer espacio político donde las naciones latinoamericanas y caribeñas pueden discutir sus asuntos sin la intervención de las grandes potencias.

El pasado mes de enero, nuestro país asumió la presidencia pro témpore de la AEC, el compromiso de continuar revitalizando la agenda del organismo sobre la base fundacional de sus principios, y con la voluntad de afianzar la unidad y cooperación regional, además durante esa etapa, podrá ayudar con su experiencia en el tema del cambio climático, pues cuenta con dos instituciones que son ejemplos internacionales: la Defensa Civil y el Instituto de Meteorología.

3-¿Quiénes vienen y por qué?

De acuerdo con Carlos Rafael Zamora Ro­dríguez, subdirector general para América La­tina y el Caribe del Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba, el evento contará con presencia y participación de los países miembros y asociados, con representantes de alto nivel, y se han creado las condiciones para que los dignatarios tengan un fructífero y amplio intercambio.

Hoy 2 de junio, en la primera jornada, se llevará a cabo la Reunión de Altos Funcionarios, preparatoria del Consejo de Ministros en el Palacio de Convenciones, mientras que el día 3 se celebrará en ese mismo lugar la Reunión de Ministros de Relaciones Exteriores.

Por su parte, el día 4 se efectuará la VII Cum­bre de Jefes de Estado y/o Gobierno en el Palacio de la Revolución.
Durante estos días se reforzará el postulado de América Latina y el Caribe como Zona de Paz, rubricado durante la II Cumbre de la Co­munidad de Estados Latinoamericanos y Ca­ribeños, celebrada en La Habana en enero del 2014.

4- ¿Cuáles son los principales temas a debatir?

En la cita se debatirán los asuntos fundamentales para la región como el comercio, el transporte y el turismo, los cuales fueron identificados desde la I Cumbre de la AEC.

Una de las principales creaciones de la institución ha sido el establecimiento de la Zona de Turismo Sustentable del Caribe (ZTSC), primera de su tipo en el mundo, y que entró en vigor el 6 de noviembre del 2013.

La ZTSC parte de la premisa de que el turismo es uno de los componentes económicos más importantes para la región, por lo cual protegerlo y garantizarlo a largo plazo es su principal propósito.

De acuerdo con la página web de la organización caribeña “la ZTSC es una iniciativa proactiva e innovadora de la asociación y sus países miembros, que incorpora los principios del desa­rrollo sostenible en la planificación integrada del turismo y que ofrece una herramienta única para coordinar los esfuerzos regionales en el área del desarrollo turístico”.

Otro de los temas de la agenda es la lucha contra el narcotráfico. Durante la tercera sesión extraordinaria de la Asamblea General de las Naciones Unidas (UNGASS 2016), efectuada por primera vez en casi dos décadas, se analizaron los progresos alcanzados en cuanto al combate al tráfico de drogas y los retos que ello supone.

El encuentro, efectuado el pasado abril, sirvió como plataforma para acordar darle un nuevo enfoque a la lucha antidroga, tema que debe ser abordado desde la parte de los derechos humanos y la salud pública, sin bajar la guardia al crimen organizado.

Precisamente, el tráfico de drogas es uno de los problemas que aqueja a la zona del Caribe, utilizada como una ruta alternativa para su tránsito desde los países productores de Sudamérica hasta las regiones de Norteamérica y Europa, debido al combate que se ha realizado en México en contra de las mismas.

La UNODC posee un programa con un presupuesto de 11,7 millones de dólares para el pe­riodo 2014-2016, y uno de sus principales ob­je­tivos es combatir el tráfico de drogas, el combate a la corrupción y el lavado de dinero.

En enero del 2015, Estados Unidos anunció un plan estratégico para combatir el narcotráfico en el Caribe, siendo esta la primera iniciativa de su tipo.

En el caso particular de nuestro país, se comparte información táctica con las autoridades de EE.UU. con relación a los barcos que transitan por Cuba y que son sospechosos de tráfico, con el objetivo de coordinar respuestas conjuntas.

En este contexto, la VII Cumbre de la Aso­cia­ción de Estados del Caribe será la plataforma pa­ra analizar y buscar de manera conjunta soluciones a las principales problemáticas de la re­gión.

5-¿Qué documentos se firmarán?

Está previsto la aprobación de la Declaración de La Habana y el Plan de Acción 2016-2018, que le dará continuación al concertado hace tres años en territorio haitiano.

Ese documento, llamado Plan de Acción de Pétion Ville fue adoptado en la V Cumbre de la AEC, celebrada en abril del 2013 en esa ciudad haitiana, y contiene seis puntos importantes con diversos acápites.

Entre ellos se encuentra el turismo sostenible, dentro del cual se prevé el establecimiento de la Zona de Turismo Sostenible del Gran Caribe, la implementación de un programa de policía tu­rística, y la celebración de un taller anual para la protección al turista.

Otros de los puntos son el desarrollo del co­mercio y las relaciones económicas externas me­diante la promoción de pequeñas y medianas empresas en la región, el empoderamiento de la mujer en ese acápite, así como el fortalecimiento del Banco de Desarrollo del Caribe.

El plan de acción del 2013 planteaba también la cooperación en el tema de reducción del riesgo de desastres, la realización de acciones para revitalizar las rutas marítimas y aéreas del Ca­ribe, y el accionar en el área de la educación, cultura, ciencia y tecnología.

Durante la VI Cumbre efectuada hace dos años en México, los Estados Miembros de la AEC expresaron su satisfacción por los logros alcanzados con el documento de Pétion Ville, sin embargo ya es hora de elaborar uno más actualizado con las problemáticas y retos del Caribe en el 2016.

Durante la VII Cumbre en La Habana se elegirá a un nuevo Secretario General, que ocupará a partir del 1ro. de agosto el cargo que actualmente ostenta Alfonso Múnera.

Granma


Secretario general de AEC resalta importancia de la unidad regional

El secretario general de la Asociación de Estados del Caribe (AEC), Alfonso Múnera, resaltó ayer la importancia de la unidad regional y de dicho bloque como mecanismo de concertación y cooperación en temas de interés común.

En declaraciones a la prensa a su llegada al aeropuerto internacional José Martí en esta capital, Múnera sostuvo que para su VII cumbre la AEC ha enfatizado precisamente en la unidad de los pueblos caribeños, en pos de la sostenibilidad del área geográfica que comparten.

Al respecto, detalló que el organismo puede jugar un rol protagónico en el fortalecimiento de los vínculos y la cooperación para enfrentar el cambio climático y sus consecuencias negativas.

Estamos convencidos que la única forma real de hacerlo es uniendo fuerzas, destacó, al tiempo que agregó que el cónclave en La Habana, que inicia mañana y se extenderá hasta el sábado, es un momento propicio para subrayar el papel de la región como zona de paz.

De acuerdo con Múnera, miembros y asociados de la AEC están interesados en reafirmar la voluntad de que América Latina y el Caribe siga siendo considerada como una zona de paz, tal y como se acordó en la II cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) en 2014, también en esta capital.

Es importante consolidar la paz interna, un prerrequisito para el desarrollo y bienestar de los pueblos, pero también para podernos unir, dijo el secretario general de la asociación caribeña, cuya gestión al frente de la misma culminará en la marcada cita.

Para el cargo, responsable del desarrollo y mantenimiento de relaciones políticas y de cooperación con los países miembros y observadores, y del fortalecimiento institucional e intercambio entre la Asociación y terceros, Múnera fue electo por el Consejo de Ministros de la AEC en abril de 2012.

A mediados de abril pasado, el alto funcionario visitó La Habana y se reunió con autoridades como el canciller cubano, Bruno Rodríguez, con quien conversó sobre la agenda del importante evento.

En esa ocasión Rodríguez celebró la labor de Múnera al frente del organismo y agradeció el apoyo brindado a Cuba en el ejercicio de la Presidencia del Consejo de Ministros, responsabilidad asumida en enero y que ejercerá hasta el mismo mes de 2017.

Constituida en 1994, en Cartagena de Indias, Colombia, la AEC tiene como objetivo principal promover la consulta, cooperación y acción concertada entre todos los países del Caribe.

En su VII cumbre, con sede en el Palacio de las Convenciones y en el de la Revolución, participarán representantes de las 25 naciones miembros, los siete Estados asociados, y 21 países y nueve organizaciones observadoras, además de otros invitados.

Prensa Latina