Maduro insiste en que este año no puede haber revocatorio

El presidente Nicolás Maduro afirmó el sábado último que si la oposición “cumple sus requisitos, el referendo revocatorio será el próximo año y punto”, descartando que la consulta que busca sacarlo del poder se realice en 2016, como exigen los opositores.

Si el referendo se realiza antes del 10 de enero de 2017, y Maduro pierde, se deben convocar elecciones presidenciales. Si tiene lugar después de esa fecha, el vicepresidente -designado por Maduro- asumirá el cargo hasta 2019.

La oposición venezolana debe validar 1,3 millones de firmas a partir del 20 de junio, para avanzar hacia la convocatoria del referendo, en tanto la autoridad electoral se tomará hasta el 23 de julio para realizar la revisión.

En un acto con el oficialismo en Caracas, Maduro agregó: “Debemos respetar lo que diga el Poder Electoral”.

La oposición, blandiendo el reglamento dictado por el propio Consejo Nacional Electoral (CNE), asegura que el referendo puede realizarse este año entre finales de octubre y noviembre.

Maduro dijo que “si ellos querían invocar ese referendo este año tenían que pedirlo el 11 de enero este año (un día después de la mitad del período presidencial) para que los tiempos les dieran, si cumplieran los requisitos”.

Fue a finales de abril cuando la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) recibió el formulario oficial para las primeras rúbricas, que entregó el 2 de mayo pasado.

El CNE anunció el viernes que había certificado cerca de 1,3 millones de las más de 1,8 millones que presentó la MUD -cuando solo se necesitan unas 200.000-, descalificando unas 600.000 rúbricas debido a que “no cumplieron con los criterios exigidos”, según palabras de la titular de la autoridad electoral, Tibisay Lucena.

En tanto, Maduro también advirtió que el lunes “metemos las demandas” de nulidad ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) contra el proceso revocatorio, alegando que la primera recogida de firmas contenía datos de casi 11.000 fallecidos y casi 2.000 condenados por crímenes, lo que el chavismo calificó de “fraude”.

Demandarán a la oposición

Maduro aseguró que el partido oficialista pedirá investigar judicialmente a la oposición por haber presentado más de 600.000 firmas falsas ante el CNE para eventualmente activar un proceso para revocar su mandato.

En opinión de Maduro, “es muy grave que los políticos de la derecha hayan presentado al poder electoral un paquete podrido con 600.000 firmas” a las que denominó “chimbas” o falsas, y sostuvo que dicha acción “acarrea sanciones jurídicas, penales y administrativas”.

El mandatario precisó que el oficialista Partido Socialista Unido, en cabeza del alcalde de Caracas, Jorge Rodríguez, procederá desde el próximo lunes a “demandar en todas las regiones judicialmente a los proponentes del referéndum por falsificar sus firmas”.

“¡A la carga jurídica! ¡A la carga legal! ¡A la carga constitucional! ¡A la carga institucional!”, exclamó Maduro.

El Impulso


Ejecutivo solicitará este lunes al TSJ analizar rúbricas fraudulentas de la derecha

El presidente de la Comisión de Validación de Recolección de Firmas de la derecha para dar inicio al proceso de referendo presidencial, Jorge Rodríguez, informó este domingo que mañana lunes se solicitará ante el Tribunal Supremo de Justicia se evalúen las más de 600 mil firmas que incluyó la autodenominada Mesa de la Unidad Democrática (Mud) en las planillas entregadas al Consejo Nacional Electoral (CNE).

“Nosotros vamos a solicitar que el Tribunal Supremo de Justicia evalúe estos graves hechos (…) 605 mil (firmas) delitos flagrantes, errores flagrantes, y algunos son demasiados obvios; fallecidos firmando, menores de edad firmando, sentenciados firmando”, informó este domingo.

“Después caben demandas legales y jurídicas de tipo penal, porque si una persona ve que se utilizó el nombre y la firma de un familiar fallecido, esa persona puede recurrir” a este tipo de acciones legales, dijo.

Instó a los venezolanos a revisar su cédula en la página web del CNE para conocer si su firma fue usada de manera fraudulenta, de ser así puede solicitar la anulación de la firma.

Del millón 957.779 registros que entregó la oposición al CNE, un millón 352.052 son válidas y otras 605.727 son inválidas debido a irregularidades que incluyen más de 10.000 firmas de ciudadanos fallecidos, 9.333 números de cédula inexistentes; más de 3.000 cédulas de ciudadanos menores de edad y 1.335 inhabilitados políticos.

En este sentido, Rodríguez informó que si el CNE registró alguna irregularidad en la firma el portal web lo indica y podrán reiterar o quitar la firma. No obstante, subrayó que el organismo electoral no ha invalido ninguna firma.

Correo del Orinoco


Firmas para activación del referendo revocatorio entran en dos semanas decisivas

La activación del Referendo Revocatorio entra en sus dos semanas decisivas con las jornadas de exclusión de firmas que arranca desde este lunes 13 y termina el viernes 17, y luego la de validación del 1% que será desde el lunes 20 hasta el 24 de junio en todas las oficinas regionales del Consejo Nacional Electoral (CNE).

Para esta pulseada de 10 días, el oficialismo y la oposición ya tienen listas sus cartas que jugarán.

Este domingo 12 de junio, la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) realizó un acto en el Parque Miranda con las personas cuya firma fue excluida por el Poder Electoral por presentar inconsistencias.

Henrique Capriles, gobernador de Miranda; y Henry Ramos Allup, presidente de la Asamblea Nacional (AN), encabezaron la concentración.

Capriles alertó que para este lunes “tienen un show montado en las oficinas regionales, para decirle a los trabajadores públicos que deben excluirse”.

Aseguró que tienen como aval un millón 350 mil firmas y para este jueves harán una movilización en todos los estados del país, de quienes fueron excluidos.

El presidente de la AN, por su parte, manifestó su “indignación” por la “exclusión” de las voluntades y aseguró que “el presidente de la República, Nicolás Maduro, invalidando las rúbricas de dirigentes opositores, busca decirle al país que ellos son capaces de hacer lo que quieran y tienen miedo”.

“Escuché a Maduro con paciencia, en una parte dijo que los presentantes de las firmas serían demandados, por fraude, no contentos con invalidar por simple capricho ahora amenaza con juicio y con cárcel”, dijo, durante su intervención.

Señaló que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) al que calificó como “el bufete del Gobierno”, prepara otra sentencia, una para suspender el referendo, en otra sentencia a solicitud de interpretación, “preparémonos para lo que sea”, dijo.

Por otro lado, este medio conoció por medio de Enrique Márquez, primer vicepresidente de la AN y el enlace de la MUD ante el Poder Electoral, que la opisición aspira a que se le permita “a los excluidos por el CNE validar su manifestación de voluntades”, lo que sería una suerte de reparación su rúbrica, pero esta propuesta aún no ha sido respondida por los rectores.

En la acera de enfrente, el Psuv, con Jorge Rodríguez a la cabeza prepara una demanda ante TSJ para impugnar “el proceso de firmas completo por estar viciado”.

Mientras tanto, la oficinas regionales del CNE se alistan para atender a quienes del millón 350 mil que firmó acuda a retirarla.

En el Zulia, la actividad se estará desarrollando en La Barraca, ubicada en la avenida Milagro Norte, de 8:00 de la mañana a 12:00 del mediodía y de 1:00 de la tarde a 4:00 de la tarde, informó a este rotativo su directora Marisela González, quien aclaró que la sede no se verá afectada con la aplicación del Plan de Administración de Carga (PAC) que viene aplicándose en la entidad como medida de ahorro eléctrico, pero sí pedirá el apoyo a Corpoelec, pues “la conexión de internet si se verá interrumpida porque está conectada a un circuito donde se aplica el plan de ahorro”.

En la recolección realizada durante tres días, del 27 al 29 de abril, el Zulia recolectó 450 mil rúbricas; el 1% del padrón electoral es de 23.991 firmas.

Juan Pablo Guanipa, diputado y coordinador del partido Primero Justicia, tolda que ha llevado a cabo la jornada del referendo en la región, informó que “60 mil firmas fueron rechazadas y 162 mil 145 serán las que validaremos”.

Dijo que el proceso que inicia hoy, “es un proceso inédito porque no está contemplado en ningún reglamento para que la gente acuda voluntariamente a retirar su firma con una planilla que debe descargar de la página web del CNE, pero es para motivar a que se excluya. Esto es para presionar al empleado público que firmó, pero nosotros vamos a contar con testigos”.

Para el proceso de validación, que será del 20 de junio al 24 de junio, adelantó que están organizando caravanas desde los diferentes municipios del estado hacia Maracaibo para validar su firma. “Estamos negociando con el CNE otro espacio, bien sea la plaza de Toros, el estadio Alejandro Borges o el Palacio de Eventos que permita que la gente pueda estar cómoda porque sabemos que buscarán retrasar el procesos La Barraca es una instalación militar totalmente inviable para la cantidad de personas que va a asistir”.

Panorama